Pastel de seda francés

Yamila Papa Pintor · 5 julio, 2015
Conviene dejar reposar el pastel unas cuatro horas en la nevera para que se asiente. Podemos elaborarlo la noche anterior o por la mañana si lo vamos a consumir en la merienda.

Aunque por el nombre pensemos que es un postre oriundo de Francia… ¡Surgió en Estados Unidos! El french silk pie en inglés es realmente irresistible. Aprende a preparar un riquísimo pastel de seda francés en el siguiente artículo.

Receta 1 de pastel de seda francés

Perfecto para una tarde de merienda en casa con amigos o familiares. ¡Te adorarán cuando pongas en la mesa esta delicia! Demostrarás que eres un experto cocinero… internacional.

¿Qué necesitas?

Para la base:

  • 180 gramos de harina
  • 30 gramos de salvado de avena
  • 80 gramos de mantequilla
  • 1 cucharada de azúcar
  • 1 huevo
  • 1 cucharada de agua

Para el relleno:

pastel aleman de chocolate

  • 180 gramos de mantequilla
  • 250 gramos de azúcar
  • 250 gramos de chocolate negro
  • 3 huevos

Para la cobertura:

  • 400 ml de nata
  • 4 cucharadas de azúcar

¿Cómo se prepara?

  1. Primero haz la masa quebrada, para ello, en un recipiente coloca la harina, el azúcar y el salvado. Remueve y echa la mantequilla algo blanda. Con las manos amasa hasta conseguir una textura arenosa y homogénea. Pocha el huevo y sigue amasando. Envuelve en papel film y lleva a la nevera por 15 minutos.
  2. Mientras tanto, trocea el chocolate y derrite al baño María. Reserva.
  3. Pon en un recipiente la mantequilla y el azúcar y bate con varillas eléctricas hasta que este último se disuelva por completo.
  4. Saca la masa quebrada de la nevera y estira con el diámetro algo mayor que el molde que usarás (para que te sea más fácil luego poner en el molde, estira entre dos papeles de horno antiadherentes).
  5. Coloca en el molde con lo que sobró haciendo de “pared” y pincha en varios sitios con un tenedor.
  6. Cocina a 180°C durante 20 minutos o hasta que comience a dorarse.
  7. Retira del horno y deja que se enfríe antes de desmoldar (porque sino se romperá).
  8. Sigue trabajando la crema: vierte el chocolate fundido y luego los huevos uno a uno, sin dejar de remover. Reserva en la encimera en un sitio donde no haga mucho calor (alejado del horno).
  9. Monta la nata con el azúcar y reserva.
  10. Cubre la masa con la crema de chocolate y luego esparce la nata.
  11. Pon en la nevera 4 horas antes de disfrutar. Puedes decorar con chocolate rallado por ejemplo.

Receta 2 de pastel de seda francés

Como siempre ocurre en las recetas tradicionales, no hay una sola manera de prepararla.

Ingredientes

Para la base:

  • 30 galletas de chocolate
  • 2 cucharadas de dátiles
  • 2 cucharadas de agua
  • 1 cucharada de aceite

Para el relleno:

Autor: Mover el Bigote

  • 1 cucharada de café hecho
  • 1 cucharada de agua
  • 1 y ½ cucharada de gelatina sin sabor
  • 1 huevo
  • ½ taza de leche
  • 8 cucharadas de azúcar
  • 1/3 taza de cacao en polvo
  • 60 gramos de chocolate amargo
  • 1 y ½ cucharada de extracto de vainilla
  • 1 cucharada de nata

Instrucciones:

  1. Precalienta el horno a 170°C, ponle rocío vegetal a un molde para hornear.
  2. Prepara primero la base. Coloca las galletas y los dátiles sin hueso en el triturador de alimentos y procesa bien. Añade el agua y el aceite para que se forme una mezcla arenosa.
  3. Esparce bien sobre el molde engrasado y hornea 10 minutos (para que quede crujiente), retira del horno y deja que se enfríe.
  4. Haz el relleno, mezcla el café con el agua y espolvorea la gelatina para que se ablande. Aparte, bate el huevo con la leche, el cacao y 3 cucharadas de azúcar. Calienta en un cazo esto último para que se espese. Agrega la mezcla de café con gelatina y remueve hasta que quede todo disuelto. Pon el chocolate y la esencia de vainilla y sigue removiendo para que se funda bien. Retira del fuego y deja que se enfríe unos 30 minutos.
  5. Bate las claras con la nata para que quede a punto nieve. Añade el azúcar restante y sigue removiendo. Echa un poco en la mezcla de chocolate anterior.
  6. Vierte sobre la base y encima esparce lo que quedó de claras. Lleva a la nevera 3 horas antes de servir, corta en porciones pequeñas. Puedes decorar con hilos de chocolate negro o nueces picadas.