¿Qué son los flexitarianos?

Yamila Papa · 24 septiembre, 2013
Gracias a la dieta flexitariana se puede aprovechar todo lo bueno de las frutas y las verduras sin renunciar a la carne. No se basa en alimentos de origen animal, sino vegetal

Es un término que comenzó a hacerse conocido en el año 2003 y ya tiene muchos adeptos. Se trata, básicamente, en aquellas personas que basan su dieta en verduras, legumbres y cereales pero que se “permiten” consumir carnes rojas o blancas, periódicamente. Conoce más sobre esta tendencia alimentaria que ya tiene miles de seguidores.

¿Vegetarianos o carnívoros?

Esta es una de las preguntas más habituales que tienen que responder aquellos que dicen ser “flexitarianos“. Es que en realidad, están entre medio de ambas posturas, pero más cercanos a los vegetarianos, aunque a veces, pueden romper las reglas.

Su alimentación es principalmente productos de origen vegetal y una o dos veces a la semana, una porción pequeña de carne, pollo o pescado. De esta manera, dicen, se nutren de los componentes de los alimentos de origen animal. Además, se encargan en afirmar que no es una moda, sino que es una manera de llamarse a si mismos, de diferenciarse del resto.

flexitariano2

Dieta permisiva

Teniendo en cuenta que los derivados lácteos, las grasas y los alimentos procesados no son tan beneficiosos para la salud, comer más vegetales y frutas puede ser una excelente solución. El problema radica cuando se desea comer un poco de carne, algo que los vegetarianos tienen “prohibido”. Al comenzar la dieta flexitariana, el cuerpo se desintoxica de a poco y permite sentirse mejor. El fin, entonces, es disfrutar de la comida, sin dejar de lado las proteínas animales. Las reglas del flexitariano son más libres que las de los vegetarianos y aún más que la de los veganos. Entonces, tiene una lista más amplia de “permitidos”:

  • carne roja
  • pescado
  • pollo
  • mariscos
  • cerdo
  • legumbres
  • cereales
  • frutas
  • verduras

flexitariano3

Dieta flexitariana recomendada

  • Desayuno: pan, avena, frutas y semillas, para añadir al organismo carbohidratos complejos.
  • Media mañana: nueces, frutas o almendras
  • Almuerzo: lentejas, garbanzos, quinoa o arroz integral, junto con ensaladas o vegetales cocidos
  • Merienda: batido de vegetales como espinada, frutas como la manzana y una cucharada de semillas de chia o linaza
  • Cena: pescado, mariscos o pollo con vegetales cocidos

Como se puede ver, es una dieta muy variada, que contempla todos los grupos alimentarios y que no deja de lado la carne. Sin embargo, no basa su plan en alimentos de origen animal.

Básicamente, se trata de una alimentación más “flexible” (de allí deriva el nombre). Puede ocurrir que la persona en su casa ingiere una dieta vegetariana y cuando va a comer afuera o a casa de amigos no tiene problema en consumir carne o bien, que disfruta también comiendo carnes.

Imágenes cortesía de Justin Smith y Ginny