¿Qué flores son comestibles?

Al igual que ocurre con muchos alimentos de origen vegetal, para asegurarnos de que son sanas debemos optar por aquellas flores de cultivo ecológico que no hayan sido tratados con pesticidas

Puedes preparar muy buenos platillos con las flores, siendo las más populares las rosas o las de la calabaza. Ten en cuenta que no todas las especies son comestibles y que además, no debes consumir aquellas que han recibido tratamientos químicos o pesticidas. Entonces, sólo utiliza flores de segura procedencia e identificadas.

Flores comestibles: qué saber

Todas ellas son aptas para el consumo humano sin daños para la salud, por el contrario, son más que beneficiosas. Hay algunas que no tienen un gran sabor, sin embargo, nos harán despertar otros sentidos, como ser el olfato (por sus aromas) y la vista (por sus maravillosos colores).

En algunos casos, ya has comido flores sin darte cuenta. Esto se debe a que el brócoli, el coliflor y el alcaucil están dentro de este grupo.

La mayoría de las flores comestibles quedan de maravillas en ensaladas, revueltos, sopas, rellenos de tartas, guisos y como acompañamiento de quesos, fritas o salteadas.

Tienes que estar bien seguro de que puedes comerla y prepararla, porque hay flores que son tóxicas y otras venenosas, como por ejemplo lirio, azalea, glicina, lantana o adelfa. Estas son prohibidas para comer.

Antes de usarlas, quítales los estambres y pistilos. Luego debes lavarlas y secarlas bien, de manera delicada con una servilleta para que no se machuquen los pétalos. Eso es todo, ahora, a disfrutarlas en la comida!

¿Qué flores son comestibles?

Ante esta pregunta, podemos realizar una especie de lista con las especies aptas para el consumo humano:

Calabaza: sabor dulce y delicado, se utilizan en pastas, tamales, sopas, tartas, rellenos, guisos, fritas y cocidas. Se cosechan durante el verano.

Caléndula: tiene un sabor un tanto amargo, pero se usan en conjunto con sus hojas para un gusto diferente, sobre todo en las bebidas como aromatizante. Es una flor anual de invierno y primavera, de color amarillo, marrón o naranja. Puedes usarla cruda, postres, flanes, ensaladas.

Rosa: puedes preparar dulces caseros, como relleno de tartas, ensaladas de frutas, salsa de mariscos o en vinagre.

Rosa silvestre: para jaleas y siropes, aromatizar pasteles y ensaladas. Para el (las raíces y hojas secas). Freídas con huevo se consiguen unas tortillas deliciosas.

Geranio: es una fragancia para tortas y pasteles. Siempre usar frescas para que no pierdan el aroma.

Coqueta: se cosecha en invierno y primavera. La puedes comer tanto cruda como en la decoración de tortas y postres.

Clavel o clavelina: para ensaladas de frutas o mezclados con crema para tortas.

Primavera: sus pétalos se comen en ensaladas verdes o también para decorar.

Categorías: Curiosidades Etiquetas:
Te puede gustar