9 relajantes musculares naturales

Este artículo ha sido verificado y aprobado por Maricela Jiménez López el 17 noviembre, 2018
Los dolores musculares más comunes se localizan en el cuello, los hombros y la espalda. Los siguientes remedios naturales te pueden ayudar a obtener el alivio. 

En la actualidad, el sedentarismo es muy común. Sumado a esto, el estrés y las obligaciones diarias promueven un estilo de vida poco saludable capaz de generar molestias varias. Por ello, te presentamos cuáles son los 9 relajantes musculares naturales que pueden ayudarte a combatir dichas molestias del día a día.

La finalidad de la medicina natural es evitar recurrir a los fármacos de manera excesiva y constante. Y si bien los remedios pueden ayudar a complementar un tratamiento pautado por el médico o, ayudar a aliviar molestias menores, no se deben utilizar como sustituto.

Causas del dolor muscular

Los dolores musculares pueden estar causados por mantener una mala postura o bien, permanecer en misma postura por demasiado tiempo. También pueden por cargar algún objeto pesado de la forma incorrecta. De allí la importancia de la buena higiene postural.

Por otra parte, los dolores musculares pueden ser un síntoma de una enfermedad psicosomática, como el estrés y la ansiedad. Evidentemente, una lesión (como un esguince o una contractura) también puede ser una causa de dolor muscular.

mujer con dolor de espalda en oficina

Métodos para combatir el dolor muscular

Por fortuna, se puede recurrir tanto a estos métodos como a los remedios naturales para tratar el dolor muscular. En conjunto, todos los métodos pueden ayudar a conseguir el alivio. La clave es ser consecuentes y cuidar todos los hábitos de vida, esto incluye el descanso y la alimentación.

Ten en cuenta que es preciso llevar una dieta balanceada para mantener la buena salud, incluso de los músculos. Para ello, se recomienda consumir, a diario: 1500 mg de calcio, 1500 mg de magnesio, 99 mg de potasio y 3000 mg de vitamina C.

Relajantes musculares naturales

1. Romero

El romero es una planta muy utilizada tanto en la gastronomía como en la perfumería y la medicina. Su aroma resulta muy agradable y tiene propiedades capaces de aliviar dolencias respiratorias, digestivas y musculares. 

En lo que respecta al tratamiento de dolores musculares, esta planta actúa como antiespasmódico, con lo cual, ayuda a aliviar la zona considerablemente.

Se puede aprovechar su aceite esencial para promover la relajación de los músculos y articulaciones. Asimismo, es ideal para aliviar los calambres producidos por la menstruación y otros espasmos. Un baño de inmersión también es una buena forma de aprovechar las propiedades de esta planta. 

2. Valeriana

Dado que la valeriana tiene un efecto calmante, sedante y antiinflamatorio, se puede utilizar para aliviar dolores musculares además de controlar la ansiedad, ciertos trastornos del sueño (como el insomnio), entre otras molestias.

¿Cómo actúa exactamente? Pues bien, los principios activos de la valeriana (valepotriatos, aminoácidos y flavonoides) aumentan la concentración cerebral de ácido GABA (ácido gamma aminoburítico), una sustancia que relaja tanto el sistema nervioso central como el vegetativo.

Por lo general, se suelen aprovechar las propiedades de la valeriana mediante el consumo de su infusión, pero también se pueden aplicar directamente sobre la zona afectada compresas húmedas y tónicos.

3. Manzanilla

La manzanilla es una de las plantas más utilizadas a modo de infusión en todo el mundo. Su efecto antiespasmódico, antiinflamatorio y diurético son bien conocidos, en especial, a la hora de tratar los malestares digestivos, la menstruación y los nervios.

Sin embargo, también se puede recurrir a su infusión o a sus distintos productos de uso atópico para aliviar los dolores musculares. Por ejemplo, una crema que contenga manzanilla en altas concentraciones puede ayudar a disminuir la tensión en la zona. 

4. Catnip

El catnip una planta de la familia de la menta que se usa como un sedante natural y, a la vez, como relajante muscular. También ayuda a reducir la hinchazón en las articulaciones, aliviar el dolor de cabeza por tensiones, curar lesiones en los tejidos blandos, entre otras propiedades.

5. Pimienta de cayena

Es muy usada en los hogares para recetas de cocina y se ha comprobado que es más que eficaz para aliviar y tratar de manera eficaz y rápida los dolores producidos por calambres musculares.

6. Rábano

En vista de que el rábano tiene cierto efecto diurético, su consumo resulta beneficioso a la hora de reducir la inflamación que cursa con dolores musculares y calambres.

7. Serpol

El serpol es una planta similar al tomillo, cuyas propiedades ayudan a relajar de forma natural los músculos. Se puede aprovechar a modo de infusión o bien, su aceite esencial.

8. Pasiflora

Los pétalos de esta planta contienen fitoesteroles y flavonoides, ambas con efectos antioxidantes. A su vez, posee alcaloides y otros compuestos que brindan un efecto relajante y analgésico. Se usa para tratar los casos de insomnio, contractura muscular, estrés, ansiedad, nerviosismo, etcétera.

9. Lavanda

Al igual que la manzanilla y la valeriana, la lavanda es una planta con un poderoso efecto sedante que ayuda a relajar la tensión muscular. También es rica en fitoquímicos y antioxidantes.

La gran ventaja de los remedios naturales es que, por lo general, no suelen ocasionar efectos secundarios. Ahora bien, para que surtan el efecto deseado es necesario ser constantes en su aplicación y, sobre todo, pacientes, pues su acción no suele ser inmediata.