Poke cake de fresas con crema

Podemos conseguir los distintos componentes ya preparados en cualquier supermercado, pero te recomendamos que los elabores en casa para así asegurarte de que sus ingredientes son totalmente naturales y de primera calidad

El poke cake es un bizcocho muy original con un nombre bastante extraño. Este postre es de origen estadounidense, y se caracteriza por tener unos agujeros que se rellenan con alguna clase de preparación líquida o semilíquida.

Para esta receta usaremos fresas con crema, pero las opciones son muchas, puede ser zumos, jugos, salsas, almíbares, incluso natillas. Posterior a esto se recubre con alguna clase de crema y listo.

Una receta alta en calorías pero, ¿qué sería de la vida sin estos deliciosos placeres?

Ingredientes

Para el bizcocho

bizcocho fresas

  • 2 huevos
  • 200 g de azúcar
  • 100 g de margarina
  • 250 g de harina
  • 5 g de levadura
  • 2 g de bicarbonato
  • 100 ml de leche

Para el sirope de fresa

  • 50 ml de leche de coco
  • 50 ml de agua
  • Fresas frescas
  • 70 g de azúcar

Crema

  • 100 g de claras de huevo
  • 200 g de azúcar
  • 1 pizca de sal

Preparación

  • Batimos la margarina, que ha de estar a temperatura ambiente, con el azúcar y disolvemos bien los gránulos del azúcar.
  • Agregamos los huevos uno por uno y seguir batiendo generosamente hasta obtener una mezcla homogénea.
  • Una vez tengas esto puedes precalentar el horno a 150 °C.
  • Incorporamos a la mezcla la mitad de la harina, la levadura tamizada en un colador para evitar los grumos, y adicionamos la leche.
  • Después de incorporar la leche podemos agregar el resto de la harina y el bicarbonato. Recuerda que durante todo este proceso debes estar batiendo vigorosamente.
  • Enharinamos y enmantecamos un molde para hornear redondo (puede ser del tipo que quieras, pero recomendamos los redondos más por una cuestión estética que por cualquier otro motivo), y vertemos la mezcla en el interior.
  • Dejamos que se hornee durante 45 minutos y cuando esté listo lo dejamos enfriar.

Mientras esperas que tu bizcocho esté listo puedes ir preparando el sirope de fresas.

  • Corta las fresas en dados, disuelve el azúcar en el agua y agrégale las fresas. Deja que reposen durante 20 minutos.
  • Después calienta la mezcla a fuego medio y agrega la leche de coco. Revuelve hasta que logres una mezcla consistente, un poco espesa. Una vez esté lista déjala reposar hasta que enfríe.

Ahora debemos montar toda nuestra receta, verás como no es difícil.

  • Desmolda tu bizcocho sobre una bandeja recubierta con papel mantequilla o un plato grande.
  • Con una cuchara pequeña empieza a hacerle huecos grandes al bizcocho sin llegar a traspasarlo al otro lado, para que no se derrame el líquido. Para este paso es importante que el bizcocho se haya enfriado un poco, de lo contrario de desbaratará al contacto con la cuchara o puedes quemarte mientras lo manipulas.
  • Toma el sirope y rellena cada uno de los agujeros con él.
  • Trata de ser generoso con tus porciones, así quedará con mejor sabor tu poke cake.
  • Procura reservar un poco del sirope para después. Ahora deberás llevarlo a la nevera y dejarlo ahí durante una media hora para que se afiance el relleno dentro del bizcocho, mete también a la nevera el sirope que has reservado.
pastel fresas

Mientras esperas a que el bizcocho enfríe procede a preparar la crema.

  • Pon en un bol al baño María las claras de huevo y añade la sal.
  • Empieza a revolverlas hasta llevarlas a punto de nieve.
  • Agrega el azúcar lentamente y sigue batiendo.
  • Sabrás que está listo porque una vez el azúcar se haya disuelto y las claras lleguen al punto de nieve la mezcla brillará un poco.
  • Pasada la media hora saca el bizcocho de la nevera y cúbrelo con el sirope que reservaste, tratando de abarcar toda la superficie.
  • Después decóralo con la crema que has preparado cuidando de no mancharla con el sirope.
  • Ahora toma unas cuantas fresas más y córtalas en rebanadas, o úsalas enteras y decora la superficie del merengue.
  • Puedes agregar un poco de canela o de galletas trituradas, las opciones son muchas.

Una vez hayas hecho esto, tendrás tu poke cake listo para disfrutar. Acompáñalo con un café, chocolate o té, o simplemente resérvalo y disfrútalo en cualquier momento. Este placer pecaminoso te dará mucha satisfacción.