¿Qué comer durante “esos” días?

Camila 23 marzo, 2013
No debemos atiborrarnos de dulces, si bien está permitida alguna onza de chocolate. No obstante, se recomienda sustituir los dulces por frutos secos, que nos aportan energía y vitalidad

Cuando tenemos nuestro período y los días previos, se produce el famoso síntoma premenstrual. Básicamente, significa que nuestras hormonas enloquecidas controlan nuestro cuerpo. Esto se traduce en cambios de ánimo abruptos, que van desde la depresión a la irritabilidad, además de esos molestos dolores abdominales que se producen debido a los espasmos uterinos.

No existen remedios mágicos contra estos síntomas molestos, pero sí podemos mejorar el panorama a través de trucos naturales que tienen que ver con una alimentación equilibrada.

1)      ¿Sabías que durante la menstruación, pueden engordar hasta cuatro kilos? Esto se debe a la retención de líquidos, que muchas veces te hace sentir como una bolsa hinchada de agua. Para contrarrestar este efecto tan molesto, es ideal reducir lo más posible el consumo de sal y tomar al menos dos litros de agua diarios. (Esto no incluye ningún tipo de bebidas con gas, que contribuyen a hincharte aún más, haciendo que el cuadro empeore).

2)      ¿Nunca sentiste, durante tu período, una necesidad casi descontrolada de comer alimentos dulces? Eso se debe a que los niveles de estrógeno disminuyen, haciéndonos sentir como que el cuerpo “nos lo pide”. Aunque un poco de chocolate no está mal, porque genera endorfinas, una hormona que nos hace sentir bien, consumir en gran cantidad azúcar refinada y alimentos procesados como chocolates y golosinas dulces, puede contribuir a generarnos malestar estomacal ya que son difíciles de digerir, lo cual empeora nuestro cuadro de hinchazón e irritabilidad.

Para esos momentos, un poco de chocolate está permitido, pero lo ideal es consumir frutas secas, como nueces y almendras, que nos aportan energía y nos ayudan a salir del estado de abatimiento que nos produce la menstruación. De más está decir que hay que cuidar la ingesta de dulces, que siempre implican calorías vacías que de nada sirven al organismo.

3)      Para combatir la anemia, el hierro es nuestro mejor aliado: las espinacas y las lentejas aportan este mineral en grandes cantidades, por eso, es recomendable su consumo durante estos días. Las piñas y las bananas, que contienen serotonina, hormona que genera placer, también están recomendadas para aplacar la irritabilidad.

4)      No se recomienda consumir café ni bebidas estimulantes, ya que pueden afectar nuestro estado de ánimo ecléctico debido a la convulsión hormonal. Obviamente, olvídate del alcohol durante estos días. Por otro lado, el consumo desmedido de hidratos de carbono tampoco es bueno: nos hacen sentir constipadas y nos hinchan. Es mejor reemplazarlas por alimentos con fibras y cereales integrales, ideales para una mejor digestión.

5)      Por último, ejercitarnos puede ser uno de los mejores remedios. El ejercicio nos hace segregar endorfinas, una hormona que nos hace sentir relajadas y contentas, activa nuestra circulación sanguínea, nos saca del abatimiento, nos reactiva y nos llena de energía y buen humor. Una caminata enérgica, nunca va a estar de más en estos días.

No es necesario postergar nuestras actividades diarias porque nos sentimos de mal humor y doloridas: solo basta con cuidar un poco más nuestros hábitos alimentarios para hacer que esos días sean lo más llevaderos posibles.

Imagen cortesía de Kirti Poddar

Te puede gustar