Prueba estos remedios naturales caseros para los acúfenos

Martín Perez · 28 julio, 2018
Para aliviar las molestias causadas por los acúfenos y controlar la afección debemos conocer la causa de los mismos para poder atacarla directamente.

Los acúfenos se producen en las vías auditivas, lo que puede afectar el equilibrio y la capacidad para escuchar del ser humano. Muchas veces sus causas pasan desapercibidas, porque es una condición generalmente temporal.

Para ayudar a combatir esta enfermedad existen remedios totalmente naturales. En este artículo te traemos cinco de ellos.

¿Qué son los acúfenos?

Los acúfenos son los sonidos similares a un zumbido que muchas personas escuchan de forma inesperada. Sin embargo, estas son solo simulaciones producidas por el propio cuerpo. Estos sonidos, se originan en el interior del oído. Se producen específicamente en las vías auditivas, implicando las diversas partes que las componen.

La presencia de acúfenos es considerada una enfermedad que afecta por igual tanto a hombres como mujeres, sin importar la edad. Además, no tiene agravantes y solo la padece un número muy reducido de la población. No obstante, necesita por lo menos una evaluación primaria.

¿Lo sabías? 6 remedios naturales que te ayudarán a mejorar la audición

¿Cuál es la causa de los acúfenos?

Los acúfenos pueden producirse por diversos motivos. Uno de ellos es el exceso de cera. En otros casos, pueden ser ocasionados por tumores benignos, pero esta posibilidad es mínima.

Asimismo, pueden producirse por exponer a los oídos a sonidos con mucho volumen. No necesariamente se trata de música, sino también el hecho de desenvolverse en entornos de alta contaminación acústica. Por ejemplo, los fuegos artificiales o trabajar como piloto sin utilizar la debida protección puede propiciar la aparición de esta condición.

Existen diversas dolencias en diferentes partes del organismo, que pueden ser también la causa de esta patología. Entre ellas, podemos mencionar la hipertensión, el hipotiroidismo o una arritmia cardíaca.

En el caso de los acúfenos pulsátiles estos tienen su origen en enfermedades que afectan a los órganos que se encuentran más cercanos al oído. Así, la molestia puede aparecer con más frecuencia.

5 remedios caseros para los acúfenos

Los remedios caseros para los acúfenos te ayudarán a controlar esta afección de manera eficaz. Incluyen ingredientes naturales que no resultarán perjudiciales para tu oído y los podrás preparar fácilmente.

1. Ajo y aceite de sésamo

Aceite de sesamo.

El ajo sirve como antiinflamatorio, por lo tanto reduce la inflamación interna y ayuda a combatir la infección. Incluso, puede usarse cuando se sospeche de la enfermedad o para evitar que se desarrolle.

Este remedio es muy sencillo, ya que solo deberás aplicar las gotas en el oído.

Ingredientes

  • 2 ajos
  • 2 cucharadas de aceite de sésamo (30 ml)

¿Qué debes hacer?

  • Triturar el ajo lo más pequeño que se pueda y ponerlo a tostar en una sartén junto con el aceite de sésamo.
  • Dejar reposar y cuando esté frío, echar dos o tres gotas dentro del oído.

2. Ginkgo biloba

Las hojas de árbol ginkgo biloba tienen efectos antiinflamatorios que ayudan a mejorar la circulación. Por lo tanto, mejoran el funcionamiento del sistema auditivo.

Ingredientes

  • 3 ramitas de ginkgo biloba
  • 1 taza de agua (250 ml)

¿Qué debes hacer?

  • Calentar el agua junto con las hojas de ginkgo biloba a fuego medio hasta que hierva.
  • Posteriormente, dejar reposar y consumirlo durante la jornada.

3. Cebolla

La cebolla tiene propiedades antibióticas. Su jugo natural limpia el conducto auditivo y evita la aparición de infecciones. En este caso, se puede preparar una solución, que podrá aplicarse directamente en el oído.

Ingredientes

  • 2 cebollas

¿Qué debes hacer?

  • Picar la cebolla en trozos pequeños y calentarla hasta obtener un jugo.
  • Poner 2 o 3 gotas del mismo dentro del oído.
  • Inclinar la cabeza al finalizar
    para extraer los residuos.

4. Albahaca

Las hojas de albahaca tienen propiedades antiinflamatorias. Es muy eficaz para reducir el zumbido producido por el acúfeno. En este caso, puede hacerse otra solución líquida con la esencia de la planta y aplicarla en gotas dentro del oído.

Ingredientes

  • 10 hojas de albahaca
  • 3 cucharadas de agua (45 ml)

¿Qué debes hacer?

  • Triturar la albahaca hasta que suelten su jugo.
  • Al terminar, pon a calentar la mezcla extraída con un poquito de agua, de manera que el jugo obtenido se aclare un poco.
  • Aplica dos o tres gotas dentro del oído.

Descubre: Las 5 mejores frutas antiinflamatorias

5. Poleo

Las hojas de poleo son muy usadas para tratar esta enfermedad, porque tienen efectos relajantes y disminuyen el nerviosismo. Estas propiedades logran disminuir la actividad en los canales auditivos que pueden causar estos desagradables ruidos.

Ingredientes

  • 3 ramitas de poleo
  • 1 taza de agua (250 ml)

¿Qué debes hacer?

  • Calentar el agua junto con el poleo e infusionar unos 10 minutos.
  • Al apagarlo déjalo reposar unos minutos.
  • Con un gotero añadir dos o tres gotas en el oído.

Siguiendo estos remedios naturales, debes saber que se pueden tratar los pitidos de las vías auditivas de una manera sencilla y sin componentes químicos para poder oír con claridad. Asimismo, hay que tener cuidado y no exponerse nuevamente a todo lo que pudiera causar los acúfenos.