Recetas naturales para tener las pestañas más largas

Carolina Betancourth · 4 mayo, 2014
Tener pestañas más largas es el anhelo de toda mujer. Para ello, es necesario fortalecerlas. ¿Cómo? Cepillándolas a diario, retirando el maquillaje antes de acostarse y nutriéndolas con elementos caseros.

Con el paso del tiempo, por un proceso de pérdida y regeneración, las pestañas pueden volverse delgadas y cortas. Sin embargo, las mujeres aspiran a que sean abundantes y largas. Para ello, hay muchos tratamientos disponibles; pero algunos elementos caseros nos permiten obtener los mismos resultados: ¡pestañas más largas!

Además, es necesario que les des un buen cuidado a tus pestañas. No abuses del rímel, no frotes mucho tus ojos y evita usar el rizador de pestañas, pues puede cortarlas. Desmaquíllate con cuidado, ya que las pestañas son muy frágiles y, con movimientos bruscos, pueden caerse con facilidad.

A continuación, detallamos algunos productos caseros y otros consejos para contribuir al cuidado de tus pestañas. Recuerda que es vital para tu salud que repares en cada una de las partes de tu cuerpo.

Aceite de oliva

 

Aceite de oliva.

Resulta de especial utilidad para limpiar los folículos de las pestañas y eliminar todo aquello que esté contaminándolas. Como fuente de vitamina E, favorece el proceso de crecimiento. Por lo tanto, podría ayudarte a lucir pestañas más largas.

Con un copito de algodón, puedes aplicártelo todas las noches antes de ir a dormir y lo retiras al día siguiente cuando te levantas.

Aceite de ricino

Gracias a su rica composición en ácidos grasos, el aceite de ricino hidrata y fortalece las pestañas. Esto se traduce en pestañas más largas, brillantes, fuertes y voluminosas.

Al igual que el aceite oliva, lo aplicas con un copito de algodón antes de dormir y lo retiras a la mañana siguiente. También puedes coger un envase de rímel que este vacío, verter el aceite de ricino y aplicarlo directamente con el pincel.

Manzanilla

La manzanilla es una de las plantas a las que más beneficios se atribuye para nuestro cuerpo. En el caso de las pestañas, aporta brillo y estimula su crecimiento revitalizándolas y fortaleciéndolas de forma natural.

No olvides que la manzanilla aclara el cabello. Entonces, si pretendes lucir pestañas más largas, pero no más claras, evita su uso excesivo y la exposición solar con el producto aplicado.

Después de tener la cara lavada y desmaquillada, pones a hervir una flor de manzanilla en un recipiente. Cuando se haya enfriado un poco, empapas un algodón y lo pasas sobre tus parpados. Los resultados no se verán de un día para otro; pero, si eres constante en su uso diario, comenzarás a notarlos en aproximadamente un mes.

Leer más: La manzanilla: beneficios de consumirla

Jugo de zanahoria, naranja, polen de flores y nuez

inmune5

El alto contenido de vitaminas de estos ingredientes favorece la nutrición de tus pestañas. Asimismo, este aporte vitamínico combinado contribuye al vigor y volumen de tus pestañas. Por lo tanto, podría ser otro de los pasos para acercarte a tu objetivo de tener pestañas más largas.

Mezcla seis zanahorias, cuatro naranjas, dos cucharadas de polen de flores y una cucharada de nuez. Prepara un jugo con estos ingredientes y tómalo por la mañana durante dos meses.

Consume alimentos que contengan queratina

La queratina otorga resistencia y elasticidad a las pestañas. Por lo tanto, es importante que tu dieta incluya alimentos que estimulen el desarrollo de esta proteína. Entre ellos, encontramos el pollo, el pescado, los huevos y las legumbres, así como todos aquellos ricos en minerales, vitaminas y proteínas.

Consume alimentos que contengan vitamina C

Vitaminas Cancer

La vitamina C ayuda a fortalecer tanto los huesos como el cabello. Según el doctor Charles Alan Blake Clemetson, autor de Vitamin C, la vitamina C hidrata las pestañas, repara los folículos dañados, favorece la producción de colágeno y disminuye el riesgo de quiebre de las pestañas.

Consume naranja, kiwi, papaya, fresa, limón, melón, arándanos y otras frutas; así como brócoli, coliflor, perejil, pimiento rojo, repollos de Bruselas y otros vegetales.

Leer más: Alimentos con altos contenidos de vitamina C

Cepilla tus pestañas

Al igual que sucede con el cabello, peinar las pestañas todos los días puede estimular su crecimiento. Hazlo todas las noches antes de aplicarte algún aceite. Recuerda que el cepillo debe estar limpio.

No consumas grasas

La alimentación también interviene en el crecimiento de las pestañas. Según Juan Sopena, dermatólogo del Instituto Madrileño de Dermatología y Estética (IMDE), una dieta equilibrada, rica en frutas y verduras con alto contenido de vitamina A, B, C y E ayuda a mantener unas pestañas sanas y brillantes.

Por el contrario, el consumo excesivo de alimentos grasos las debilitan y, por ende, crecen menos o se caen más. Por lo tanto, te estarás alejando del objetivo de tener pestañas más largas.

Si notas que tus pestañas se caen más de lo normal, consulta con un dermatólogo. Será este profesional quien determine si es necesario o no un tratamiento. Estos consejos apuntan a darle más brillo, fuerza y longitud a tus pestañas, pero tal vez presentes una infección o alguna enfermedad por la que tus pestañas no estén sanas y fuertes.