Picor vaginal: 4 formas de tratarlo

Este artículo ha sido verificado y aprobado por la médico Maricela Jiménez López al
01 Julio, 2020
La mayoría de las mujeres se han enfrentado a las molestias del picor vaginal. Algunas siguen remedios caseros para intentar aliviar este problema. ¿Funcionan?
 

Hay sensaciones que son incómodas para las mujeres, desde los dolores antes de la menstruación hasta las enfermedades vaginales. En esta línea, la picazón en esta zona también se suma a la lista. Pero, ¿conoces qué lo causa y cómo aliviar el picor vaginal? 

De acuerdo con los expertos del Manual MSD, “el prurito (comezón) vaginal se produce cuando su vagina (el canal del parto) o el área fuera de la abertura de la vagina (llamada vulva) se siente irritada y pica”.

A continuación, te informamos más al respecto y te presentamos 4 formas de aliviarlo. No obstante, cabe decir que estas opciones no sustituyen ningún tratamiento médico y, por lo tanto, se debe acudir al ginecólogo y seguir sus indicaciones a la par que se mantienen buenos hábitos de vida.

¿A qué se debe el picor vaginal?

En primer lugar, hay que definir con claridad a qué se debe la picazón vaginal y cuáles son sus causas más comunes, de manera que sepas cómo identificar esta sensación.

El picor vaginal es una de las situaciones desagradables que enfrentan las mujeres con regularidad. Picazón o irritación alrededor de la vagina puede estar causada por bacterias o infecciones producidas por hongos, menopausia, enfermedades de transmisión sexual o irritantes químicos.

Además, algunas mujeres también pueden experimentar enrojecimiento, hinchazón y olor desagradable en el fluido. Para hacer frente a esto, es necesario mantener una higiene adecuada y seguir una dieta saludable.

 

Lee también: 7 remedios naturales contra el mal olor vaginal

¿Cómo aliviar el picor vaginal?

El malestar que provoca este problema hace que las mujeres busquen soluciones naturales que permitan solventarlo. No obstante, es importante señalar que la información aquí brindada es informativa. Por lo tanto, se debe acudir a un especialista para tratar el problema de raíz.

Sin perjuicio de lo anterior, las creencias populares se servían de las propiedades de los siguientes ingredientes. Sin embargo, la vagina es una de las partes del cuerpo más delicadas; por ende, hoy en día hay discrepancias sobre su uso por razones de seguridad.

Te explicamos cuáles son, por qué se creía que servían y cuáles son las novedades actuales sobre su efectividad.

1. Pomadas con miel

Corazón de miel de abejas.

Se suele decir que la miel contiene propiedades que, en casos de ardor e irritación, ayudarían a calmar la piel y combatir la infección. En esta línea, una investigación publicada en 2017 por el Journal de Mycologie Médicale realizó un experimento con 80 mujeres para probar una pomada vaginal hecha con miel. Los resultados fueron satisfactorios y se concluyó que, en efecto, podría ser útil como tratamiento natural para síntomas de candidiasis (infección vaginal por hongos).

 

Antes de aplicarte cualquier crema que encuentres en el mercado con miel, consulta primero con el ginecólogo. Así evitarás reaccciones adversas y complicaciones.

También te interesará: ¿Tienes candidiasis vaginal? Descubre 5 remedios para combatirla

2. Infusión de manzanilla

En vista de que la manzanilla tiene propiedades antiinflamatorias y calmantes, en el ámbito de la medicina alternativa se recomiendan los baños de asiento con su infusión para aliviar las molestias en la zona íntima. Es importante realizar los baños siempre previa consulta con el médico.

3. Compresas frías

Según los expertos del Manual MSD, ponerse bolsas de hielo en la vulva puede contribuir con el alivio del picor vaginal. Siempre envueltas en una gasa esterilizada para no quemar la piel. Cabe destacar que no se debe dejar mucho tiempo puesta.

Asimismo, indican que “si el picor no mejora, los médicos pueden sugerir medicamentos (como una crema con corticoesteroides)”.

4. Hojas de romero

Según la sabiduría popular, las hojas de romero son conocidas por impedir el cultivo de bacterias alrededor de la piel. Por lo tanto, también se utilizaban para obtener una solución antibacteriana que permitiera aliviar el picor vaginal.

 

Aunque se deben seguir realizando investigaciones al respecto, un estudio publicado por la Revista de Fitomedicina defendió que podría ser una alternativa de tratamiento frente a los efectos secundarios del metronidazol (el medicamento más recetado para estas afecciones).

¿Funcionaría el ajo?

Como la alicina (compuesto presente en el ajo) tendría propiedades antibacterianas y antibióticas; en el ámbito popular, se ha defendido la hipótesis de que es capaz de eliminar la levadura que causa la picazón y otras molestias. No obstante, lo cierto es que su uso en este sentido es peligroso para la salud y se aleja de la realidad.

Se realizó un estudio en la Universidad de Ciencias Médicas de Isfahan, en Irán; con 64 casos de mujeres. La mitad de ellas utilizaron una pomada de ajo y tomillo para aliviar los síntomas de vaginitis. No obstante, pese a generar algunos resultados positivos, cabe decir que los principales efectos secundarios estaban relacionados con un aumento de la picazón. Por tanto, el ajo no es una buena opción para aliviar el picor vaginal.

 
  • Ankri, S., & Mirelman, D. (1999). Antimicrobial properties of allicin from garlic. Microbes and Infection. https://doi.org/10.1016/S1286-4579(99)80003-3.
  • Foster, D. C. (1993). Vulvitis and vaginitis. Current Opinion in Obstetrics & Gynecology, 5(6), 726–732.
  • Hardy, L., Cerca, N., Jespers, V., Vaneechoutte, M., & Crucitti, T. (2017). Bacterial biofilms in the vagina. Research in Microbiology. https://doi.org/10.1016/j.resmic.2017.02.001
  • Banaeian, S., Sereshti, M., Rafieian, M., Farahbod, F., y Kheiri, S. (2017). Comparación de la pomada vaginal de miel y clotrimazol para el tratamiento de la candidiasis vulvovaginal: un ensayo clínico aleatorio. Revista de Micología Médicale, 27 (4), 494–500. https://doi.org/10.1016/j.mycmed.2017.07.003.
  • Backus KV, Muzny CA, Beauchamps LS. Trichomonas vaginalis Treated With Boric Acid in a Metronidazole Allergic Female. Sex Transm Dis. 2017;44(2):120. doi:10.1097/OLQ.0000000000000559.
  • Mashburn, J. (2012). Actualización de infecciones vaginales. Journal of Midwifery & Women's Health, 57 (6), 629–634. https://doi.org/10.1111/j.1542-2011.2012.00246.x.
  • Simbar, M., Azarbad, Z., Mojab, F. y Alavi Majd, H. (2008). Un estudio comparativo de los efectos terapéuticos de la crema vaginal Zataria multiflora y el gel vaginal de metronidazol en la vaginosis bacteriana. Fitomedicina, 15 (12), 1025-1031. https://doi.org/10.1016/j.phymed.2008.08.004.
  • Bahadoran, P., Rokni, FK y Fahami, F. (2010). Investigar el efecto terapéutico de la crema vaginal que contiene ajo y tomillo en comparación con la crema de clotrimazol para el tratamiento de la vaginitis micótica. Revista iraní de investigación en enfermería y partería , 15 (Supl. 1), 343–349.