Remedio casero de ajo y naranja para tratar las varices

Carolina Betancourth 16 enero, 2018
La aplicación de este remedio puede ayudar a mejorar la circulación en las zonas afectadas por las varices para así disminuir su aspecto, a la vez que relaja y calma la sensación de pesadez

La aparición de venas varices es un problema estético que afecta con frecuencia a las mujeres. Se trata de unas venas retorcidas e inflamadas que pueden notarse a simple vista, sobre todo en las piernas y los pies.

Muchas no presentan dolencias asociadas y buscan eliminarlas porque consideran que afecta la belleza. No obstante, casi siempre es necesario intervenirlas porque desencadenan otra variedad de síntomas que afectan la calidad de vida.

Y es que, aunque se suele pasar por alto, estas son una señal inicial de problemas circulatorios que pueden causar complicaciones graves en la salud.

Por fortuna, antes de que esto pase, podemos acceder a varios tratamientos de uso externo que ayudan a disminuirlas mientras restablecen la circulación.

En esta oportunidad te compartimos un remedio de ajo y naranja cuyas propiedades pueden aprovecharse como complemento para aliviar este problema.

¡No dejes de probarlo!

Remedio de ajo y naranja para disminuir las varices

Al combinar las propiedades del ajo con el zumo de naranja podemos obtener un tratamiento alternativo para disminuir las varices que se forman en las piernas.

Si bien no es un producto milagroso o algo similar, su aplicación constante puede mejorar la circulación en las zonas problemáticas para disminuir su aspecto.

Entre otras cosas, ayuda a relajar las piernas cansadas y calma esa incómoda sensación de pesadez que se produce por la retención de líquidos.

Te recomendamos leer: 6 cosas que puedes hacer para prevenir la retención de líquidos

Beneficios del ajo contra las varices

dientes-ajo

El ajo es uno de los ingredientes más populares de la medicina tradicional. Concentra importantes nutrientes esenciales que pueden ayudar en el tratamiento de varios problemas que aquejan con frecuencia la salud.

  • Contiene compuestos de azufre que ejercen un efecto antiinflamatorio y antioxidante que beneficia la salud cardiovascular.
  • Se le atribuye un efecto vasodilatador que ayuda a destapar las arterias en caso de acumulación de lípidos o estrechamiento.
  • Activa la circulación sanguínea y previene la formación de coágulos, varices y otros trastornos inflamatorios.
  • Calma la sensación de hormigueo y pesadez que, muchas veces, se originan por las dificultades circulatorias.
  • Reduce el dolor en la zona inferior del cuerpo, ya que ayuda a retornar la sangre hacia el corazón sin tanta dificultad.

Beneficios de la naranja contra las varices

naranja

Aunque no es el ingrediente natural más popular para el tratamiento de las venas varicosas, la naranja es un interesante complemento para ayudar a controlar este problema.

  • Su mezcla con ajo disminuye la dilatación de las venas y restablece el paso de la sangre.
  • Relaja las zonas afectadas y disminuye la pesadez, el dolor y la sensación de entumecimiento con que se acompaña esta condición.
  • Ayuda a reducir la retención de líquidos en las piernas, un factor que se relaciona con las dificultades en la circulación.
  • Adicional a esto, actúa como tónico para la piel, ayudando a conservar su elasticidad y firmeza.

Ver también: Señales de que sufrimos mala circulación

¿Cómo preparar este remedio casero de ajo y naranja?

remedio-casero-de-ajo-y-naranja-varices

El remedio casero de ajo y naranja es una alternativa para algunos ungüentos y productos de uso tópico que suelen distribuir para el alivio de las varices.

Sus efectos no se consiguen de forma inmediata, pero tras varias aplicaciones se empieza a sentir una mejoría.

Por este motivo, es importante ser constantes con su aplicación para poder obtener resultados satisfactorios en menos tiempo.

Ingredientes

  • 3 naranjas
  • 5 dientes de ajo
  • 2 cucharadas de aceite de oliva (32 g)

Utensilios

  • Frasco de vidrio
  • Cuchara de madera
  • Film plástico

Preparación

  • Extrae el zumo de las naranjas y viértelo en un frasco de vidrio.
  • Pela los ajos, machácalos hasta obtener una pasta, y agrégala al frasco.
  • Incorpora el aceite de oliva y remueve todos los ingredientes con una cuchara de madera.
  • Tapa el frasco y déjalo reposar durante 10 o 12 horas antes de su uso.

Modo de aplicación

  • Frota el tratamiento sobre las zonas afectadas por las varices.
  • Realiza un masaje durante 5 u 8 minutos para potenciar la absorción de sus nutrientes.
  • Pasado ese tiempo, envuelve la zona con film plástico, sin apretarla demasiado.
  • Deja actuar durante 40 minutos y enjuaga.
  • Repite el remedio cada noche antes de acostarte o, por lo menos, 3 veces a la semana.

Nota: Evita exponer tu piel al sol tras usar este remedio, ya que se pueden producir manchas por su contenido de ácido cítrico. Enjuaga con abundante agua.

¿Te quieres deshacer de las varices? Complementa el uso de este remedio con una buena alimentación y ejercicio físico.

 

 

 

Te puede gustar