Recetas caseras para reducir cicatrices

La miel es un potente antibiótico que evita infecciones, la avena actúa como exfoliante y la sábila hidrata la piel. Al combinar estos ingredientes lograrás eliminar las cicatrices.

Quizás se deba a una cirugía o a un corte que te has hecho hace tiempo. Lo cierto es que las marcas en la piel no son muy bonitas, y sí deseemos eliminarlas los tratamientos médicos son bastante costosos. Por ello, en el siguiente artículo te daremos algunas recetas caseras para reducir cicatrices. ¡Puedes prepararlas en casa y no gastarás casi nada!

Recetas naturales para reducir cicatrices

Aunque es verdad que tener marcas en la piel representa una preocupación estética, eso no quiere decir que no hagamos nada para esconderlas o eliminarlas.

Las cicatrices son causadas por heridas, quemaduras, intervenciones quirúrgicas, varicela o acné. Algunas pueden ser más profundas y notorias que otras. Si tienes una marca que deseas reducir, te recomendamos las siguientes recetas caseras:

1. Miel, avena y aloe vera

aloe-vera-miel-remedio

Estos tres ingredientes son muy usados en la estética (por ello los ves en diferentes productos de bienestar e higiene). La miel es un potente antibiótico que evita infecciones, la avena actúa como exfoliante y el aloe vera hidrata la piel. La combinación perfecta para reducir las cicatrices.

Ingredientes:

  • 1 taza de miel (350 gramos)
  • 1 taza de copos de avena (250 gramos)
  • 1 tallo de aloe vera

Preparación:

  • Abre el tallo de aloe vera y extrae la sábila o gel del interior.
  • En el vaso de la licuadora coloca la avena, la miel y la sábila.
  • Mezcla bien hasta formar una pasta homogénea.
  • Vierte en un envase de plástico con tapa y déjalo en el baño.
  • Todos los días después de la ducha aplica sobre la cicatriz con un leve masaje circular.
  • Deja 2 horas y retira con agua tibia.

¿Quieres conocer más? Cómo tener un cabello más saludable utilizando aloe vera

2. Aceites esenciales

Los tres aceites más recomendados en este caso son el de árbol de té, el de almendras y el de lavanda. Todos tienen propiedades curativas naturales y ayudan en la cicatrización de las heridas. Simplemente debes mezclarlos en partes iguales (por ejemplo 1 cucharada de cada uno) y pasar la preparación por la cicatriz bien limpia y seca. No enjuagues.

3. Almendras

Aceite de almendras

Ya que hemos nombrado a su aceite esencial, también puedes utilizar el fruto seco en estado natural. Las almendras son ricas en vitamina E, lo que permite reducir las marcas de la piel. La receta es muy simple.

Ingredientes:

  • 1 puñado de almendras (20 gramos)
  • 1 taza de agua (250 gramos)

Preparación:

  • Coloca las almendras en un vaso o taza y llena con agua hasta el borde.
  • Déjalas toda la noche y al otro día filtra el líquido.
  • Realiza una pasta de almendras machacando o colocando en el vaso de la licuadora.
  • Aplica sobre la cicatriz (previamente lavada) y cubre con un paño.
  • Deja actuar 2 horas antes de retirar con agua tibia.

4. Bicarbonato de sodio

Este remedio casero sirve en caso de tener cicatrices producidas por el acné, además, destapa los poros y elimina las bacterias. Este exfoliante es recomendable para dejar la piel tersa y suave.

Ingredientes:

  • 2 cucharadas de bicarbonato de sodio (20 gramos)
  • 1 cucharada de agua (10 gramos)

Preparación:

  • Mezcla el bicarbonato con el agua hasta formar una pasta (quizá necesites más o menos agua).
  • Aplica sobre las cicatrices con movimientos circulares.
  • Deja pasar 5 minutos y retira con agua tibia.

5. Zumo de limón

ZUMO DE LIMÓN

Además de servir para eliminar las manchas de la tez, el ácido del limón es ideal para reducir cicatrices. Evita usar este tratamiento durante el día porque al entrar en contacto con el sol te oscurecerá la piel

Lo único que debes hacer es exprimir un limón y embeber el zumo en un algodón. Luego pásalo por la cicatriz y deja actuar unos 15 minutos antes de enjuagar con agua tibia. Este procedimiento debes realizarlo solo por las noches.

6. Azúcar

Se trata de un exfoliante maravilloso que quitará la piel muerta y mejorará la apariencia de las cicatrices y marcas en la piel. Es ideal para reducir los estragos del acné. Solo tienes que mezclar con un poco de agua para obtener una pasta arenosa y pasar con cuidado sobre la herida. Tras 5 minutos enjuaga y aplica una crema hidratante.

7. Tomate

mascarilla-de-tomate

Cuando nos exponemos mucho al sol y quedamos “rojos como un tomate”, justamente es este fruto el que se aplica sobre la piel para hidratarla. Esto se debe a que contiene muchos nutrientes y sobre todo agua. También puedes utilizarlo para minimizar las cicatrices: córtalo en rebanadas y frota sobre la marca. Luego déjalo unos 20 minutos antes de enjuagar.

¿No lo sabías? Alimentos para una piel sana

8. Aceite de oliva

Si no consigues o no tienes en casa un aceite esencial puedes reducir cicatrices empleando el infaltable aceite de oliva. Debe ser extra virgen y de prensado en frío para disfrutar de todos sus beneficios. El tratamiento es algo extenso, pero merece la pena. No olvides ser constante.

Simplemente lava la zona afectada y sécala bien. Embebe un algodón y pasa por la herida. Déjalo durante toda la noche (puedes tapar la zona con un paño para que no manche las sábanas). A la mañana siguiente destapa, pero no enjuagues, así sigue actuando más tiempo. Repite a diario.

Otra opción similar es el aceite de coco. Este es una rica fuente de minerales y vitaminas que elimina las marcas de forma muy efectiva, incluyendo las de varicela o acné. Aplica de la misma manera que el aceite de oliva.

Categorías: Belleza Etiquetas:
Te puede gustar