¿Podemos limpiar nuestro hogar sin productos químicos?

Además de ser beneficioso para el medioambiente, si lavamos la ropa con vinagre y bicarbonato nos estaremos asegurando de eliminar los depósitos de cal acumulados en la lavadora

Cada vez estamos tomando más conciencia de la importancia de usar productos naturales y caseros como los que utilizaban nuestras abuelas, que eran simples pero económicos y efectivos.

Además, tenían la gran ventaja de que no contenían sustancias que, a la larga, pueden resultar tóxicas.

En este artículo te explicamos cómo puedes limpiar tu hogar sustituyendo los productos de limpieza convencionales por otros totalmente naturales como el limón, el bicarbonato de sodio o el vinagre. ¡Descúbrelos!

Desengrasante

Desengrasante

Para eliminar los restos de grasa de la cocina necesitamos productos que tengan un fuerte poder desengrasante: el vinagre y el jugo de limón. Con ellos no solo podremos limpiar las superficies de cocina, sino también el horno, las estufas, la nevera, etc.

Ingredientes

  • 500 ml de vinagre
  • 100 ml de jugo de limón
  • 400 ml de agua

Elaboración

Podemos mezclar todos los ingredientes o bien batir el vinagre y el agua con los limones enteros y luego colarlo todo, ya que la peladura de este cítrico también tiene efectos potentes.

Lo pondremos en un bote de espray.

Lee también: Limpiar el hogar con vinagre, limón y bicarbonato

Limpiar baños

En el baño necesitamos un producto que limpie en profundidad y a la vez desinfecte y prevenga los hongos que aparecen por el exceso de humedad.

Proponemos incorporar el aceite esencial de árbol de té, un excelente antifúngico que nos permitirá prevenir la aparición de microorganismos.

Ingredientes

  • 250 ml de vinagre
  • 250 ml de agua
  • 30 gotas de aceite esencial de árbol de té

Elaboración

Mezclaremos bien los ingredientes. Deberemos agitar siempre el producto antes de utilizarlo.

Limpiar suelos

Limpiar suelos

A la hora de limpiar el suelo buscamos también perfumar la estancia, por lo que, en este caso, nos permitiremos añadir también un aceite esencial a nuestra elección. De este modo también evitaremos un exceso de olor de vinagre.

Proponemos los siguientes:

  • Menta: Limpiador y muy refrescante.
  • Cítricos: Limpiadores y de aromas muy agradables que potenciar la alegría y el buen humor.
  • Romero: Potencia los efectos purificantes del producto.

Ingredientes

  • 250 ml de vinagre
  • 250 ml de agua
  • 30 gotas del aceite esencial que hayamos elegido

Eliminar los malos olores

Eliminar los malos olores

Las bolsitas de té que ya hayamos usado se pueden dejar secar para convertirse en una excelente manera de eliminar los olores.

Podemos meter unas cuantas de ellas en una cajita de cartón con agujeros e introducirla en un armario, o bien meterlas directamente en los rincones de la nevera.

Esta capacidad de absorber los olores también nos da la posibilidad de usarlas para limpiar las alfombras o incluso las mantas y camas de nuestras mascotas.

Solo tendremos que espolvorear los restos de las bolsitas por encima, dejarlas así unos minutos y pasar la aspiradora. De este modo eliminaremos el polvo y los malos olores al mismo tiempo.

Para las alfombras podemos realizar el mismo proceso con bicarbonato de sodio.

Lavar la ropa

Para lavar la ropa contamos con dos productos naturales que nos aportarán grandes ventajas:

  • El vinagre: Si lo añadimos en la caja del suavizante nos permitirá tener una ropa más agradable y sin aroma a vinagre, a la vez que cuidará la lavadora de los depósitos de cal.
  • El bicarbonato de sodio: Facilita la eliminación de las manchas y blanquea la ropa. Lo añadiremos siempre mezclado con agua en la lavadora o en la caja del suavizante, junto con el vinagre.

Si queremos dar un aroma especial a la ropa, dado que estos productos no lo van a hacer, podemos añadir unas gotas de algún aceite esencial. Recomendamos los aromas florales, como la rosa o el azahar.

Visita este artículo: Cómo blanquear ropa sin cloro: 5 soluciones naturales

¿Podemos limpiar el ambiente?

Plantas hogar

Además de limpiar las superficies y el mobiliario también es importante purificar el ambiente. Para conseguirlo, el primer paso consiste en ventilar bien las estancias de la casa.

A continuación, te proponemos algunos de estos trucos naturales:

  • Colocar plantas purificantes del aire, como por ejemplo el potus, que elimina muchas sustancias tóxicas y, además, no requiere cuidados importantes.
  • Encender inciensos y resinas naturales varias veces a la semana.
  • Quemar romero y ventilar bien de nuevo.
  • Usar un vaporizador de aceites esenciales. Podemos optar entre las esencias de romero, limón, eucalipto, pino, etc.
Te puede gustar