Puntos faciales para masajear y estimular el organismo

Al estimular y masajear diferentes puntos faciales podremos obtener diferentes beneficios de salud tanto a nivel interno como externo. Podemos realizar los masajes con aceites vegetales para potenciar sus efectos

¿Sabías que hay algunos puntos faciales que, al estimularlos, nos ayudan a mejorar y regular algunas funciones del organismo?

Nuestro rostro es un mapa de todo el cuerpo, del mismo modo que sucede con la reflexología podal.

En este artículo te explicamos cuáles son estos puntos faciales y de qué manera debes hacer este sencillo masaje.

Puntos faciales para cada órgano

En nuestro rostro se reflejan todas las partes de nuestro cuerpo.

La medicina tradicional china estableció todos y cada uno de los puntos que, mediante diferentes técnicas manuales, pueden estimularse para conseguir efectos beneficiosos para la salud.

Mediante la acupuntura o masajes, por ejemplo, podemos equilibrar la función de los órganos de una manera mucho más natural y sin efectos secundarios.

En ocasiones, los puntos faciales nos pueden ayudar incluso a entender algunos problemas de piel en el cutis, como granitos, manchas o arrugas.

Te recomendamos leer: Tratamiento casero para las arrugas y cicatrices, ¡con solo dos ingredientes!

Estimulación de puntos faciales

Aplicación ascendente de cremas y lociones faciales

El mejor momento para practicar la estimulación de puntos faciales es a primera hora de la mañana, ya que nos permitirá activar todo el organismo. No obstante, lo podemos hacer en cualquier lugar del día.

Podemos hacerlo sobre la piel seca o bien utilizar un poco de aceite vegetal, que puede ser, por ejemplo, de coco, de almendra o de oliva, según nuestro tipo de piel.

  • El primer paso consiste en frotarnos las palmas de las manos para calentarlas.
  • Acto seguido, apoyaremos el rostro, sin presionar, sobre las manos, para que reciba el calor generado y podamos empezar la estimulación.

Los ojos

Rostro

Empezaremos estimulando los puntos que rodean los ojos, y que se corresponden con los genitales y el aparato urinario.

  • Realizaremos pequeños movimientos circulares, y haremos el recorrido desde la base de la nariz hasta el principio de la ceja, seguiremos toda la ceja y rodearemos el ojo por la parte inferior, a lo largo del hueso del pómulo.

Lo haremos con ambas manos a la vez, en cada lado, tres veces. Repetiremos la estimulación dando suaves toques, con el mismo recorrido.

La boca y las mejillas

Al masajear toda la zona que rodea la boca estaremos equilibrando el sistema endocrino, reproductor y digestivo. Es también una técnica muy útil para combatir el estreñimiento.

  • Pondremos la mano en horizontal, con el dedo índice justo debajo de la nariz, como si nos tapáramos la boca, y arrastraremos la mano hacia fuera.

Lo iremos haciendo con ambas manos, al menos 15 veces con cada una.

La nariz

La nariz representa la columna vertebral, y este masaje nos ayuda a relajar la espalda y las piernas, así como a mejorar la función reproductora y sexual.

  • Empezaremos frotando la punta de la nariz, que refleja la base de la columna, e iremos subiendo hasta el principio del pelo. Lo repetiremos 5 veces.

La frente

La frente

El masaje en la frente es muy relajante, ya que actúa sobre el sistema nervioso y las funciones cerebrales. 

  • El movimiento es como el que hemos hecho en la zona de la boca. Con las palmas de las manos haremos movimientos horizontales hacia fuera alternando la mano derecha con la mano izquierda.

Las orejas

Esta estimulación nos ayuda a prevenir problemas de garganta y catarros, a relajar la espalda y equilibrar los ojos. También nos da calor y regula la tensión.

Haremos una “v” con el dedo índice y corazón de ambas manos, como en señal de victoria, y con ellos haremos una frotación enérgica de la parte delantera y trasera de la oreja, dejándola entre los dos dedos.

Ver también: Aplica este preparado casero en el contorno de tus ojos y despierta sin ojeras

Todo el rostro

rostro

Terminaremos el masaje realizando círculos amplios de intensidad media desde la barbilla, subiendo por las mejillas, hasta la frente y la raíz del pelo.

¿Y el cuero cabelludo?

Si lo deseamos, podemos completar este excelente y completo masaje facial relajando también el cuero cabelludo y la cabeza. Puede resultar muy útil para personas que padezcan migrañas o insomnio, y también para combatir la alopecia y la caspa.

  • Empezaremos haciendo círculos de cierta presión en la parte superior de la frente, justo donde empieza el pelo, y recorreremos toda la cabeza hasta llegar a la nuca.

Podemos hacer el mismo recorrido con las uñas, siempre sin hacernos daño. También son muy beneficiosos y agradables  los peines de madera y los cepillos de cerdas naturales.