¿Qué es y cómo se trata el bruxismo?

Yamila Papa Pintor · 10 marzo, 2020
Este artículo ha sido verificado y aprobado por el médico Nelton Abdon Ramos Rojas el 7 diciembre, 2018
El bruxismo es una afección en la que se aprietan los dientes de manera inconsciente. ¿Cuáles son sus complicaciones? ¿Por qué es importante darle un tratamiento? Te contamos todo lo que debes saber al respecto.

El rechinar o apretar los dientes entre sí se conoce como bruxismo, y es un movimiento involuntario que suele sufrirse por las noches o en momentos de mucho estrés o nerviosismo.

En la mayoría de los casos, la persona no se percata de esta acción y es difícil de controlar. A continuación te invitamos a conocer qué es y cómo se trata esta condición.

Características del bruxismo

Los dientes se pueden apretar o rechinar de manera involuntaria, tanto de día como de noche, aunque lo más habitual es mientras se duerme. En algunos casos, la persona puede llegar a sentir dolor debido a factores como:

  • Cuánto tiempo se mantenga la presión.
  • La fuerza que se ejerza en la mandíbula.
  • La postura.
  • Los dientes desalineados.
  • La dieta.
  • Los hábitos para dormir y la capacidad de relajarse.
Persona con bruxismo
En el bruxismo, la persona rechina los dientes de manera inconsciente. Si no le brinda un tratamiento oportuno, se pueden presentar complicaciones.

Existen dos tipos de bruxismo:

  • Céntrico: cuando los dientes se aprietan.
  • Excéntrico: cuando los dientes se frotan o rechinan.

Aunque el estrés diario es uno de los factores más comunes del bruximo, también se le atribuye a otros como:

  • La ansiedad
  • La tensión
  • La depresión
  • El dolor de oídos
  • Los trastornos alimentarios
  • El dolor de cabeza
  • La sensibilidad muscular en las mañanas
  • La sensibilidad a los alimentos muy fríos o muy calientes
  • El insomnio y la inflamación en la mandíbula.

Complicaciones

Según una publicación de la Clínica de Mayo, en la mayoría de los casos, el bruxismo no causa complicaciones de mayor cuidado. Sin embargo, cuando ocurre de forma severa, puede causar:

  • Deterioro en los dientes o en la mandíbula.
  • Cefaleas de tipo tensional.
  • Dolor facial o mandibular intenso.
  • Trastornos que ocurren en las articulaciones ubicadas justo en frente de las orejas, que puede sonar como un chasquido al abrir y cerrar la boca.

Consejos para evitar y tratar el bruxismo

Un informe de The National Health Service, afirma que existen varios tratamientos para el bruxismo. Sin embargo, es importante consultar con un especialista antes de acudir a alguno de ellos.

Protectores y férulas bucales

Los protectores bucales y las férulas nivelan la presión sobre la mandíbula y crean una barrera física entre los dientes superiores e inferiores para protegerlos de daños mayores. También pueden reducir los ruidos que haces por la noche. Por lo general, son hechos a la medida por un dentista.

Controlar el estrés y la ansiedad

Tomarse las cosas con calma y aprovechar las prácticas relajantes como la meditación, el yoga o el tai chi para relajarse y calmar los nervios puede contribuir al tratamiento del bruxismo. También puedes optar por sesiones de masajes o darte un baño de inmersión con sales.

Por otra parte, según un estudio de World Journal of Psychiatry, la musicoterapia tiene grandes beneficios en aspectos relacionados con el estado de ánimo, especialmente en la reducción del componente depresivo y de ansiedad, y en la mejora de la expresión emocional, la comunicación y las habilidades interpersonales. Por lo que esta práctica resulta muy beneficiosa para manejar las emociones asociadas a este problema.

Lee también: Cómo relajar la mandíbula y combatir el bruxismo

La musicoterapia
La musicoterapia y otras técnicas de relajación puede ser un complemento para controlar las emociones relacionadas con el bruxismo.

