Remedio de pomelo para depurar tu organismo en un mes

Depurar nuestro organismo nos puede ayudar a recuperar vitalidad y a conseguir una mejor salud general. Si tenemos algún problema médico deberemos consultar con el especialista antes

Realizar una o dos curas desintoxicantes al año es un hábito muy saludable, sobre todo cuando se acercan el inicio del otoño y la primavera.

Así podremos depurar toxinas del organismo, subir las defensas, equilibrar el peso y ganar salud y vitalidad.

En este artículo te proponemos una sencilla cura a base de pomelo, una fruta cítrica excelente para mejorar el funcionamiento del hígado y del riñón.

¿Cómo sé si debo depurar mi organismo?

alcohol y tabaco

Muchas personas ya tienen el hábito de realizar algún tipo de depuración a lo largo del año. No obstante, todavía hay quienes se preguntan si realmente lo necesitan.

A continuación te damos algunas pistas que te ayudarán a confirmar si te hace falta depurar algunas toxinas:

  • Te sientes cansado o fatigado, y no solamente al final del día, sino que notas la falta de energía por la mañana.
  • Tus analíticas aparecen un poco alteradas. Tal vez un poco de colesterol, anemia, glucosa, etc.
  • Te han aparecido algunos problemas en la piel, como eczemas o granitos.
  • Notas que te cuesta hacer la digestión o padeces a menudo gases, acidez o pesadez
  • Tu intestino parece no ser muy regular.
  • Te notas las defensas un poco bajas.
  • Tienes un exceso de mucosidad, sobre todo por las mañanas.
  • Sientes molestias debajo de las costillas del lado derecho.
  • Te han aparecido ojeras o bolsas debajo de los ojos.
  • Tu lengua no tiene el color rosado que debería, sino más bien blanco, grisáceo o amarillento.
  • Quieres perder un poco de peso de manera saludable.

La buena noticia es que un plan adecuado para depurar el organismo te puede ayudar a superar estos trastornos de una manera muy sencilla.

Te recomendamos leer: ¿Qué le ocurre a mi organismo cuando no consumo suficiente agua?

Tipos de depuraciones

Jugos depurativos
Una depuración es, por lo tanto, una ayuda que damos a nuestro organismo para que pueda eliminar con más facilidad las sustancias tóxicas que se acumulan, ya sea por culpa de una mala alimentación, los malos hábitos, la contaminación, las emociones negativas, etc.

Si no las eliminamos estas toxinas son una fuente de trastornos a corto plazo y enfermedades a largo plazo.

Hay diferentes tipos de depuraciones:

  • Jugos o batidos de frutas y verduras: El pomelo es una de las frutas más depurativas que existen.
  • Caldos de hortalizas: De cebolla, ajo, apio, alcachofa, etc.
  • Plantas medicinales, como el diente de león, la bardana, la cola de caballo o el cardo mariano.
  • Suplementos específicos: Elaborados con vitaminas, minerales, aminoácidos, etc.
  • Ayunos y semiayunos.
  • Terapias corporales como la sauna de vapor.

¿Por qué el pomelo?

pomelo

El pomelo es una de las mejores elecciones para depurar el organismo, gracias a su contenido en antioxidantes,vitamina C y ácido fólico, y minerales como el potasio y el magnesio, mientras que es muy bajo en calorías.

Estas son sus propiedades para la salud:

  • Estimula la formación de la bilis en el hígado y la liberación de la que se almacena en la vesícula, lo cual favorece a la función depurativa natural del hígado.
  • Su poder diurético, gracias al calcio, potasio y magnesio, nos permite eliminar líquidos del organismo y prevenir la formación de piedras en el riñón.
  • Te ayuda a perder peso gracias a que aumenta el metabolismo y, por lo tanto, también la quema de calorías.
  • Regula el azúcar en sangre y los niveles de insulina, por lo que te sentirás con más energía y tendrás menos tentaciones de picar entre comidas.
  • Reduce los niveles elevados de colesterol y triglicéridos y mejora la salud cardiovascular en general.
  • Su contenido en vitamina C contribuye a la formación de colágeno, lo cual repercute en una piel bonita, firme y sin manchas, así como en unas articulaciones saludables.

Ver también: Mascarillas para eliminar las manchas en el rostro

¿Cómo hacemos la depuración?

Podemos hacer esta depuración un mes y necesitaremos dos pomelos por día. Pueden ser pomelos amarillos o rojos, aunque estos últimos son más antioxidantes.

Sí que recomendamos que sean pomelos ecológicos, para que estén libres de cualquier sustancia tóxica que pueda dificultar la depuración.

Cada mañana exprimiremos el jugo de los dos pomelos y lo repartiremos en tres tomas, que nos beberemos media hora antes de cada comida. 

Si el sabor es demasiado fuerte podemos endulzarlo con un poco de estevia, pero nunca con azúcar.

No se recomienda hacer esta depuración a base de pomelo si estamos tomando medicación o si padecemos hiperacidez gástrica.