Miomas uterinos: causas y síntomas principales

Es muy importante que consultemos con nuestro médico antes de consumir este remedio para que nos realice las pruebas pertinentes para verificar que no nos va a producir ninguna reacción adversa

El mioma es un tumor originado en el tejido muscular del útero. Los miomas uterinos son tumores benignos, es decir, una lesión que no es cáncer y no tiene ningún riesgo de transformación maligna. En este artículo te explicaremos las posibles causas, sus principales síntomas y tratamiento.

Miomas uterinos: causas y síntomas

¿Qué es un mioma?

El mioma es un tumor benigno del útero, es decir, una lesión que no es cáncer y no presenta riesgo de transformarse en cáncer.

El útero es un órgano mayoritariamente compuesto por músculos. El mioma es un crecimiento anormal de una área de esta musculatura, que forma generalmente una tumoración de aspecto redondo. El mioma es compuesto exactamente por el mismo tejido del útero, siendo apenas una lesión más densa.

miomas uterinos

Existen 4 tipos de mioma, clasificados de acuerdo con su localización en el útero:

  • Mioma submucoso: son tumores que crecen justo debajo del miometrio, la capa que recubre la pared interior del útero. El mioma submucoso se extiende hacia dentro de la cavidad uterina, pudiendo, cuando es grande, ocupar una buena parte de dicha cavidad.
  • Mioma subseroso: son tumores que crecen justo debajo de la serosa, la capa que recubre la parte externa en el útero. Los miomas subserosos dan al útero una apariencia nodular.
  • Mioma pediculado: son tumores subserosos que crecen y acaban destacándose del útero, quedando sujetos por un fino cordón, llamado de pedículo. El mioma pediculado puede crecer hacia adentro de la cavidad uterina o hacia fuera del útero.
  • Mioma intramural: son tumores que crecen dentro de la pared muscular del útero. Cuando son grandes, pueden distorsionar la pared externa como los miomas subserosos y/o la pared interna como los miomas submucosos.

Lee también: Regla abundante: 5 remedios caseros y naturales para combatirla

Causas

Los miomas uterinos son comunes. Hasta una de cada cinco mujeres puede tener miomas durante sus años de fertilidad. La mitad de todas las mujeres tiene miomas hacia los 50 años.

Los miomas son poco frecuentes en mujeres menores de 20 años. Son más comunes en mujeres afroamericanas que en mujeres blancas, hispanas o asiáticas.

Nadie sabe exactamente qué causa los miomas. Se cree que son ocasionados por:

  • Hormonas del cuerpo
  • Genes (pueden ser hereditarios)

Síntomas

El mioma puede ser un tumor único o varios tumores, puede ser minúsculo o tener varios centímetros de diámetro. Puede causar síntomas o ser completamente asintomático, pasando desapercibido por mucho tiempo.

Miomas en el útero y embarazo

La mayoría de los miomas son pequeños y asintomáticos. Pero cuando el mioma causa síntomas, estos pueden ser:

  • Sangrado menstrual abundante, en ocasiones con coágulos.
  • Períodos menstruales  prolongados.
  • Necesidad de orinar con  frecuencia.
  • Dolor y calambres durante la menstruación, y dolor durante las relaciones sexuales.
  • Sangrado entre periodos.
  • Problemas reproductivos.

Lee también: ¿Cómo calcular mis días fértiles si tengo un ciclo menstrual irregular?

Diagnóstico

Será evaluado por el especialista  (Ginecólogo) que explorará la cavidad pélvica para observar cambios en la forma del útero.

Los miomas no siempre son fáciles de diagnosticar. La obesidad puede hacer que los miomas sean más difíciles de detectar. Puedes tener que hacerte estos exámenes para buscar los miomas:

  • El ultrasonido utiliza ondas sonoras para crear una imagen del útero.
  • La resonancia magnética utiliza imanes y ondas de radio potentes para crear una imagen.
  • La ecografía con infusión salina (sonohisterografía): se inyecta una solución salina dentro del útero para que sea más fácil ver el útero mediante el ultrasonido.
  • La histeroscopia utiliza un tubo delgado y largo insertado a través de la vagina hasta el útero para examinar su interior.
  • En la biopsia endometrial se extrae un pequeño pedazo del revestimiento del útero para buscar cáncer si tienes sangrado inusual.

Tratamiento

Las mujeres con miomas pequeños y asintomáticos no necesitan de tratamiento. En realidad, hasta un 40% de los miomas disminuyen espontáneamente en un periodo de tres años.

En las mujeres con síntomas, el tratamiento inicial se lleva a cabo generalmente con medicamentos, tratando de reducir los sangramientos y el tamaño de los miomas. Entre las opciones están los medicamentos análogos de GnRH, que inducen a una temprana menopausia, inhibiendo la producción de estrógenos por los ovarios, los anticonceptivos orales y el DIU con liberación de progesterona.

La cirugía de miomas uterinos se vuelve una opción cuando:

  • Los síntomas no responden al tratamiento con medicamentos.
  • Hay intención de quedar embarazada y los miomas pueden interrumpir la gestación.
  • Hay dudas de que los tumores sean realmente miomas o alguna lesión maligna.

La miomectomía es la cirugía en la cual se retira apenas el mioma, manteniendo el resto del útero intacto. Dependiendo del tipo de mioma, la miomectomía puede llevarse a cabo por laparoscopia, incisión abdominal o histeroscopia. En hasta ¼ de los casos, el mioma vuelve a crecer después de algún tiempo.

Finalmente, si sientes alguna molestia, o crees que sufres de miomas uterinos, te recomendamos acudir a tu médico para que te evalúe y te dé un diagnostico más acertado.