Realizar automasajes

Según un estudio de Journal of The Japanese Phisical Therapy Association, el uso de férulas y la terapia de masajes en los músculos masticatorios condujeron a una reducción del dolor, con una mayor reducción cuando se combinaron estas dos modalidades de tratamiento.

Para realizar el masaje:

  • Haz círculos con las yemas de los dedos en las mandíbulas, en sentido de las agujas del reloj, con una leve presión. Puedes masajearte el cuello y la cara también.
  • Aplica un paño frío o con cubito de hielo en la mandíbula para relajarla. Si prefieres calor, puedes usar la almohadilla eléctrica o una toalla mojada con agua caliente, a una temperatura soportable.

Tratamiento y prevención de problemas dentales

Los chequeos dentales periódicos son importantes para tratar a tiempo cualquier problema causado por rechinar los dientes y, de este modo, evitar daños mayores.

Algunos de estos problemas, como los dientes desalineados, agrietados, torcidos o faltantes, generalmente se pueden arreglar con tratamientos reconstructivos que incluyen dientes postizos, superposiciones y coronas. A veces, dichos procedimientos pueden remodelar la superficie de masticación de los dientes y detener el rechine.

Descubre: ¿Qué son las carillas dentales?

Llevar una alimentación saludable

El bruxismo desgasta los dientes, por lo cual, es preciso adoptar una dieta que proporcione un óptimo nivel de calcio para protegerlos y fortalecer los huesos de la boca. Según un estudio de The American Journal of Medicine, los niveles de ingesta de calcio y vitamina D destinados a prevenir la osteoporosis tienen un efecto beneficioso sobre la retención dental.

Las siguientes son reconocidas fuentes de calcio:

  • Legumbres
  • Frutos secos
  • Verduras de hoja verde
  • Lácteos
Alimentos lácteos contra el bruxismo
El consumo de alimentos con calcio puede contribuir a la protección de los dientes. Este elemento es clave para evitar su desgaste.

Lo que debes tener en cuenta sobre el bruxismo

La mayoría de las personas aprietan o rechinan los dientes de vez en cuando. Cuando esto se convierte en un hábito, por lo general provocado por el estrés o la ansiedad, se conoce como bruxismo.

Esta condición puede causar daños permanentes en los dientes y desencadenar otros síntomas como dolor de oído, de mandíbula y de cabeza.

Aunque existen varios métodos para prevenir o tratar el bruxismo, es necesario consultar con un odontólogo para encontrar el más adecuado según tu caso.

  • Remedios caseros para el bruxismo | Ferrus&Bratos. (n.d.). Retrieved December 4, 2018, from https://www.clinicaferrusbratos.com/bruxismo/remedios-caseros/
  • Zambra, F., & Rodríguez, A. (2003). Bruxismo. Av. Odontoestomatol (Vol. 19). Retrieved from http://scielo.isciii.es/pdf/odonto/v19n3/original2.pdf
  • ¿Para que sirven las Férulas Dentales? | Clínica Dental Magallanes. (n.d.). Retrieved December 4, 2018, from https://clinicadentalmagallanes.com/las-ferulas-dentales/
  • Bruxismo: MedlinePlus enciclopedia médica. (n.d.). Retrieved December 4, 2018, from https://medlineplus.gov/spanish/ency/article/001413.htm
  • Hernández Reyes, B., Díaz Gómez, S. M., Hidalgo Hidalgo, S., López Lamezón, S., García Vitar, L., & Noy, J. E. (2017). Factores de riesgo de bruxismo en pacientes adultos. Revista Archivo Médico de Camagüey, 21(3), 311–320. Retrieved from http://scielo.sld.cu/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S1025-02552017000300002
  • Bruxismos y bruxismo nocturno: tratamiento, causas y consecuencias. Clínica Universidad de Navarra. (n.d.). Retrieved December 4, 2018, from https://www.cun.es/enfermedades-tratamientos/enfermedades/bruxismo
  • Bruxism. Breaking the teeth-grinding habit. (2005). Mayo Clinic Health Letter (English Ed.).