Pierde kilos de forma efectiva con la dieta de la avena

Daniela Echeverri Castro·
25 Mayo, 2020
Este artículo ha sido verificado y aprobado por la médica Karla Henríquez al
20 Noviembre, 2018
Con la dieta de la avena puedes estimular la quema de grasa acumulada para perder kilos en poco tiempo. Por su carácter restrictivo debe ser algo puntual y no extenderse demasiado.

La dieta de la avena ha ganado mucha popularidad en los últimos años, dado que lo fácil que resulta hacerla y lo saciante que resulta. ¿Te gustaría probarla? En ese caso sigue leyendo para enterarte de más detalles.

Aunque se trata de un plan que solo se debe aplicar durante unos cuantos días, hay quienes la han aprovechado como una inspiración para mejorar sus hábitos alimenticios.

En otras palabras, muchas personas han sabido ver más allá de los beneficios a corto plazo que ofrece y han aprovechado esta dieta para incorporar un alimento tan completo como la avena, en su día a día, de diversas maneras.

A continuación te comentaremos más datos acerca de la avena y la dieta que le da protagonismo. ¡Toma nota!

La avena, un excelente alimento

Avena
La avena es un alimento que contribuye a una buena digestión. Además, también promueve la sensación de saciedad.

El consumo regular de avena puede resultar muy beneficioso para la salud, puesto que este es un alimento muy completo. Ahora bien, esto no quiere decir que este cereal deba ser la base de la dieta o la única fuente de alimento que debamos aprovechar.

Tenemos que tener presente que es el consumo de avena, dentro de una dieta variada y equilibrada lo que puede aportarnos salud y bienestar. No su consumo por sí solo.

Por otra parte, la avena es un alimento que se utiliza mucho para bajar de peso (y luego, mantenerlo) ya que ayuda a regular el tránsito intestinal y a desinflamar la zona abdominal de forma significativa.

Además, su inclusión en un plan de alimentación balanceado permite mejorar el proceso de digestión y prolongar la sensación de saciedad entre comidas.

La dieta de la avena

La dieta de la avena plantea el consumo de este alimento para aprovechar sus principales beneficios: facilitar la digestión, regular el tránsito intestinal y desinflamar el abdomen.

Al ayudar al organismo a expulsar todos los desechos a diario, se obtiene una silueta más “desahogada” y esto, sin duda, puede servir de motivación a la hora de mejorar los hábitos de vida para bajar de peso.

Algunos datos relevantes

  • Su periodo de aplicación es de 5 días en total.
  • No debe aplicarse de manera prolongada, ya que puede promover problemas de salud (déficits nutricionales, descompensaciones, etc.).
  • A la par que se sigue esta o cualquier dieta, es imprescindible tener en cuenta que hay que llevar otros hábitos de vida saludables, como: evitar los excesos, el consumo de alcohol, golosina y snacks.
  • La dieta consiste en consumir este cereal en todas las comidas principales del día. Junto a este se aconseja la ingesta de alimentos bajos en calorías como las frutas, vegetales y carnes magras.
  • Durante los días de la dieta se debe mantener un consumo moderado de otras fuentes de hidratos de carbono como el arroz, las legumbres o la pasta.
  • Se debe minimizar el consumo de todas las fuentes de grasas saturadas y azúcares.

Nota importante

Según Aitor Sánchez, experto en Dieta y Nutrición y autor de varios libros, este régimen no cumple con las características de una dieta balanceada. Por tanto, no se debe extender por más de lo indicado.

Dieta de la avena para perder peso

La dieta de la avena

Los efectos de la dieta de la avena pueden variar en cada persona, en función de su edad y metabolismo. Por eso, sería recomendable consultar con un nutricionista antes de comenzar a hacerla.

No está recomendada para adolescentes ni personas de la tercera edad, ya que puede resultar muy restrictiva para sus necesidades.

Por último, hay muchos modelos de dieta para aprovechar los beneficios de la avena. No obstante, en este caso proponemos menús un poco balanceados para no caer en extremos.

Opciones de desayuno

  • Tres cucharadas de avena, una taza de leche desnatada y una cucharada de pasas.
  • Un vaso de batido de avena con leche vegetal y plátano.
  • Un tazón de avena con frutos secos molidos y pasas.
  • Tres cucharadas de avena y un tazón de fruta picada.
  • Un vaso de yogur griego con dos cucharadas de avena.

Te puede interesar: 4 recetas de avena imprescindibles

Opciones de almuerzo

  • Medio plato de ensalada de vegetales verdes aderezada con aceite de oliva y pimienta al gusto. Además, una cucharada de avena en hojuelas y una porción pequeña de pollo.
  • Un plato de sopa de avena y una porción de pechuga de pollo asada.
  • Tres cucharadas de avena en agua y un tazón de ensalada mixta con pollo en tiras.
  • Tres cucharadas de avena en agua y una ensalada con tomate, lechuga y espárragos.
  • Medio plato de verduras sofritas, una porción de pollo y un vaso de leche de avena.

Opciones de cena

Perder peso con avena es posible.
La avena es un alimento muy completo, que se pude incluir de diversas formas en las comidas y meriendas.
  • Un yogur griego con dos cucharadas de avena y una porción de manzana.
  • Un tazón de ensalada verde y un vaso de leche desnatada con avena.
  • Un plato de caldo de pollo con verduras y tres cucharadas de avena en agua o leche.
  • Una porción de pescado, medio plato de verduras al vapor y tres cucharadas de avena.
  • Un tazón de ensalada de espinaca con huevo cocido y un vaso de leche de avena.

Meriendas para la mañana y tarde

  • Un vaso de leche de avena y un puñado de frutos secos.
  • Una compota de manzana y avena, sin azúcar.
  • Un batido de leche de avena, fresas y banana.
  • Un tazón de avena en leche.
  • Una macedonia de frutas con una cucharada de avena.

Avena sí, pero siempre en una dieta sana

Para acabar, como ocurre con otros regímenes, la dieta de la avena puede presentar algunos efectos secundarios durante y después de su realización. Es posible que se dé el efecto rebote al finalizarla, por lo que algunos pueden recuperar kilos al volver a los hábitos alimentarios normales.

Para evitar ganar mucho peso y no perder los resultados logrados, es primordial seguir una dieta balanceada y controlada en calorías tras finalizar este plan. De este modo obtendremos un resultado duradero