Receta de caldo tlalpeño, descubre cómo prepararlo

Jesús Bordones · 16 enero, 2019
Gracias a las propiedades de sus ingredientes naturales y a su sabor inigualable, el caldo tlalpeño es una receta ideal para recomponer el cuerpo tras una noche de excesos.

Si te contáramos que el caldo tlalpeño tiene su origen en una leyenda de México y que al parecer también tiene atributos “místicos” para levantar el cuerpo y brindar más energía, ¿nos creerías?

Continúa leyendo para saber todo al respecto.

El caldo tlalpeño: orígenes

Caldo mexicano
Esta receta de origen mexicano, es un típico de la zona, con ligero toque picante y muy sabrosa.

Ahora bien, este peculiar caldo tiene varios orígenes pero el más destacado está localizado en la región de Veracruz, concretamente en San Agustín de las Cuevas (Tlalpan, México). Se dice que Antonio López de Santa Anna (11 veces presidente de México) asistía a las fiestas patronales del lugar y que un día, después de varios días de fiesta, se levantó con una terrible resaca.

Ante esa situación le pidió a su cocinera que le preparara un brebaje que le devolviera el alma al cuerpo. La mujer le preparó un caldo de pollo con jitomate, chile, epazote y sal. Cuando le preguntaron el nombre del delicioso consomé, ella dijo: Caldo tlalpeño, de ahí nace el nombre para esta preparación.

Lo cierto es que este plato está cargado de múltiples vitaminas y para la digestión supone un reto algo más que complicado. Quizás la sensación de saciedad que produce una vez ingerido provenga de ahí. Además, si de recetas originales se tratara, indudablemente esta se lleva el premio por la originalidad, y sobre todo por el contexto. Y es que es bien conocido que la comida mexicana contiene altos índices de condimentos picantes, resalta por su sazón única.

Si eres de esas personas intrépidas que busca constantemente nuevas maneras de cocinar y conocer a través de la gastronomía diferentes partes del mundo, esta receta de caldo tlalpeño satisfará tus anhelos culinarios. En este sentido, también te hará descubrir todo lo que puedes combinar es un plato. Por lo general, no debería tomarte más de 1 hora hacerlo.

Recuerda: si bien esta preparación no es muy difícil de seguir en cuanto a los procedimientos para la sazón y cocción, hay algunos trucos a los que debes prestar atención.

Descubre: Por qué la resaca es el terror de las dietas

Cómo preparar caldo tlalpeño

Es importante saber que el caldo tlalpeño puede ocasionar ciertos riesgos si sufres alguna de estas condiciones:

  • Diabetes tipo 1 y 2
  • Hipertensión arterial
  • Hipoglucemia
  • Colesterol elevado
  • Triglicéridos
  • Enfermedades coronarias

El caldo contiene grasas procedentes de los propios ingredientes, como: el pollo, aguacate, aceite, etc. Por tanto, está contraindicado para las personas que deben guardar un régimen especial de alimentación.

Lee este artículo: ¿Cuál es el aporte de las legumbres en la dieta?

Ingredientes

  • 4 tazas de caldo de pollo (1 litro)
  • 2 pechugas de pollo sin hueso (400 g)
  • 1 rama de epazote fresco (50 g)
  • 2 tazas de zanahorias cortadas en cubos (270 g)
  • 1 cucharada de aceite de maíz (15 ml)
  • 1 cebolla troceada (unos 100 g)
  • 3 dientes de ajo sin piel
  • 4 tomates rebanados (unos 400 g)
  • 1 rama de cilantro
  • 2 piezas de chile chipotle
  • 1 taza de garbanzos (230 g)
  • 1 aguacate sin semilla y troceado en dados
  • 2 cucharadas de sal (30 g)
  • 1 pizca de pimienta negra molida

Preparación

  1. En una olla grande, a fuego muy bajo, procede a verter el caldo y seguidamente las pechugas de pollo.
  2. Deberás dejar que cuezan por un espacio de entre 25 y 30 minutos. Todo dependerá de cómo te vaya quedando el pollo.
  3. Pasado el tiempo indicado, y cuando las pechugas estén en su punto perfecto, procede a añadir las zanahorias cortadas y deja cocer por otros 5 minutos más.
  4. Paralelamente, en otra sartén con aceite de maíz, sofríe los siguientes ingredientes por 5 minutos y después licualos: ajo, cebolla y las rodajas de tomate.
  5. Añade la salsa resultado del licuado a la olla con caldo e incorpora también el cilantro, epazote, garbanzos, chile chipotle, sal y pimienta. Vuelve a cocinar por otros 10 minutos más.
  6. Pasado el tiempo de cocción, retira las pechugas, deshebra y agrégalas nuevamente al caldo.
  7. Finalmente, sirve caliente. Corta el aguacate en dados y agrégalos por encima del tazón. ¡Solamente resta desearte buen provecho!