Mapa facial: ¿qué dice tu rostro de tu salud?

Presta atención a tu aspecto y descubre qué es lo que tu cuerpo te está indicando acerca de cómo estás de salud.

Dentro de la medicina tradicional china se encuentra el famoso mapa facial, que viene a ser una especie de guía que nos ayuda a determinar cómo está nuestra salud en función de cómo lucimos.

Originalmente, el mapa facial se centraba en la observación de las arrugas, sin embargo, hoy en día se ha ampliado el concepto y, por ello, hay mapas que tienen en cuenta otros aspectos, como la presencia de acné.

En los tiempos de la Antigua Grecia, muchos pensadores consideraban que el aspecto era un reflejo del espíritu. Por otra parte, consideraban que ciertos rasgos físicos estaban relacionados a un tipo de personalidad en concreto. Por ejemplo, consideraban que las narices anchas y prominentes eran un rasgo de una personalidad perezosa.

Hoy en día, se sabe muy bien que las primeras impresiones dicen mucho de nosotros. Todo comunica. Desde el color de los ojos, el tipo de piel hasta la vestimenta. Todo revela parte de nuestra personalidad, nuestro vida emocional e, incluso, el tipo de alimentación.

Teniendo en cuenta los aspectos que más suelen suscitar interés en los mapas faciales, a continuación te explicamos con mayor detalle qué dice tu rostro de tu salud.

Las pistas que brinda tu mapa facial

1. El cutis

La piel del rostro es uno de los aspectos más tenidos en cuenta en los mapas faciales. Refleja el tipo de alimentación que se lleva y qué tan apropiada es esta para la salud. 

Cuando una piel presenta una gran cantidad de acné, puede ser una señal de que se está manteniendo una dieta rica en grasas, azúcares y alimentos dañinos, o bien, que no se está recibiendo la hidratación adecuada.

Por otra parte, cuando la piel presenta un aspecto marchito y prematuramente avejentado, puede ser una señal de que no se están manteniendo hábitos de vida apropiados.

Acné

Te puede interesar: Dieta para el acné: ¿qué alimentos debo evitar?

2. La tensión facial

Cuando una persona es demasiado exigente con ella misma o con los demás, esa tensión suele reflejarse notoriamente en el rostro; en especial, en el área de la mandíbula. Algunos de los problemas asociados a este exceso de rigidez son la migraña y el bruxismo.

3. El color de ojos

A pesar de que no todos los mapas faciales tienen en cuenta este aspecto, lo cierto es que resulta interesante conocer las conexiones que establece entre el color de ojos, el tipo de personalidad y el estado de salud. Cabe destacar que se basa exclusivamente en los tres colores más comunes de la población.

  • Azul: personas activas, físicamente resistentes, motivadas y sensibles, con tendencia a problemas del sistema nervioso.
  • Castaño: personas que no suelen padecer problemas de salud hasta pasados los treinta años. Suelen experimentar problemas circulatorios y alergias.
  • Verde o mezcla de ambos colores: son una combinación de los ojos azules y castaños, y por lo tanto pueden reunir las características de unos u otros según si su color es más claro o más oscuro.

4. Las pupilas

Hay algunos mapas faciales que también tienen en cuenta las pupilas; en estos, se indica que quienes tienen las pupilas muy dilatadas suelen estar sometidos a un estrés crónico o ansiedad excesiva. También puede ser un indicativo de parásitos intestinales.

5. Las ojeras

A pesar de que muchas personas solo tienen ojeras cuando descansan mal, quienes las presentan día a día, pueden estar sufriendo un problema de salud mayor. Según la tonalidad de las ojeras, se puede intuir lo siguiente.

  • Amarillentas: indican problemas en el hígado y la vesícula.
  • Oscuras o negras: indican problemas en los riñones, la vejiga y los órganos reproductivos, fruto de algún antiguo problema en el sistema digestivo.
  • Pálidas o cenicientas (grises): hace referencia a problemas hormonales, problemas en los riñones y los pulmones.

6. Las patas de gallo

Las patas de gallo prematuras y excesivamente marcadas indican que la persona tiene tendencia a dejarse llevar por las emociones negativas como la ira. Dichas emociones afectan al hígado, por lo que es importante corregir los hábitos alimenticios y acudir al especialista para una revisión detallada.

Rostro con patas de gallo

7. Las bolsas debajo de los ojos

Las bolsas debajo de los ojos suelen dar un aire de tristeza y agotamiento e indican que los órganos digestivos y excretores están congestionados; es decir, que el cuerpo no está expulsando correctamente las sustancias tóxicas.

Si las bolsas debajo de los ojos contienen grasa, convendría hacernos un chequeo para descartar posibles órganos inflamados o la presencia de algún quiste.

8. La punta de la nariz enrojecida

El mapa facial chino también indica que cuando la punta de la nariz está enrojecida, el corazón está trabajando en exceso, por lo que sería conveniente consultar con un cardiólogo. Especialmente si se tiene antecedentes familiares de problemas cardiacos.

A tener en cuenta

A pesar de que el mapa facial pueda ayudarte a intuir qué tal está tu estado de salud, no debes desestimar ni retrasar la visita al médico en caso de que tengas alguna inquietud.