Perdona, suelta y cierra el pasado

Raquel Lemos · 18 febrero, 2016
El pasado no debe impedirnos avanzar. Los errores cometidos no tienen que ser un lastre, hay que considerarlos como parte de nuestro aprendizaje

Nuestro pasado a veces nos abruma, hasta el punto de impedir que podamos vivir nuestro presente en paz y armonía. Cuando esto ocurre, algo ha ocurrido que nos paraliza, que nos está parando los pies impidiéndonos avanzar.

Es fácil decir que debemos soltar el pasado si queremos continuar nuestro camino, pero cuando nos cuesta tanto, cuando no sucede esto de forma natural, es que hay un problema mucho más grave al que debemos prestarle atención.

Si he cometido errores, aprenderé

Uno de los principales problemas por los cuales no logramos avanzar son los errores que hemos cometido. El cargo de conciencia por no haber actuado bien, por haber hecho algo que en realidad no queríamos hacer, nos persigue y nos atormenta.

mujer-triste

En principio, sabemos que todo error se puede solventar, pero ¿qué pasa con aquellos para los que no hay vuelta atrás? La solución es fácil, simplemente tenemos que aprender de ellos. Piensa que en toda circunstancia negativa, tú puedes sacar algo positivo.

No tengas miedo a los errores, esos que pesarán sobre tu conciencia, te impedirán avanzar y te someterán a un pasado que realmente ¡no puedes cambiar! Debes mirar hacia adelante, porque lo que se ha hecho, no lo podrás ya modificar.

Debes leer: El valor de aceptar los errores cometidos

¿Debo lamentarme por los errores cometidos? Jamás, ya que cometer errores es algo humano, algo que nos enseña y que nos muestra que no somos perfectos. Debemos ser conscientes de que los errores son positivos, ya que gracias a ellos aprendemos.

No me negaré a la felicidad

No todo tiempo pasado ha sido mejor, y posiblemente hayas pasado por circunstancias tristes y turbias en tu pasado que recuerdas en tu presente. Aunque así haya sido, ¡han quedado atrás! No puedes seguir viviendo en tu pasado, porque tu presente está aquí.

mujer-con-barco-en-el-pelo

Hay muchas personas que no son capaces de ser felices porque viven ancladas en su pasado. Es normal que a veces volvamos al pasado, pero debemos volver para aprender, para ver qué nos ha ocurrido y cómo hemos aprendido de ello.

Para ello, debes aprender a perdonar, pero también a perdonarte. El rencor nunca será algo beneficioso para ti, pues te negarás la felicidad que te está esperando. Es necesario soltar todo aquello que nos ate al rencor.

Además, no solo debes aprender a perdonar a los demás, sino aprender a perdonarte a ti mismo por todos aquellos fallos que has cometido. Esto te permitirá liberarte de un gran peso que llevas siempre a tus espaldas.

Debes leer: Sufrimiento, ¿qué ocurre en nuestro cerebro cuando lo sentimos?

Por todo esto es esencial que le brindes a tu presente la oportunidad de poder seguir avanzando, aunque a veces mires hacia atrás. Pero es importante que solo lo hagas siempre y cuando ello te permita dar un paso más hacia tu felicidad.

Ahora es el momento, ¡suelta!

pasado

¿Sabes lo que es la dependencia? Atarnos a alguien porque tenemos miedo a estar solos y porque algún trauma de nuestro pasado nos ha provocado que no podamos estar solos. Pues en este caso, también sufrimos una especie de dependencia con nuestro pasado.

No debemos hacernos dependientes de nuestro pasado porque debemos aprender que no podemos cambiarlo. Vivir en él, residir en él, nos volverá personas grises, personas que no avanzan y que se ponen límites.

No podemos avanzar si no soltamos. Piensa que vivir en tu pasado es como estar agarrado por una cuerda, una cuerda que tú mismo has atado y de la que tú solo podrás soltarte. Y ahora es el momento de hacerlo.

No te puedes ir sin descubrir: Codependencia: cuerdas que hacen daño

Mira a tu pasado con ojos de observador, aprende lo que has hecho bien y lo que has hecho mal, lo que te ha sucedido. Perdona a todas aquellas personas que te han hecho daño. Ahora, préstale atención a tu presente y fíjate en lo que quieres cambiar con respecto al pasado. Es muy importante que lo lleves a la acción.

mujer-libre-del-pasado

Todos, en algún momento, debemos volver a nuestro pasado. Lo importante es no quedarse allí para siempre, porque nuestra realidad es el aquí y el ahora. Vivimos en el presente caminando siempre hacia el futuro.

No te permitas vivir en un pasado que ya ha quedado atrás y que solo contiene cosas, muchas de las cuales, no te gustan. Hoy puedes cambiar todo eso que ya quedó atrás. En el presente tienes la oportunidad de cambiar.