Picor vaginal: 4 formas de tratarlo eficazmente

Erika Petit 17 diciembre, 2017
La mayoría de las mujeres se enfrentan a las molestias del picor vaginal al menos una vez en su vida. La picazón genital puede ser activada por varios factores. Te mostramos algunos consejos para tratar este problema.

Existen muchas sensaciones que siempre son incómodas para las mujeres, desde la menstruación hasta la alta exposición a enfermedades a la que está expuesta la vagina. El picor vaginal también se suma a la lista. Pero, ¿conoces qué lo causa y cómo tratarlo eficazmente? 

Toda mujer, al menos una vez en la vida ha tenido que padecer alguna de estas molestias. Con respecto al picor vaginal, la cuestión puede tender a complicarse un poco, debido a que existen múltiples factores que pueden acentuar y servir de cultivo perfecto para la proliferación de este malestar.

En primer lugar, hay que definir con toda claridad a qué se debe la picazón vaginal y cuáles son los detonantes más comunes, de manera que puedas tratarlo eficazmente si estás pasando por esto, o en un futuro cercano.

El picor vaginal es una de las situaciones desagradables que enfrentan las mujeres con regularidad. Picazón o irritación alrededor de la vagina puede estar causada por bacterias o infecciones por hongos, menopausia, enfermedades de transmisión sexual o irritantes químicos.

Además de picor vaginal, algunas mujeres también pueden experimentar enrojecimiento, hinchazón y fluido oloroso. Para hacer frente a esto, es necesario mantener una higiene adecuada y seguir una dieta saludable. Mientras tanto, te traemos 4 formas de tratarlo eficazmente.

4 formas de tratar el picor vaginal

1. Usa la miel

miel-clavo

La miel contiene diversas cualidades curativas, y en el caso del ardor y de la irritación que deja como secuela el picor vaginal, es importante que entiendas que es efectiva para calmar los síntomas y combatir la infección, si es de origen bacteriana.

¿Qué se debe hacer?

  • Aplica una capa de miel (entre 20 y 30 g) en la vagina.
  • Luego, deja reposar alrededor de 30 minutos (sin cubrir la zona con ninguna prenda o artefacto).
  • Pasado el tiempo, enjuaga con abundante agua tibia hasta retirar la totalidad de la miel.
  • Preferiblemente, repetir el proceso al menos 2 veces al día.

Lee también: 9 cosas que sucederán cuando empieces a comer miel a diario

2. Ácido bórico como aliado

Inflamación de los tejidos vaginales

El ácido bórico contiene propiedades antisépticas y antifúngicas que proporcionan alivio del picor vaginal, ardor y otras molestias. Sin mencionar que es fácil obtenerlo y económico para usarlo cuando sepas con certeza que tienes malestar en tu área sensible.

¿Cómo se puede preparar?

  • Añade pequeñas cantidades de ácido bórico -entre 3 y 4 cucharadas diluidas en 1/2 de vaso de agua-.
  • Mezcla muy bien los ingredientes de manera que resulte una solución homogénea.
  • Luego, aplícala en el área afectada con la ayuda de un algodón o cualquier instrumento antiséptico.
  • Deja la solución reposar por un periodo de entre 1 y 2 minutos.
  • Repite el procedimiento una vez al día durante 2 semanas.

3. Hojas de romero

romero

Aunque pueda parecerte algo un tanto alocado, probablemente te lleves una sorpresa al respecto. Las hojas de romero son conocidas por impedir el cultivo de bacterias alrededor de la piel, pueden utilizarse para obtener una solución anti-bacteriana que también proporciona alivio del picor vaginal.

¿Cómo se debe preparar?

  • Pon a hervir 3 o 4 tazas repletas de agua en una olla.
  • Inmediatamente después, agrega las hojas de romero.
  • Luego, tapa la mezcla en preparación y déjala en la llama durante 15 minutos.
  • Espera que enfríe un poco y aplícala en tu zona vaginal afectada.
  • Deja que se seque por completo.
  • Repite el proceso 2 veces por día durante 1 semana.

Visita este artículo: Reduce la celulitis con una crema natural de aguacate y romero

4. Si tienes picor, el ajo es ideal para ti

Dientes-de-ajo-contra-el-picor-vaginal

La alicina presente en el ajo posee propiedades antibacterianas y antibióticas que matan la levadura que causa la picazón y otras molestias. Comer 3 dientes de ajo en un día estimula el sistema inmunitario y ayuda al cuerpo a combatir infecciones con eficacia notable.

Debes tener en cuenta que las características que posee el ajo son ideales para ayudarte a combatir el ardor, el picor y la irritación que ocasionan en la vagina algún tipo de infección. No lo dudes, úsalo.

¿Cómo se debe preparar?

  • Necesitarás 4 dientes de ajo sin la cáscara.
  • 1/2 taza de aceite de oliva.
  • Una vez obtengas los ingredientes, debes combinarlos y dejar reposar la mezcla alrededor de 30 minutos.
  • Aplica la solución en la vagina sin introducirla durante 10 minutos. Recuerda, solo de uso tópico.
  • Pasado este lapso, enjuaga con suficiente agua tibia y asegúrate de secar muy bien la zona (utiliza un jabón intimo para eliminar el olor del ajo).
  • Repite el proceso 2 veces por día durante 1 semana.
Te puede gustar