¿Qué es la anemia megaloblástica?

28 Agosto, 2020
Este artículo ha sido escrito y verificado por la médica Karina Valeria Atchian
La mayoría de los casos de anemia megaloblástica se deben a una deficiencia de vitamina B12 y folatos. ¿Cuáles son sus causas? ¿Cómo reconocerla? En esta oportunidad resolvemos estos interrogantes.

La anemia megaloblástica es un trastorno que se caracteriza por presentar glóbulos rojos de mayor tamaño en comparación con los normales. Los glóbulos rojos son esenciales para un óptimo transporte del oxígeno hacia cada parte del cuerpo.

También se denomina anemia macrocítica y, de acuerdo con lo publicado en Stanford Children’s Health, también tiene lugar cuando las células sanguíneas no se desarrollan de forma adecuada o presentan una forma anormal. ¿Cuáles son sus causas? ¿Cómo reconocerla?

Causas de anemia megaloblástica

La causa de esta anemia no está 100 % establecida. Sin embargo, hay varios factores que pueden incidir en su desarrollo. El más común es la carencia de vitamina B12 (también llamada cobalamina) o de folatos (también llamado ácido fólico).

La falta de vitamina B12 o folatos puede darse por baja ingesta a través de la dieta, como ya veremos más adelante. En otras ocasiones, este déficit tendrá su origen en una afección asociada que predispone a una o más carencias vitamínicas. Ejemplos de ellas son las siguientes:

  • Gastrectomía.
  • Cirugía bariátrica.
  • Enfermedad de Crohn.
  • Enfermedad celíaca.
  • Insuficiencia pancreática.
  • Atrofia gástrica asociada con el envejecimiento.
  • Enfermedades autoinmunes (enfermedad de la tiroides, vitiligo, anemia perniciosa).
  • Deficiencia de cobre.
  • Uso de medicamentos que interfieren con la síntesis de ADN de los glóbulos rojos.
  • Ciertas mutaciones genéticas.
Vitamina B12 y anemia megaloblástica
La deficiencia de vitamina B12 es uno de los factores que conllevan a la anemia megaloblástica.

Fuentes alimentarias de vitamina B12 (cobalamina)

  • Alimentos de origen animal: carnes, pescado, productos lácteos.

Fuentes alimentarias de folatos

  • La mayor parte de los alimentos contienen algo de folato.
  • Encontramos una mayor concentración en alimentos como el hígado, los vegetales verdes (espinaca), la levadura y los granos.
  • La cocción disminuye la cantidad de folato de los alimentos.

¿Qué función cumplen la vitamina B12 y los folatos?

Ambas vitaminas son necesarias para el buen funcionamiento de las reacciones enzimáticas que se producen en el interior de los glóbulos rojos, los glóbulos blancos y las plaquetas.

Su carencia, ya sea por una dieta deficiente, o por otra causa, provocará un defecto en la síntesis de ADN (ácido desoxirribonucleico), en el interior de los glóbulos rojos, que será la responsable de producir células de mayor tamaño o megaloblásticas.

¿Qué síntomas causa la anemia megaloblástica?

Es normal encontrarse con valores de laboratorio que indican la presencia de anemia, junto con otras características en los parámetros de laboratorio, que harán sospechar la anemia megaloblástica.

Sus principales manifestaciones clínicas incluyen las comentadas a continuación:

  • Latido cardíaco vigoroso.
  • Pulso periférico intenso.
  • Soplo cardíaco.
  • Fatiga.
  • Irritabilidad.
  • Mareos.
  • Dificultad para respirar.
  • Piel y mucosas pálidas.
  • Glositis o inflamación de la lengua.
  • Ulceras orales.
  • Queilosis comisural o inflamación de la comisura de los labios.
  • Insomnio.
  • Ictericia o coloración amarillenta de piel y mucosas.
  • Hiperpigmentación de la piel.
  • Febrícula en casos de anemia grave, con temperatura de 37,5 °C.
  • Anomalías neurológicas variables, más prominentes en la deficiencia de vitamina B12 (retraso cognitivo y neuropatía, parestesias, entumecimiento y problemas de marcha).
  • Manifestaciones neuropsiquiátricas.

Por otro lado, también se pueden encontrar cambios en el hemograma que se lleva a cabo en el laboratorio. En general, las alteraciones incluyen lo siguiente:

  • Glóbulos rojos disminuidos en cantidad.
  • Hemoglobina baja.
  • Hematocrito bajo.
  • VCM (volumen corpuscular medio), se refiere al tamaño del glóbulo rojo, en este caso será mayor al normal.
  • Glóbulos blancos y plaquetas bajas.
  • Niveles de vitamina B12 y folatos bajo.
La anemia megaloblástica
En el hemograma de un paciente con anemia megaloblástica los glóbulos rojos aparecen disminuidos.

Cabe mencionar que, en algunos casos, existirá una predisposición a presentar complicaciones, como pueden ser las siguientes:

  • Infecciones, sobre todo de aparato respiratorio y urinario.
  • Hematomas en piel.
  • Esterilidad, tanto en los varones como en mujeres.
  • Durante el embarazo, puede presentar prematurez en los recién nacidos, abortos y malformaciones fetales (anencefalia, mielomeningocele, encefalocele, espina bífida, labio y paladar hendido).

Te puede interesar: ¿Qué es un hemograma? ¿Para qué sirve?

Prevención de las malformaciones fetales

Debido a los riesgos que causa esta condición durante la gestación, las mujeres embarazadas, o que deseen estarlo, se ven obligadas a consumir suplementos para obtener dosis óptimas de folatos y vitamina B12. Esta suplementación se prolonga hasta la semana 12 de embarazo.

Además, es probable que el médico sugiera controles más especiales en embarazadas diagnosticadas con este tipo de anemia. El objetivo, en general, será evitar complicaciones, sobre todo para la salud del feto.

Tratamiento de la anemia megaloblástica

Dependerá de la determinación de la causa de anemia megaloblástica. Por ejemplo, si se debe a una dieta con aportes bajos de vitamina B12 o folatos, como es el caso de vegetarianos estrictos, desnutridos o personas que no llevan una dieta variada, se buscará mejorar la dieta, o bien, suplementarla con las vitaminas faltantes.

Para evitar la anemia megaloblástica es necesario llevar una alimentación equilibrada y variada. Por lo tanto, en los casos en que se quiera hacer una dieta vegetariana, o cualquiera de sus variantes, se aconseja consultar al médico nutricionista.

Entre tanto, durante el embarazo y en caso que se asocie a otras causas fuera de las dietéticas, será importante la consulta al especialista correspondiente. A partir del diagnóstico, el médico precisará si son necesarios fármacos u otras opciones terapéuticas.

  • Means Robert, Clinical manifestations and diagnosis of vitamin B12 and folate deficiency, retrieved on 12 May 2020, Evidence-based Clinical Decision Support- UpToDate. https://www.uptodate.com/contents/clinical-manifestations-and-diagnosis-of-vitamin-b12-and-folate-deficiency?search=megaloblastic%20anemia&source=search_result&selectedTitle=2~120&usage_type=default&display_rank=2
  • Kasper y col., Principios de medicina interna de Harrison, edición número 19, Editorial McGrawHill.