Petit fours de chocolate

Aunque en esta receta incluimos el relleno de mermelada de fresa puedes adaptarlo a tus gustos e incluso preparar de diferentes sabores, siempre teniendo en cuenta que combinen bien con el chocolate

¿Estás buscando una idea afrancesada para tus postres o para agasajar a tus seres queridos? Entonces no puedes dejar de preparar estos pequeños bombones au chocolait. ¡Conoce la receta de los petit fours de chocolate en el siguiente artículo!

Receta de petit fours de chocolate

Delicados, dulces, sofisticados… se pueden comer de un solo bocado y te dejará una sensación maravillosa en la boca. Son realmente muy ricos y perfectos para ofrecer en una merienda o para una ocasión especial. ¿Te animas a preparar petit fours de chocolate?

Ingredientes:

Para la masa:

  • 4 yemas
  • 100 g de azúcar
  • 4 cucharadas de agua caliente
  • 60 g de harina
  • 60 g de almidón de maíz (fécula)
  • 1 pizca de sal
  • 4 claras
  • 1 cucharada de azúcar

Para el relleno:

  • 250 g de mermelada de fresas
  • Pasta de almendras (mazapán) al gusto
  • 125 g de almendras
  • 125 g de azúcar glas
  • 1 clara de huevo
  • 2 gotas de esencia de almendras
Bálsamo-labial-de-chocolate

Para el baño de chocolate negro:

  • 100 g de chocolate cobertura semiamargo
  • 100 cc de nata

Para el baño de chocolate blanco:

  • 100 g de chocolate blanco
  • 100 cc de nata

Utensilios:

  • Varillas eléctricas
  • Recipientes
  • Tamizador
  • Espátula
  • Bandeja para horno de 26 cm de lado
  • Paño
  • Cuchara
  • Cuchillo
  • Cazos

Preparación:

  • Bate las yemas y el azúcar con el agua caliente hasta obtener una preparación espumosa y cremosa. Tamiza la harina, la sal y el almidón de maíz. Aparte, bate las claras con el azúcar hasta que estén firmes. Echa la mitad del merengue a las yemas y mezcla para que se incorpore todo bien.
  • Añade los ingredientes secos (almidón de maíz, harina, sal, azúcar) y remueve de forma envolvente. Agrega la mitad restante de merengue lo más lento posible y sin dejar de batir.
  • Engrasa un molde y forra con papel de hornear. Enciende el horno a 200 °C. Vierte la preparación y cocina unos 10 minutos hasta que esté dorado. Una vez pasado ese tiempo, retira y deja que se enfríe un poco antes de desmoldar. Cubre con un paño. Reserva.
  • Prepara ahora el relleno. Para ello procesa las almendras hasta que queden echas un polvillo. Agrega la esencia de almendras. Mezcla con el azúcar glas y la clara de huevo. Te debe quedar con la consistencia ideal para trabajar con las manos.
  • Corta el bizcocho que ya debe estar frío en 3 tiras del mismo ancho. Divide el relleno en 2 partes. Toma una de ellas y estírala para que te quede igual que el bizcocho. Unta con mermelada de fresas y “pega” el mazapán. Encima pon la segunda tira de bizcocho y repite el procedimiento con la mermelada y el mazapán restante. Por último coloca la última tira de bizcocho. Presiona con los dedos para que todo quede bien integrado. Corta en cubos de unos 3 cm de lado.
chocolate-002

  • Por último queda hacer los ganaché de chocolate. El procedimiento es el mismo para el negro y el blanco, pero por separado. Calienta la nata hasta que rompa a hervir y vierte sobre el chocolate troceado en un recipiente térmico. Mezcla bien para que se funda. Deja que se enfríe y que su consistencia no sea tan líquida. Vierte encima de la mitad de los cubos de bizcocho y mazapán. Los demás los cubres con el chocolate blanco derretido. Dispón todos en una bandeja alternando los colores blanco y negro para que quede mejor en la presentación. Lleva a la nevera al menos 2 horas hasta que tomen la consistencia adecuada.

Datos de interés:

  • Nivel de dificultad: Intermedio
  • Tiempo de preparación: 1 hora + 2 horas de nevera
  • Consejos: En vez de procesar las almendras puedes comprar directamente la harina de almendras en las casas naturistas o herbolarios. Si no consigues esencia de almendras, no dudes en usar extracto de vainilla. Puedes terminar de decorar los petit fours una vez que los hayas sacado de la nevera con hilitos de chocolate negro y blanco (que contrasten con la cobertura). Otras opciones son nueces o almendras troceadas, fresas, cerezas, coco rallado… las opciones son infinitas.