¿Qué es una trombosis y cómo prevenirla?

Para prevenir la trombosis es fundamental llevar unos hábitos de vida saludables, reducir la ingesta de sal y realizar ejercicio.

La trombosis es una enfermedad que afecta a muchas personas. El sedentarismo, el tabaquismo y una dieta inadecuada son algunas de las causas de esta enfermedad. Descubre qué es una trombosis y cómo prevenirla.

La trombosis es la formación de un coágulo de sangre dentro de un vaso sanguíneo causando una obstrucción parcial o total que impide que la sangre fluya normalmente a través del sistema circulatorio.

Un aumento anormal tendencia la coagulación de la sangre (causada por factores genéticos, ambientales o desconocidos), lesión de las células endoteliales de la pared vascular (exacerbado por la infección o trauma), y el flujo de sangre estática contribuyen a la formación de coágulos de sangre.

El desprendimiento parcial o completa del trombo de la pared del vaso sanguíneo puede dar lugar a embolias en órganos vitales tales como el cerebro, el corazón, los pulmones o arterias de las piernas.

Peligros de los coágulos de sangre

Los coágulos de sangre que fluyen libremente dentro de la vasculatura obstruyen el flujo de sangre. Como resultado de ello pueden ocurrir condiciones patológicas que amenazan la vida, como un accidente cerebrovascular, infarto de miocardio, embolia pulmonar o gangrena.

El tromboembolismo venoso es una enfermedad que incluye la trombosis venosa profunda y la embolia pulmonar. Los factores de riesgo que contribuyen al tromboembolismo venoso son variadas e incluyen:

  • Inmovilización
  • Hipercoagulabilidad
  • Daño en la pared de las venas
  • Edad
  • La cirugía (especialmente la cirugía ortopédica de rodilla y reemplazo total)
  • Cáncer
  • Herencia
  • Embarazo
  • Aumento de los niveles de estrógeno (debido a la anticoncepción o terapia de reemplazo hormonal por vía oral)
  • Obesidad
  • Fumar
  • Enfermedad de Crohn

La trombosis arterial en las arterias coronarias conduce a infarto de miocardio (ataque al corazón), mientras que la obstrucción de la vasculatura cerebral causa accidente cerebrovascular. Es importante señalar que las trombosis venosas y arteriales comparten muchos de los mismos factores de riesgo que el infarto de miocardio, incluyendo el tabaquismo, la hipertensión y la diabetes.

La trombosis venosa profunda (TVP) es la forma más común de trombosis venosa. Los signos y síntomas de la TVP incluyen: incomodidad, pesadez, dolor palpitante, picazón o sensación de calor en las piernas; cambios en la piel de la pierna, como decoloración, engrosamiento o ulceración; hinchazón de las piernas, tobillos o pies.

El síndrome post-trombótico se desarrolla en al menos la mitad de los pacientes con TVP. Hinchazón crónica de la pierna, dolor en la pantorrilla, pesadez, fatiga, decoloración de la piel o las úlceras venosas en la extremidad afectada caracterizan esta enfermedad. La calidad de vida se ve afectada significativamente en pacientes con este padecimiento.

La embolia pulmonar (EP) es una complicación de la TVP. Los síntomas y signos de la EP incluyen:

  • Falta de aliento repentina
  • Dolor de pecho
  • Tos con sangre
  • Frecuencia cardíaca rápida o irregular
  • Mareo

Prevención de la trombosis venosa profunda

Para disminuir el riesgo y ayudar a prevenir la trombosis venosa profunda, sigue estos pasos:

  • Mantén un estilo de vida activo y haz ejercicio regularmente, diariamente si es posible. Caminar, nadar y andar en bicicleta son excelentes actividades.
  • Controla tu peso con ejercicio, así como mediante el consumo de una dieta saludable.
  • Si fumas, deja de hacerlo, la terapia de nicotina (parches, chicles o aerosoles) y los grupos de apoyo pueden hacer esto mucho más fácil.
  • Checa tu presión arterial con regularidad; toma medidas para reducir, si es necesario.
  • Reporta cualquier antecedente familiar o personal de problemas de coagulación de la sangre con tu médico.
  • Discute alternativas a las píldoras anticonceptivas o terapia de reemplazo hormonal con tu médico.
  • Si estás en un avión durante más de 4 horas, camina o haz estiramientos de piernas en tu asiento y mantente bien hidratado, evitando el consumo de alcohol.
  • Durante el embarazo, pregunta a tu médico qué puedes hacer para prevenir la TVP.
Sangre venosa.

La prevención de coágulos sanguíneos

Puedes ayudar a prevenir los coágulos de sangre si:

  • Usas ropa holgada.
  • Levantas las piernas por encima del corazón de vez en cuando.
  • Usas medias especiales (llamadas medias de compresión) si tu médico se los receta.
  • Haces ejercicios que tu médico te indica.
  • Cambias de posición a menudo, sobre todo durante un largo viaje.
  • No te paras ni te sientas por más de 1 hora a la vez.
  • Comes menos sal.
  • Tratas de no golpear o lastimar tus piernas y de no cruzarlas.
  • No utilizas almohadas debajo de tus rodillas.
  • Levanta la parte inferior de tu cama unos centímetros.
  • Toma todos los medicamentos que el médico le receta.
  • Te mantienes activo y te mueves.