Propiedades y beneficios del boldo

Gracias a sus propiedades podemos beneficiarnos del boldo tanto a nivel interno como externo. Es muy importante que no sobrepasemos las dosis indicadas, ya que puede producir efectos secundarios

Tiene la capacidad de ayudarnos a mejorar la digestión, reducir el estreñimiento y aliviar las infecciones urinarias. ¡Pero esas no son las únicas propiedades del boldo! ¿Quieres conocer para qué más sirve? ¡Entonces sigue leyendo este artículo!

Características del boldo

También conocido como limoncillo, cimarrón o limón romadizo, es una planta recomendada para dolencias estomacales, hepáticas e intestinales. El aroma que desprende es una mezcla entre limón y alcanfor, y las partes usadas en la medicina alternativa son las hojas (sin embargo, en algunos países se emplea también la corteza).

El boldo crece en zonas secas y montañosas con clima tropical y templado como, por ejemplo, en Chile y Argentina. Se puede emplear en la gastronomía como especia aromática.

Los mapuches (tribu aborigen del sur de América) lo utilizan desde tiempos precolombinos para aliviar trastornos de todo tipo.

Hoy en día el té de boldo se usa para tratar problemas gastrointestinales como el dolor de estómago o malestares relacionados con el hígado y la vesícula biliar.

Te recomendamos leer: Remedios caseros a base de boldo

Características del boldo

¿Para qué sirve el boldo?

Algunas de los beneficios de consumir té de boldo:

Mejora las funciones biliares y hepáticas

El boldo tiene 20 alcaloides que estimulan y benefician el hígado y la vesícula. Aumenta la producción de bilis y ayuda a su expulsión. Evita la formación de cálculos y reduce los niveles de colesterol. Depura la sangre y el hígado.

Es recomendable en personas con cirrosis, ictericia, hígado graso, disquinesia biliar e insuficiencia hepatobiliar.

Tiene efectos positivos en el sistema digestivo

El aroma del boldo tonifica y protege el estómago. Es aconsejable para dolores de estómago, gastritis y problemas de digestión. Puedes condimentar las legumbres con las hojas de esta planta (como si fuera laurel).

Gracias a sus propiedades carminativas, es también antiflatulento, levemente sedante y analgésico. Es ideal para personas que sufren de gases o ventosidades. A su vez, combate los cólicos intestinales y es algo laxante.

El boldo se usa también para estimular la secreción de saliva y aumentar el apetito. Es muy útil para aquellas personas que tengan problemas de anorexia o necesiten aumentar de peso.

Además, masticar las hojas reduce el mal aliento.

Ayuda a dormir mejor

Dormir

El té de boldo es bueno para combatir el insomnio y los trastornos del sueño. Sus aceites esenciales, eugenol, limoneno y cimeno, sedan y calman el sistema nervioso. Las tisanas de boldo reducen a su vez la ansiedad, el estrés y el nerviosismo.

El tratamiento se debe realizar por 4 semanas seguidas como máximo porque en grandes cantidades el boldo puede tener efectos hipnóticos y hasta tóxicos.

Ingredientes

  • 100 ml de agua
  • ½ cucharadita de hojas secas de boldo (2,5 g)

Preparación

  • Realiza un té como de costumbre, hirviendo el agua y las hojas de boldo.
  • Deja reposar 5 minutos tapado, cuela y bebe antes de ir a la cama.

Aumenta las defensas

Sistema Inmunolgico

Las personas que han sido operadas o atraviesan una enfermedad que requiere tratamientos muy invasivos (como el cáncer) pueden aprovechar las bondades del boldo para mejorar el sistema inmune.

También se recomienda para aquellos que se enferman asiduamente por los cambios de estación (catarro, congestión nasal, resfriados, dolor de garganta…). Prepara un té siguiendo las instrucciones previas.

Es un potente antibiótico natural

El boldo en estado natural expulsa sus fuertes aromas para luchar contra los depredadores naturales (insectos, sobre todo).

Sus más de 10 componentes nematicidas ayudan a combatir los gusanos intestinales. La medicina alternativa usa esta planta para tratar la gonorrea y la malaria. También sirve en casos de Escherichia Coli o Candida Albicans.

Reduce las migrañas y dolores musculares

Migraña

Gracias a sus efectos calmantes y sedantes, las hojas de la planta pueden ayudar a tratar los dolores de cabeza muy intensos. Además, sirven para aliviar la tensión de los músculos gracias a sus propiedades antiespasmódicas y miorrelajantes.

Descontracturan y ayudan a curar esguinces, luxaciones, torceduras y dolores cervicales. En cualquier caso, se necesita preparar una compresa de boldo.

Ingredientes

  • 1 puñado de hojas de boldo
  • 1 taza de agua (250 ml)

Preparación

  • Pon a hervir el boldo en agua durante 5 minutos.
  • Retira del fuego, tapa y deja reposar 10 minutos.
  • Filtra y utiliza las hojas como emplasto. Aplica en el área afectada. Ten cuidado de que no queme (deja entibiar un poco).
  • Mantén hasta que se enfríe. Puedes repetir la operación si el dolor es demasiado fuerte.

Lee también: ¿Puede el ejercicio moderado reducir mis crisis de migraña?

Trata infecciones

Gracias a sus propiedades fungicidas, el boldo ayuda en los casos de infecciones más comunes como, por ejemplo, de oído o vaginales.

En el primer caso reduce el dolor de la otitis al desinflamar la zona. Una vez que realizas el té como se indicó antes echa unas gotas dentro del oído infectado.

En el segundo reduce los síntomas provocados por la candiadisis. Es preciso realizar un baño de asiento con té de boldo tibio.

Contraindicaciones y efectos secundarios del boldo

Como hemos indicado anteriormente, si se consume en grandes dosis el boldo puede ser hipnótico o anestésico. También causar diarrea o vómitos.

Su uso no está recomendado para aquellas personas que consumen medicamentos antiplaquetarios o anticoagulantes, porque aumenta el riesgo de sangrado.

Los pacientes con problemas hepáticos también deben usar esta planta con precaución, lo mismo que aquellas personas con afecciones renales u obstrucciones del conducto biliar. Es preciso que aquellos que ingieren mucho alcohol utilicen poca cantidad porque puede aumentar el riesgo de daño en el hígado.

Mucha atención a las mujeres embarazadas porque el boldo puede ser abortivo. Tampoco se recomienda en niños pequeños o lactantes.

Cualquier tratamiento interno con boldo debe ser corto, de no más de cuatro semanas consecutivas, y nunca sobrepasar las dosis recomendadas.

 

Categorías: Remedios naturales Etiquetas:
Te puede gustar