Receta baja en calorías: croquetas de tofu y calabacín

Maite Córdova · 20 julio, 2018
Aprende a preparar unas ricas croquetas con tofu en lugar de patata u otros ingredientes de uso cotidiano y descubre el exquisito sabor de este ingrediente asiático. 

Las croquetas de tofu se convirtieron en uno de los platillos más populares de la gastronomía vegana gracias a su exquisito sabor y facilidad de preparación. Y es que, a simple vista, nada tienen que envidiar a las croquetas de patatas que acostumbramos a ver (y comer) tanto en nuestro hogar como en los restaurantes.

El ingrediente estrella es el tofu, un alimento de origen chino rico en proteínas y otros nutrientes como los ochos aminoácidos esenciales,. Y no solo es capaz de sustituir los derivados lácteos sino también los huevos, por lo que se trata de un ingrediente muy preciado para los veganos.

Croquetas de tofu y calabacín

Ingredientes para el relleno

  • Aceite de oliva
  • 1 calabacín
  • 2 cebollas medianas
  • Condimentos: sal, ajo fresco.
  • 1 cucharadita de nuez moscada (5 g)
  • 3 cucharadas de maicena (45 g)
  • 6 tazas de espinacas (unos 250 g)
  • 1 bloque de tofu firme (350 g aprox)
  • 2 cucharadas de tomate seco hidratado (30 g)
  • 1 cucharadita de hierbas provenzales (5 g)
  • 2 cucharadas de piñones crudos (30 g)
  • 2 cucharadas de levadura de cerveza (30 g)
  • 1½ tazas de bebida de soja (375 ml)

Ingredientes para el rebozado

  • Opcional: 2 cucharadas de harina de garbanzo (30 g)
  • Pan rallado (la cantidad necesaria)
  • Agua tibia

Preparación

No te lo pierdas: Deliciosos aros de cebolla rellenos de queso

  1. Colocamos una sartén, ligeramente engrasada con un poco de aceite de oliva, a precalentar a fuego alto.
  2. Lavamos y escurrimos las hojas de espinacas. Luego, las troceamos.
  3. Pelamos y picamos la cebolla en trozos (lo más pequeños posible) y hacemos lo mismo con los dientes de ajo.
  4. A continuación, llevamos ambos ingredientes a la sartén junto con un chorrito de aceite y procedemos a pocharlos.
  5. Pelamos y picamos el calabacín en pequeños dados. Una vez listos, los llevamos a la sartén y espolvoreamos por encima las hierbas provenzales.
  6. Añadimos la sal y el tomate a los ingredientes y bajamos la llama del fuego a la mitad. Un par de minutos después agregamos los piñones. Deberemos remover los ingredientes constantemente para que los sabores se mezclen bien.
  7. Finalmente, incorporamos las espinacas y tapamos la sartén. De esta manera, conseguiremos que las hojas se reduzcan en poco tiempo y se integren a la mezcla.
  8. Aparte, procedemos a preparar el tofu. Lo troceamos en cubos pequeños y los introducimos en el procesador de alimentos junto con la bebida de soja, la levadura de cerveza y la maicena.
  9. Procesamos a velocidad media durante un par de minutos para conseguir una masa homogénea con cierta flexibilidad. La idea es conseguir una especie de crema que no sea demasiado líquida ni demasiado espesa.
  10. Una vez lista la masa, la incorporamos a la sartén y removemos todo. Ahora añadimos la nuez moscada y dejamos que todo se cocine durante otros 5 minutos.
  11. A continuación, apagamos el fuego y retiramos la sartén para dejar que la preparación se asiente a temperatura ambiente.
  12. Aparte, mezclamos el agua, la harina de garbanzos y el pan molido en un bol.
  13. Una vez se haya enfriado por completo la masa, tomamos la mezcla y procedemos a formar las croquetas. Antes de llevarlas a freír (en aceite de oliva) las pasamos por la harina y ¡listo!

Consejos para preparar las croquetas de tofu

Descubre: Recetas con soja y derivados

En caso de que la masa haya quedado demasiado espesa, para rectificarla será necesario añadir un poco más de bebida de soja. No hace falta recurrir a ningún otro ingrediente para este fin, ya que de lo contrario, podría variar el resultado.

Por otra parte, hay que aclarar que esta receta está pensada para servirse como una guarnición para un total de 3 o 4 comensales. En caso de que sean más, será necesario aumentar las cantidades de los ingredientes de manera proporcional.

Las croquetas de tofu se pueden disfrutar con otros tipos de verduras. Por ejemplo, también podemos prepararlas con zanahoria cruda rallada, puerro, cebolleta, pimiento, berenjena, calabaza, e incluso champiñones. Otra opción es incluir todo tipo de verduras, en pequeñas cantidades, para que la croqueta sea aún más rica en nutrientes, pero esto dependerá de nuestro gusto.

Anímate a preparar estas croquetas y ya verás que no echarás en falta el sabor de la croqueta tradicional de patatas. Al contrario, esta alternativa te ayudará a ampliar y variar tu menú de una forma fácil y, sin duda alguna, muy bien balanceada. Lo más importante es cocer bien el tofu para que resulte mucho más fácil de digerir.