Remedios caseros para el dolor de oídos

Aydee Castaño 1 diciembre, 2013
El dolor de oídos puede aparecer por lesiones, procesos infecciosos o acumulación de cera. Descubre cuáles son los remedios caseros que pueden ayudar a aliviarlo.

Los remedios caseros para el dolor de oídos siguen vigentes como una alternativa efectiva para hacerle frente a este síntoma. Aunque a veces es necesaria la intervención de un profesional, la aplicación de estas soluciones puede funcionar como calmante.

El dolor de oídos es una condición bastante molesta, ya que suele venir acompañada con zumbidos, dificultades en la audición e infecciones. Si bien rara vez alerta un problema grave, su atención es determinante para evitar que se presenten otras complicaciones.

¿Sabes por qué se da este problema? ¿Quieres controlarlo de forma natural? Considerando que todos lo pueden padecer en algún momento, a continuación queremos repasar sus principales causas y algunas formas de tratarlo en casa. ¡No dejes de tomar apuntes!

¿Por qué se produce el dolor de oídos?

dolor de oídos

Antes de conocer los remedios caseros para el dolor de oídos es importante determinar por qué se produce. A menudo es el resultado de un proceso infeccioso que compromete el conducto auditivo o sus zonas cercanas. También puede aparecer por un exceso de cerumen.

Otros posibles detonantes son:

  • Infecciones respiratorias como gripe y resfriados
  • Inflamación en las trompas de Eustaquio
  • Infecciones sinusales
  • Cambios de presión bruscos
  • Gingivitis y periodontitis
  • Agujero en el tímpano
  • Estructura anormal de la cabeza o los oídos
  • Acumulación de humedad en el conducto auditivo
  • Lesión en el conducto auditivo externo o el tímpano
  • Migraña crónica

Los mejores remedios caseros para el dolor de oídos

Los remedios caseros para el dolor de oídos son útiles cuando se trata de un problema leve. Si su origen es una infección o enfermedad, lo mejor es consultar al médico para conocer otras opciones para su tratamiento.

Ajo

Remedios caseros con ajos

Los componentes del ajo tienen efectos analgésicos y antibióticos que pueden acelerar el proceso de recuperación del dolor de oídos. De hecho, resultan útiles para detener el crecimiento de gérmenes en el conducto auditivo.

Ingredientes

  • 1 ajo crudo
  • 2 cucharadas de aceite de sésamo (20 ml)

Preparación

  • Primero, tritura el diente de ajo hasta obtener una pasta.
  • Luego, caliéntalo con las cucharadas de aceite de sésamo.

Modo de uso

  • Cuando la preparación este tibia, cuélala y vierte 2 gotas en el oído afectado.
  • Repite su uso hasta 2 veces al día.

Jengibre

El jengibre es uno de los mejores remedios caseros para el dolor de oídos. Gracias a su principio activo, el gingerol, ejerce un efecto antiinflamatorio y analgésico que disminuye este síntoma. Además, también es antimicrobiano y antimicótico.

Ingredientes

  • 1 cucharada de raíz de jengibre (10 g)
  • ¼ de taza de aceite de sésamo (62,5 ml)

Preparación

  • Incorpora los ingredientes en un recipiente resistente al calor y ponlos a fuego bajo.
  • Cuando esté caliente, retíralo, cuélalo y espera que repose.

Modo de uso

  • Inclina la cabeza y pon 3 gotas de la preparación en el oído.
  • Drena los residuos y repite su aplicación 2 veces al día.

Aceite de oliva

Aceite de oliva

La textura oleosa del aceite de oliva es útil para calmar el dolor de oídos en caso de acumulación de cerumen. Su aplicación directa ablanda este material y ayuda a quitar los excesos. Asimismo, tiene un ligero efecto antiinflamatorio que disminuye la irritación.

Ingredientes

  • 1 cucharada de aceite de oliva

Preparación

  • Pon a calentar el aceite de oliva, sin dejarlo hervir.

Modo de uso

  • Asegúrate de que la temperatura es soportable para tu piel y aplica 4 gotas de aceite en el interior del oído.
  • Déjalo actuar 3 minutos y drénalo.

Aceite de eucalipto

Los vapores con aceite esencial de eucalipto se destacan en el listado de remedios caseros para aliviar el dolor de oídos. Si bien no se aplican de manera directa en el canal auditivo, sí son útiles para producir una sensación de alivio cuando el síntoma se produce por sinusitis o resfriados.

Ingredientes

  • 10 gotas de aceite de eucalipto
  • 2 tazas de agua (500 ml)

Preparación

  • Primero, pon a calentar las tazas de agua.
  • Una vez alcancen su punto de ebullición, agrégales el aceite de eucalipto.

Modo de uso

  • Inhala profundamente el vapor, cubriendo tu cabeza con una toalla.
  • Si lo consideres necesario, repite el tratamiento 2 veces al día.

Regaliz

El tratamiento con regaliz es una buena opción para retirar el exceso de cerumen y combatir la proliferación de bacterias. Sus componentes antibióticos y antiinflamatorios favorecen el alivio rápido del dolor en los oídos.

Ingredientes

  • 1 cucharada de raíz de regaliz (10 g)
  • 1 cucharada de mantequilla refinada (10 g)

Preparación

  • Empieza por poner los ingredientes en un recipiente resistente al calor.
  • Seguidamente, colócalos a fuego bajo durante 5 minutos.
  • Pasado este tiempo, retíralos y déjalos reposar.

Modo de uso

  • Extiende el tratamiento en la parte externa del oído.
  • Déjalo actuar 15 minutos y enjuaga.
  • Repite su uso 2 veces al día.

¿Aún no has probado estos remedios caseros para el dolor de oídos? No dudes en tenerlos en cuenta la próxima vez que te aqueje el dolor. Si notas alguna señal de complicación, como fiebre o dolor intenso, consulta cuanto antes al médico.

Te puede gustar