Cómo preparar tu propio sérum rejuvenecedor

Katherine Flórez 13 noviembre, 2016
Aunque sus ingredientes naturales no tienen contraindicaciones, procuraremos hacer una prueba antes de aplicarlo en todo el rostro para asegurarnos de que no presentamos reacciones alérgicas

Los productos rejuvenecedores para la piel se han convertido en los mejores aliados de la belleza femenina, en especial a partir de los 30 años.

La industria cosmética ha desarrollado una amplia variedad de tratamientos con los que se pueden combatir los signos tempranos de la edad y todos esos daños que se producen por la acción de los radicales libres.

No obstante, está comprobado que hay algunos ingredientes de origen natural que también pueden usarse con este fin y sin necesidad de exponer la piel a químicos.

Entre esto nos encontramos con un novedoso producto que, debido a su poder hidratante y reparador, se está haciendo popular como una buena alternativa para mantener la piel firme y joven.

Se trata de un sérum natural a base de aceites esenciales que, gracias a su alto aporte de nutrientes, puede renovar la piel.

A continuación queremos contarte cuál es su función y cómo se preparar en casa con unos simples pasos.

¿Qué es y para qué sirve un sérum?

Qué es y para qué sirve un sérum

Un sérum facial es un producto cosmético con una alta concentración de activos que le proporcionan humedad natural a la piel y otras sustancias esenciales para su rejuvenecimiento.

Este tiene una textura más ligera que las cremas hidratantes, es más suave que un gel y se absorbe con facilidad sin dejar sensación grasosa.

A diferencia de otros tratamientos para conservar la piel, el sérum actúa hasta en las capas más profundas de la piel para dar mejores resultados.

Pese a esto, puede usarse en conjunto con cremas faciales, lociones y otros cosméticos que minimizan la presencia de arrugas.

Al incluirlo dentro de la rutina de belleza se obtienen beneficios como:

  • Disminución de las arrugas finas y líneas de expresión.
  • Protección frente a los efectos negativos de los radicales libres.
  • Mayor sensación de suavidad e hidratación.
  • Piel más tensa y joven.
  • Disminución de la flacidez y efecto lifting.
  • Prevención de los signos de la edad prematuros.

Ver también: 7 ejercicios faciales para evitar la flacidez y las arrugas prematuras

¿Cómo preparar un sérum rejuvenecedor casero?

sérum rejuvenecedor casero

Aunque en el mercado existen varios tipos de sérum que dan excelentes resultados, en este caso proponemos uno completamente natural y lleno de beneficios.

En este vamos a combinar aceites esenciales suaves con la piel y cuya textura oleosa no altera la función de las glándulas sebáceas.

Está aconsejado para las pieles más secas porque ayuda a retener la humedad y evita la descamación y sensibilidad.

Ingredientes

  • 6 gotas de aceite esencial de ylang-ylang (Cananga odorata)
  • 5 gotas de aceite esencial de sándalo
  • 6 gotas de aceite esencial de jazmín
  • 1 cucharadita de aceite de rosa de mosqueta (5 ml)
  • 1 cucharadita de aceite de jojoba (5 ml)
  • 2 cucharaditas de aceite de aguacate (10 ml)
  • 1 frasco con gotero

Procedimiento

  • Coloca todos los aceites esenciales un gotero de vidrio oscuro y agítalos para que se mezclen bien.
  • Pon el producto en un lugar fresco para que dure hasta seis meses.

Modo de aplicación

  • Limpia la piel del tu rostro y asegúrate de dejarla libre de todo tipo de maquillaje.
  • Luego, toma un par de gotas de sérum y aplícalas con suaves masajes en el contorno de los ojos.
  • Frótalo hasta que se absorba bien.
  • A continuación, toma otro par de gotas y aplícalas en la zona del contorno de los labios.
  • Tras masajearlo para que penetre en profundidad, puedes tomar otra pequeña cantidad y aplicarlo en el resto de la cara, cuello y escote.
  • No tienes necesidad de enjuagarlo porque la piel quedará suave y con una textura agradable.
  • Repite su aplicación todas las noches como parte de tu rutina de belleza.

Te recomendamos leer: Cómo eliminar las ojeras bajo los ojos con remedios caseros

Consejos para tener en cuenta…Consejos para tener en cuenta

Al momento de adquirir los aceites esenciales para preparar este producto natural debes tener cuidado para no confundirlo con las esencias sintéticas.

Aunque en aromas son parecidos, solo los aceites tienen propiedades benéficas para la piel.

En caso de con conseguir el aceite esencial esencial de ylang-ylang, lo puedes remplazar por otro con propiedades similares como el de manzanilla.

Los ingredientes utilizados no suelen ocasionar reacciones negativas porque son aptos para todo tipo de cutis; sin embargo, como existen condiciones especiales de la piel, lo idóneo es hacer una pequeña prueba con el producto antes de aplicarlo en su totalidad.

En caso de notar alguna reacción alérgica o enrojecimiento, suspende su uso de inmediato.

 

Te puede gustar