Pudin de manzana y galletas

Sofía Alcausa Hidalgo · 4 julio, 2015
En función del tiempo que tengas puedes cocinar el pudin en microondas o en horno convencional. Si quieres que esté aún más rico, te recomendamos que lo prepares el día anterior

Esta es una de las recetas más fáciles de postres que hay para todos aquellos que estáis empezando en el mundo de la cocina.

También es muy válida si no tenéis tiempo o ganas de pasar mucho tiempo en la cocina pero queréis un postre casero para vuestros invitados. Además los ingredientes son muy económicos y fáciles de tener siempre en casa.

Pudin de manzana y galletas en 20 minutos

Esta receta la pueden hacer incluso los niños. Además, con 15 minutos de microondas la tienes lista.

Ingredientes

  • 2 manzanas grandes
  • 4 huevos pequeños-medianos
  • 300 gramos de azúcar (1 taza y ¼)
  • 2 vasos de leche entera o semidesnatada o leche con sabor a canela y limón
  • Un puñado de uvas pasas y harina (opcional)
  • 15 galletas tipo María
  • Una cucharadita de canela en polvo (5 g) (opcional)
  • Un chorrito de coñac (opcional)
  • Caramelo líquido

Nota: Con esta cantidad sale un pudin grandecito. Como en todas las recetas, si quieres hacerlo más pequeño no tienes más que utilizar la mitad de cada ingrediente.

Elaboración

  • 1. Cuando tengas las manzanas peladas y cortadas en trocitos, ponlas en el vaso de la batidora junto con el resto de ingredientes, excepto las pasas, que incorporarás al final, y bate.
  • 2. Forra un molde de silicona con caramelo líquido. Puedes hacerlo tú o comprarlo ya hecho.
  • 3. Incorpora la mezcla y ponlo en el microondas durante 15 minutos a potencia máxima.
  • Este tiempo es aproximado, porque depende de tu microondas, así es que lo mejor es que mires de vez en cuando como va. Puedes meterle una aguja de hacer punto para ver si está hecho o no.
  • 4. Desmóldalo cuando esté frío.

Pudin de manzana y galletas al horno

Ingredientes

  • 1 paquete de galletas tipo María
  • 6-8 manzanas
  • 4-5 cucharadas de azúcar (100 – 125 g)
  • 1 cucharadita de canela en polvo (5 g) (opcional)
  • Un chorrito de coñac (opcional)
  • Un puñado de uvas pasas y harina (opcional)
  • 125 gramos de mantequilla de calidad
  • 3 vasos de leche entera o semidesnatada o leche con sabor a canela y limón
  • Caramelo líquido

Elaboración

  • 1. Pon a precalentar el horno a 190 ºC.
  • 2. Cuando tengas las manzanas peladas y cortadas en trocitos ponlas en el vaso de la batidora junto al resto de ingredientes (excepto las pasas, que incorporarás después de haber batido).
  • 3. Forra un molde de silicona con caramelo líquido. Puedes hacerlo tú o comprarlo ya hecho.
  • 4. Pon el molde sobre una bandeja con agua y déjalo que se haga al baño María entre 45 y 60 minutos.

Consejos e ideas para hacer un pudin perfecto

  • 1. No lo desmoldes hasta que esté frío porque si no corres el riesgo de que se te venga abajo.
  • 2. Usa siempre moldes de silicona. Son estupendos para desmoldar y para utilizar para la cocción al baño María, ya que no le entra agua como en el molde desmontable.
  • 3. Si optas por usar la leche que se comercializa con canela y limón ten muy presente que necesitarás menos azúcar y que no será necesario agregarle la cucharadita de canela en polvo.
  • 4. Si le vas a añadir pasas, déjalas remojadas en ron o coñac hasta que las veas infladas e incorpóralas cuando la mezcla ya esté en el molde y siempre sobre la misma, previamente enharinadas para que no se vayan al fondo.
  • 5. Si quieres, puedes acompañar tu pudin de un coulis de fresas o frambuesas.
  • Es superfácil de hacer: Pon a calentar en un cazo frambuesas o fresas con azúcar y deja que se hagan durante unos 10 minutos. Cuélalo y listo.
  • 6. Si tú misma vas a hacer el caramelo líquido: por cada 100 gramos de azúcar, 3 cucharadas de agua y unas gotas de limón. Ponlo a calentar y,  cuando empiece a tomar color, retíralo del fuego. Si lo dejas demasiado cogerá un sabor amargo.
  • 7. Si quieres, puedes sustituir las galletas por magdalenas. Por cada medio litro de leche añade 3 magdalenas.
  • 8. Otra opción es sustituir las galletas por pan de molde. En este caso, por cada medio litro de leche, añade entre 6 y 8 rebanadas de pan sin la corteza.
  • 9. El pudin siempre queda mucho mejor preparado de un día para otro. Cuando lo tengas listo, mételo en la nevera. Al otro día estará delicioso.
  • 10-Si vas a optar por hacerlo en el horno, cubre los 10 últimos minutos el pudin con papel de plata para que no se queme por arriba.

Imagen destacada cortesía de Krista.