Los peligros de las cremas confirmados por Sanidad

29 Julio, 2020
Este artículo ha sido escrito y verificado por la farmacéutica María Vijande
Los peligros de las cremas pueden evitarse fácilmente. Debemos seguir algunos consejos puntuales que nos aseguren el uso correcto del producto. Te lo contamos todo en el próximo artículo.
 

¿Quién no utiliza cremas o cosméticos hoy en día? Son muchos los lugares donde podemos comprar estos productos. Los hay de variados precios, por lo que están a disposición de todos los públicos.

Sin embargo, la mayoría de la gente no conoce los peligros de las cremas, sobre todo de las que no se venden en comercios especializados. En estos lugares no hay nadie que nos indique sobre el mejor uso de las mismas.

Es por esta razón que la Agencia Española del Medicamento y Productos Sanitarios (AEMPS) ha elaborado un informe para alertar de la mala utilización de estas y de los cosméticos. El fin es tratar de reducir los riesgos asociados.

Este informe, conocido como “Buenas prácticas de uso de productos cosméticos”, está dividido en dos secciones principales:

  • El mal uso de productos
  • Las malas prácticas asociadas al uso de los productos

Veamos, a continuación, los peligros de las cremas si no se utilizan adecuadamente. Te recomendamos que lleves a la práctica estos consejos, y así reduzcas los riesgos.

 

¿Cuáles son los malos usos de las cremas más frecuentes?

Uno de los peores hábitos que tenemos a la hora de utilizar una crema es que no le damos al producto la importancia que tiene. Ignoramos las recomendaciones proporcionadas por el fabricante, lo que aumenta los peligros de estos productos a la hora de su utilización.

No leer estas recomendaciones es como no informarse del uso de algunos medicamentos al no mirar el prospecto. Muchas cremas contienen sustancias activas que, si no se aplican de una determinada forma, pueden causar daños en la piel.

Por ejemplo, solemos obviar la fecha de caducidad de estos productos, así como el lugar y el ambiente más adecuado para su conservación.

Y a pesar de que en muchas ocasiones estos malos hábitos solamente repercuten en la inactivación de las sustancias, también hay otros riesgos. Las moléculas que forman las cremas pueden convertirse en otras, proporcionando efectos indeseables para el consumidor.

Mujer usando productos con vitamina A
 

¿Cómo podemos evitar los peligros asociados al mal uso de las cremas?

Además del informe explicado, la AEMPS también ha publicado una serie de consejos que debemos implementar a la hora de utilizar las cremas y los cosméticos. Si los empleamos, podremos reducir considerablemente los peligros relacionados.

En primer lugar, se recomienda siempre leer el etiquetado del producto, así como el modo de empleo y las advertencias y precauciones de uso, según expone este informe del Gobierno de Canarias.

Al estar bien informados de ello, podremos garantizar los efectos beneficiosos del producto en cuestión.

En segundo lugar, nunca se debe utilizar una crema o cosmético para un fin distinto al previsto por el fabricante. Si lo hacemos, podríamos desencadenar otros problemas de salud.

También es aconsejable respetar la fecha de duración mínima, o el plazo después de la apertura del producto que viene indicado en el mismo.

El cuarto consejo es que se conserven los productos adecuadamente, así como mantener los recipientes limpios y bien cerrados. También es importante evitar la exposición a las temperaturas extremas y a la luz solar.

 

Los rayos solares podrían modificar la estructura de las moléculas haciendo que los productos pierdan eficacia o, en el peor de los casos, desencadenen efectos peligrosos.

Además, es fundamental lavarse las manos antes de usar cualquier producto de cosmética. Esto evitará las infecciones.

Lee también: ¿Qué son los excipientes de los medicamentos?

Otros consejos para evitar los peligros de las cremas

los peligros de las cremas
Revisar la fecha de caducidad es fundamental en cualquier producto. En las cremas también es un dato importante para reducir el riesgo

Aparte de todos los consejos mencionados anteriormente, la AEMPS también nos sugiere que tengamos en cuenta los siguientes:

  • No compartir objetos que puedan estar en contacto con fluidos biológicos.
  • No mezclar productos ni añadir ninguna sustancia adicional al cosmético.
  • Debemos evitar cambiar el envase en el que viene de fábrica.
 
  • Si utilizamos algún producto desechable, tirarlo inmediatamente después de haberlo usado y no volver a utilizarlo.
  • Si hay algún defecto en el producto, desecharlo.

Descubre más: ¿Qué es la dermatitis atópica?

Sigue los consejos de los expertos

Sanidad nos ha alertado sobre los peligros de las cremas y las consecuencias que hay de los malos usos de los cosméticos. La razón de ello es que muchos de nosotros no los utilizamos como es debido -no leemos el etiquetado, no los conservamos bien o los mezclamos entre ellos- y sufrimos consecuencias dañinas por estos malos hábitos.

Es fundamental respetar estas pautas notificadas por la AEMPS para reducir al mínimo todos los peligros de las cremas. Son consejos sencillos y fáciles de aplicar que pueden evitarnos un disgusto.

 
  • Alcalde, M. T. (2007). Alimentos usados en formulación cosmética. Ámbito Farmacéutico. Cosmétca.
  • Ministerio de Sanidad, S. S. e I. (2018). Real Decreto 85/2018, de 23 de febrero, por el que se regulan los productos cosméticos. Disposición 2693 Del BOE Núm. 51 de 2018. https://doi.org/10.1017/S0954422417000087
  • Mosquera, T., Noriega, P., Tapia, W., & Pérez, S. H. (2012). Evaluación de la eficacia cosmética de cremas elaboradas con aceites extraídos de especies vegetales Amazónicas: Mauritia Flexuosa (Morete), Plukenetia Volubilis (Sacha Inchi) y Oenocarpus Bataua (Ungurahua). La Granja. https://doi.org/10.17163/lgr.n16.2012.02
  • Gobierno de Canarias. http://www3.gobiernodecanarias.org/medusa/ecoblog/aacoart/files/2013/04/Etiquetado-de-los-productos-cosméticos.pdf
  • Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios. (2019). Buenas prácticas de uso de productos cosméticos. https://www.aemps.gob.es/informa/cosmeticos-y-cuidado-personal/buenas-practicas-de-uso-de-productos-cosmeticos/