Cómo preparar un ungüento casero para evitar las arañitas vasculares

Daniela Castro 22 septiembre, 2017
Las propiedades del ajo el jugo de limón y el aceite de oliva se combinan en este ungüento para favorecer la circulación y disminuir la apariencia de las arañitas vasculares

Las arañitas vasculares son dilataciones de capilares y vasos sanguíneos superficiales, las cuales se notan sobre la piel debido a su tonalidad verdosa o amoratada.

Se producen por el debilitamiento de las válvulas que regulan el paso de la sangre, casi siempre en la zona inferior del cuerpo, y suelen aparecer con antelación a las varices.

En ocasiones se desaparecen sin llegar a dilatarse, aunque algunas permanecen durante años sin causar complicaciones.

Son más frecuentes entre las personas con sobrepeso y obesidad, pero también se asocian con los cambios hormonales, las temperaturas altas y el uso de algunos tipos de calzados.

La buena noticia es que se pueden combatir y minimizar con remedios de origen natural, ya que la combinación de algunos ingredientes mejora la circulación y alivia la inflamación.

Entre las opciones nos encontramos con un ungüento natural de ajo, ideal para aplicar en áreas como las piernas, los brazos y otras zonas susceptibles a este problema.

¡No dejes de probarlo!

Ungüento casero para evitar las arañitas vasculares

Arañas-vasculares-o-telangiectasias-Escleroterapia-0

El ungüento natural para evitar y combatir las arañitas vasculares se obtiene de la combinación de prodigiosos ingredientes como el ajo, el limón y el aceite de oliva virgen extra.

Estos concentran una cantidad importante de activos antiinflamatorios, vasodilatadores y antioxidantes que, tras ser asimilados, restablecen la circulación para minimizar este problema.

  • Su aplicación de forma externa ayuda a reducir la inflamación de los capilares y vasos, evitando complicaciones como las varices.
  • Tiene propiedades tonificantes que favorecen la circulación, por lo que previene la formación de trombos u obstrucciones en la zona inferior del cuerpo.
  • Está recomendado para activar el funcionamiento del sistema linfático, esencial para evitar problemas inflamatorios y acumulación de toxinas.
  • Sirve para relajar las piernas tensionadas o inflamadas, sobre todo después de una larga jornada laboral o tras ejecutar actividades de alto impacto físico.
  • Contiene minerales que se absorben a través de la piel, ayudando a eliminar los líquidos retenidos en los tejidos.
  • No es un tratamiento milagroso, pero se puede complementar con dieta y ejercicio para disminuir de forma notoria las arañitas.

¿Cómo preparar este ungüento casero?

un ungüento casero para evitar las arañitas vasculares

El ungüento casero de ajo, aceite de oliva y limón se puede preparar como preventivo de este problema estético, o bien, como tratamiento alternativo.

Incluso, se aconseja mantenerlo a mano para relajar las piernas, una que otra vez a la semana.

Lo importante es cerciorarse que el aceite de oliva sea 100 % virgen extra, ya que las presentaciones refinadas no cuentan con sus mismas propiedades.

Ingredientes

  • 2 cabezas de ajo
  • ½ taza de aceite de oliva (100 g)
  • El zumo de un limón

Utensilios

  • Frasco de vidrio con tapa
  • Cuchara de madera

Preparación

  • Extrae los dientes de las cabezas de ajo y pélalos.
  • Córtalos en láminas finas o, si gustas, tritúralos en un mortero.
  • Tras prepararlos, agrégalos en el interior de un frasco de vidrio y cúbrelos con aceite de oliva y el zumo de un limón.
  • Remueve todo con una cuchara de madera para que quede bien integrado.
  • Sella el frasco y ponlo en un lugar fresco y oscuro durante 48 horas.
  • Pasado este tiempo, cuela la cantidad de producto que consideres necesaria, y aplícala.

Modo de aplicación

Piernas

  • Extiende el ungüento sobre las áreas afectadas por las arañitas vasculares y, a continuación, aplica un masaje durante 5 u 8 minutos.
  • Haz movimientos continuos, sin ejercer demasiada presión, para reactivar la circulación.
  • Tras conseguir un efecto de calor en la zona, deja que los ingredientes actúen durante 30 minutos más.
  • Pasado este tiempo, enjuaga con agua tibia y seca.
  • Repite su uso, por lo menos, 3 veces a la semana, preferiblemente antes de acostarte.
  • Ten en cuenta que, para obtener buenos resultados, debes ser constante con el tratamiento.
  • Los efectos no se consiguen con una sola aplicación.

¿Notas pequeñas venitas en tus piernas? ¿Te preocupa sufrir de varices? Si es así, anímate a elaborar este ungüento en casa e inclúyelo en tu rutina de cuidado personal para mantener una buena circulación en las piernas y zonas sensibles.

Recuerda que, aunque es beneficioso, este producto no actúa por sí solo.

  • Cuida de tus hábitos alimenticios e incrementa el consumo de agua para obtener mejores resultados en el tratamiento de esta condición.

 

 

Te puede gustar