Primeros auxilios para quemaduras con agua caliente

Las quemaduras por agua caliente son un accidente doméstico muy frecuente por lo que debemos saber actuar de inmediato para evitar males mayores.

Las quemaduras con agua caliente son uno de los accidentes domésticos más habituales. Este tipo de quemaduras se producen, sobre todo, en la cocina puesto que el agua u otros líquidos calientes se pueden derramar fácilmente sobre la piel y quemarla. En todos los casos se debe priorizar:

  • Aliviar el dolor.
  • Prevenir que la quemadura se expanda.
  • Favorecer una buena cicatrización.

Algunos de los accidentes más graves ocurren en el hogar. Cuando hay niños en casa, las caídas, los golpes, las quemaduras, y los incidentes con la electricidad son habituales. Por eso,  saber qué hacer ante cada situación es importante para evitar problemas mayores.

A continuación, te damos algunos consejos y te explicamos los primeros auxilios para saber tratar las quemaduras con agua caliente. 

 

Tipos de quemaduras

En primer lugar, debes saber que las quemaduras se clasifican según la gravedad que tengan en tres grados, sabiendo que a mayor grado le corresponde mayor gravedad de quemadura.

  • Primer grado: afectan la capa superficial de la piel. Los síntomas son enrojecimiento, hinchazón y un poco de dolor. Este tipo de quemadura se curará en un plazo comprendido entre tres y seis días.
  • Segundo grado: afectan a la segunda capa de la piel, provocan la formación de ampollasenrojecimiento y secreción de fluido en la zona de la quemadura. Su tiempo de curación es aproximadamente de tres semanas. Puede dejar cicatriz o decolorar la piel.
  • Tercer grado: son las más severas y  precisan tratamiento médico urgente. La quemadura traspasa todas las capas de la piel y es realmente doloroso.

 

 

 

Quemaduras con agua hirviendo

Las quemaduras con agua caliente son accidentes domésticos muy frecuentes, poner un cazo con agua en el fuego puede convertirse en un peligro sobre todo si hay niños en la casa. Es preciso tener mucho cuidado y tomar medidas de precaución tales como:

  • Tener cuidado al destapar las ollas y al agarrar recipientes con líquidos calientes en el microondas.
  • Cuando cocinemos, siempre colocar las ollas lo mas alejados del borde y con los mangos hacia dentro.
  • Tener mucha precaución al abrir la puerta del horno.

Si solo nos salpica un poco de agua caliente nos causará un poco de dolor en ese momento y probablemente desaparecerá enseguida. Para calmar el ardor se aconseja mojar la zona con agua fría, durante al menos 5 minutos.

Si al cabo de unos minutos el dolor no cesa y  el enrojecimiento es mayor o incluso se están formando ampollas, lo más adecuado es  ir a un servicio médico y no estallar las ampollas para evitar una lesión mayor o una infección.

En el caso en el que la ropa se queda pegada a la piel, no debes intentar retirarla, mójala con agua fría y acude de inmediato al servicio de urgencias.

Tratamientos para las quemaduras con agua caliente

Ya hemos dicho que ante una quemadura con agua caliente es importante actuar rápido a la vez que evaluamos los daños. Cuando ya tenemos claro que estamos ante una quemadura de primer grado, es decir superficial, seguiremos los siguientes pasos:

  • Refrescar la herida con abundante agua fría.
  • Aplicamos un vendaje húmedo sobre la zona afectada, lo tendremos así entre media y una hora, evitando que la quemadura este en contacto con agentes nocivos.
  • El aloe veraes uno de los mejores remedios para las quemaduras superficiales de la piel, ya sea con agua caliente, con aceite o incluso con el sol.  Simplemente abres un tallo de manera horizontal y extraes el gel de su interior. Lo aplicaremos en la zona afectada y lo dejaremos actuar hasta que se absorba por completo.
  • Tomar un antiinflamatorio para el dolor.
  • Humedecer  las vendas antes de retirarlas para que no se peguen en la piel.
  • A los 7 días  limpia y retira la piel muerta usando una gasa mojada con suero fisiológico.