¿Por qué es bueno comer alimentos fermentados?

9 febrero, 2019
Este artículo fue redactado y avalado por la nutricionista Eliana Delgado Villanueva
Un campo de estudio actual se dirige hacia conocer los beneficios de los alimentos fermentados. Estos probióticos aportan nutrientes y podrían proteger tu sistema inmunológico.

Actualmente, en el mundo es cada vez más frecuente comer alimentos fermentados, constituyendo entre el 5 % y el 40 % de la dieta humana.

Muchas regiones cuentan con alimentos fermentados tradicionales propios, como el yogur, los quesos, la crème fraîche o la salsa de soja. También múltiples bebidas, como el kéfir (leche fermentada), la kombucha (té fermentado), la cerveza, o el vino.

Otros ejemplos son el miso de Japón (semillas de soja fermentadas), el kimchi de Corea del Sur (col picante fermentada) o el sauerkraut (col fermentada) de Alemania ¡Y estos son solo algunos!

Los alimentos fermentados se consumen desde hace siglos en todo el mundo. Pero en los últimos tiempos se han puesto muy de moda. ¿Por qué es bueno comer alimentos fermentados? En este artículo te lo contamos.

Beneficios de comer alimentos fermentados

Recreación de intestino y microbioma
El microbioma intestinal aporta vitaminas y minerales difíciles de conseguir a través de los alimentos.

Los posibles beneficios de incluir diferentes tipos de fermentos son múltiples:

  • Alimentos más nutritivos y digeribles: ya que las bacterias realizan parte de la digestión de los alimentos que ingerimos.
  • La fermentación aumenta la presencia de importantes vitaminas, como la vitamina K, difícil de encontrar en alimentos no fermentados. Es una vitamina clave para la salud ósea y coronaria, así como prevención de ciertos tipos de cáncer.
  • Promueven la modulación del sistema inmunitario. Recuerda que el 70 % de tus defensas están en el intestino. Una microbiota pobre aumenta el riesgo de muchas enfermedades.
  • Diferentes alimentos fermentados aportan diferentes bacterias, aumentando nuestra diversidad bacteriana. Y mayor diversidad de la microbiota está ligada a menores riesgos para la salud.

Lee también: Cómo recuperar la microbiota si consumes antibióticos

¿Qué beneficios tienen para la salud los alimentos fermentados?

Yogurt
Los alimentos fermentados facilitan la digestión en algunas enfermedades intestinales.

Los alimentos fermentados podrían tener múltiples beneficios para la salud, no solo desde el punto de vista de la nutrición básica. Los científicos continúan investigando cómo influyen exactamente en el cuerpo y la salud.

Los productos lácteos fermentados podrían contribuir a reducir el riesgo de enfermedad cardiovascular. El consumo de yogur se asocia también a un peso corporal saludable y a la protección frente a la diabetes de tipo 2.

La fermentación puede mejorar la calidad y la digestión de las proteínas, y aumentar el contenido de vitamina B y vitamina C. Además de mejorar la absorción de diferentes minerales, como el hierro y el zinc.

Además, para algunas personas los alimentos fermentados son más fáciles de digerir. Por ejemplo, las personas que padecen el síndrome del intestino irritable o en el caso de la intolerancia a la lactosa. Las bacterias utilizadas para elaborar el yogur hacen que la lactosa sea más fácil de digerir.

Algunos alimentos fermentados contienen microorganismos vivos, algunos de los cuales son probióticos y pueden favorecer la salud intestinal. La cantidad de microorganismos presentes en los intestinos aumenta cuando se ingieren alimentos fermentados, lo que posiblemente resulta beneficioso.

Lee también: Tres alimentos fermentados que no pueden faltar en tu dieta

Entonces, ¿qué se recomienda? ¿deberíamos comer alimentos fermentados por motivos de salud?

Diferentes alimentos en cuencos
Incluir alimentos fermentados en una dieta variada puede aportar beneficios para tu salud.

Los alimentos fermentados forman parte de la dieta humana desde hace siglos y se dice que influyen positivamente en la salud de muy distintas formas. Por lo que, cada vez más, las guías sobre alimentación inciden en el consumo habitual de estos alimentos.

Si nunca has probado alimentos fermentados, para empezar a consumirlos puedes poner yogur en los batidos, comer una sopa de miso en el almuerzo o acompañar tu cena con sauerkraut, picar unas tostadas de pan de masa madre con queso o beber un refrescante kéfir.

Ten en cuenta que, los alimentos fermentados pueden añadir sabores y texturas diferentes e interesantes a tu dieta.

Por último, comer alimentos fermentados puede tener efectos beneficiosos, aunque aún es un campo de estudio en la actualidad. Entonces, para asegurarnos un adecuado equilibrio, simplemente debemos tratar de alimentarnos saludablemente con una dieta equilibrada.

  • Parra Huertas Ricardo Adolfo. Yogur en la salud humana. Rev. Lasallista Investig.  [Internet]. 2012  Dec [cited  2019  Feb  03] ;  9( 2 ): 162-177. Available from: http://www.scielo.org.co/scielo.php?script=sci_arttext&;amp;pid=S1794-44492012000200017&lng=en.
  • CALDERÓN, O.; et al. Evaluación del efecto del cultivo probiótico Lactobacillus rhamnosus adicionado a yogur natural y con probióticos comerciales sobre poblaciones de Staphylo-coccus aureusEscherichia coli O157:H7, Listeria monocytogenes Salmonella enteritidis. EnArchivos Latinoamericanos de Nutrición. 2007.Vol. 57, p. 51-55.
  • UYENO, Y.; SEKIGUCHI, Y. & KAMAGATA, Y. Impact of consumption of probiotic lactobacilli-containing yogur on microbial composition in human feces. En: International. Journal of Food Microbiology. 2008. Vol. 122, p.16-22.
  • Hutkins RW (2008). Microbiology and technology of fermented foods. Wiley-Blackwell.