Deliciosas recetas de alitas de pollo agridulces

Las alitas de pollo agridulce es una receta deliciosa y muy fácil de hacer. Descubre los pasos para elabarorarlas a lo largo de este artículo.

Las alitas de pollo agridulces, son un menú rápido, sencillo y delicioso. Por su toque crujiente, sabor y aroma, seducen a cualquier paladar. Se pueden preparar fritas u horneadas, la idea es que queden doradas por fuera y jugosas por dentro. El toque final lo dará la salsa que acompaña al ingrediente principal.

Las alitas de pollo agridulces se pueden servir perfectamente como segundo plato. A su veztambién son una opción perfecta para una tarde de picoteo.

Si se aderezan adecuadamente, las alitas de pollo agridulces, serán todo un manjar. Una buena recomendación que será de utilidad, es cortar las alitas en dos. De esta manera, cada comensal puede elegir la parte que más le guste.

Además, si al terminar el cocinado las decoramos con unas semillas de ajonjolí, parecerán mucho más apetitosas.

También te puede interesar: Ricas recetas agridulces 

Alitas de pollo agridulces

Alitas de pollo agridulces con un toque de piña

Para la elaboración de esta deliciosa receta, necesitaremos los siguientes ingredientes:

  • 1 taza de salsa de tomate o kétchup (200 mL).
  • Vinagre blanco y zumo de piña al gusto.
  • 1 cucharadita de maizena o espesante (5 g).
  • 10 alitas de pollo troceadas en dos (1 kg).
  • 2 cucharadas de azúcar moreno (30 g).
  • Ajonjolí, sal y pimienta (al gusto).
  • Mostaza y salsa inglesa (opcional).
  • 1 o 2 rodajas de piña fresca.
  • Aceite para freír.

Preparación

En primer lugar, limpia bien las alitas eliminando las plumitas y las puntas. A continuación, adereza las piezas con sal y pimienta. A su vez, para quien haya decidido usar la mostaza y la salsa inglesa, este es el momento de añadirlas.

Además, el sabor será más intenso si se deja marinar por lo menos una hora. Es aconsejable hacerlo en un recipiente con tapa que pondremos en la nevera.

A continuación, ponemos aceite a calentar en una sartén y, cuando este a la temperatura adecuada, añadimos las alitas para freírlas.

En la misma sartén, ponemos el resto de ingredientes:

  • La salsa de tomate.
  • El azúcar.
  • El vinagre.
  • El jugo de piña.
  • La fruta cortada en pequeños cubos.

Removemos cuidadosamente la mezcla, y cuando comience a hervir, incorporamos la maicena previamente disuelta en agua y sin grumos. Mientras, debes seguir removiendo hasta que la salsa vaya espesando.

Una vez que la salsa este en su punto, incorporamos las alitas de pollo, y  cocinamos durante 5 minutos más a fuego lento. Al retirar del fuego, colocamos el cocinado en una bandeja y espolvoreamos el  ajonjolí.

Alitas de pollo agridulces con salsa y lechuga.

Alitas de pollo agridulces con miel y limón

Se trata de otro aperitivo ideal. Además, le daremos un toque diferente, entre salado, dulce y ácido.

Ingredientes

  • Alitas de pollo (1 kg).
  • Ajo (2-3 dientes, 30 g).
  • Miel (4 cucharadas, 60 g).
  • Romero, sal y pimienta (al gusto).
  • Salsa de soja (4 cucharadas, 60 g).
  • Aceite de oliva (4 cucharadas, 40 g).
  • Zumo de limón (4 cucharadas, 80 mL).

Preparación

Como siempre, lo primero será limpiar, lavar y secar las alitas. Posteriormente, ponemos en el vaso de la licuadora la miel, la salsa de soja, los ajos, el aceite, el zumo de limón, un poco de sal y una pizca de pimienta.

Después, ponemos las alitas de pollo en una cazuela y las cubrimos con la mezcla obtenida de licuar los ingredientes del paso anterior. Mientras revolvemos, añadimos unas hojas de romero, y dejamos que reposen en la cazuela tapada durante 1 o 2 horas.

Ahora, precalentamos el horno a 200ºC. Cuando tenemos todo preparado, ponemos las alitas de pollo en una bandeja de horno con un chorro de aceite. Horneamos durante 45 minutos.

Lee más: Los mejores entrantes a base de pollo

Alitas de pollo con agridulce

Alitas de pollo agridulces estilo oriental

En esta receta, cocinaremos unas ricas alitas de pollo agridulces con un toque oriental. Necesitamos los siguientes ingredientes:

  • 1/2 kilo de alitas de pollo.
  • Agua (4 cucharadas, 80 mL).
  • Salsa de soja (1 cucharada, 15 g).
  • Harina de maíz (1 cucharada, 10 g).
  • Zumo de naranja (3 cucharadas, 60 mL).
  • Salsa de tomate o concentrado de tomate (1 cucharada, 15 g).

Para la elaboración del plato, seguiremos las siguientes indicaciones: lava y seca las alitas, sazónalas con sal y pimienta a tu gusto, fríelas en una sartén hasta que queden doradas y déjalas enfriar hasta que hagas la salsa.

Para la elaboración de la salsa, sigue los siguientes pasos:

  1. Disuelve la maicena en un tazón con agua y mientras, revuelve para evitar la formación de grumos.
  2. Coloca en una cazuela el azúcar, el vinagre, el concentrado de tomate, la soja y el jugo de naranja.
  3. Cuanto esté a punto de hervir incorpora la maicena. Revuelve durante unos minutos hasta que espese.
  4. Cuando esté lista la salsa, retira del fuego y déjala enfriar. Se puede servir sobre las alitas o colocar en un cuenco aparte para untar.