¿Remedios caseros para la infección del tracto urinario?

Daniela Echeverri Castro · 3 diciembre, 2019
Este artículo ha sido verificado y aprobado por el médico José Gerardo Rosciano Paganelli el 20 noviembre, 2018
Existen remedios naturales que podrían ser efectivos para combatir este tipo de afección. Visita a un médico antes de recurrir a ellos y recuerda que no reemplazan el tratamiento profesional.

La infección del tracto urinario es un problema de salud que se produce a menudo. Sucede cuando las bacterias gastrointestinales, especialmente la E. coli, se adhieren a las paredes de la uretra y comienzan a multiplicarse.

Aunque tanto hombres como mujeres pueden sufrir de una infección del tracto urinario, son las mujeres las más afectadas. Lamentablemente, después de sufrir una primera infección urinaria, es mayor el riesgo de que se repita.

Una infección urinaria se puede producir como consecuencia de:

  • Una bacteria.
  • Por aguantar mucho las ganas de orinar.
  • Las relaciones sexuales.
  • Por el embarazo.
  • Debido a la menopausia.
  • Al padecer cálculos renales.

Los síntomas más comunes incluyen necesidad frecuente de miccionar, pequeñas cantidades de orina, una sensación de ardor al orinar, cambio en el color de la orina, dolor abdominal, fiebre, náuseas y vómitos.

Ante una infección del tracto urinario, es muy importante actuar a tiempo para evitar que cause daños más serios en los riñones. Según este artículo, estas infecciones pueden conducir al deterioro de la función renal y ser la puerta de entrada de bacteriemias y sepsis con elevada morbimortalidad.

La primera medida que debemos tomar al detectar cualquier síntoma es consultar con el médico. Luego, si el profesional lo aprueba y nos parece apropiado, podemos recurrir a los siguientes remedios caseros como complemento para calmar los síntomas, pero nunca como reemplazo del tratamiento médico.

Vinagre de manzana

Vinagre-de-manzana-casero

El vinagre de manzana es una fuente rica en enzimas, potasio y otros minerales. Estos pueden ayudar a inhibir el crecimiento de las bacterias en el tracto urinario para detener la infección, según se detalla en esta publicación académica (pág. 17).

¿Qué debemos hacer?

  • Agregar dos cucharadas de vinagre de manzana en un vaso con agua y beber.
  • También se le puede añadir jugo de limón y miel para mejorar su sabor.
  • Consultar al médico acerca de la frecuencia de consumo.
  • Otra opción es ponerle vinagre de manzana al agua de la tina para hacerse un baño.

Te puede interesar: Antibióticos naturales para combatir las infecciones leves

Jugo de arándano agrio

El jugo de arándano agrio tiene propiedades antibióticas. Por lo tanto, ayuda a impedir que la bacteria E. coli se pegue al tracto urinario y cause infecciones, según confirman estudios. Preferiblemente se debe consumir en estado natural y no en cóctel, ya que no debe tener azúcar ni aditivos.

¿Qué debemos hacer?

  • Beber medio vaso de jugo de arándanos al día para prevenir la infección del tracto urinario.
  • En caso de infección urinaria, se deben beber uno o más vasos de jugo de arándanos al día.
  • Siempre es mejor consultar con el médico acerca de la frecuencia de consumo de este remedio.

Advertencia: no se debe tomar jugo de arándano en caso de tener historial de cálculos renales.

Aceite de árbol de té

El aceite de árbol de té tiene una poderosa acción antibiótica, que puede eliminar las bacterias que causan las infecciones de la vejiga y también las infecciones urinarias.

¿Qué debemos hacer?

  • Las recetas tradicionales indican mezclar 10 gotas de árbol de té en el agua de baño y utilizarlo para lavar el área genital. No hacerlo sin consultar con el médico previamente.
  • Otra opción de la medicina popular es preparar una mezcla de aceite de árbol de té con cantidades iguales de aceite de sándalo y aceite de enebro. El aceite resultante se debe aplicar en la región abdominal y también en el área cerca de la vejiga. Nuevamente, no recurrir a este remedio sin la aprobación previa de un profesional.

Té de cola de caballo

Cola de caballo

El té de cola de caballo tiene una poderosa acción antibiótica, por lo que puede combatir las infecciones urinarias.

¿Qué debemos hacer?

  • A los primeros síntomas de la infección, se deben tomar dos o tres tazas de té de cola de caballo al día. No se recomienda ingerir en períodos prolongados.

Jugo de granada

Por su alto contenido de antioxidantes, el jugo de granada ayuda a combatir las bacterias que se adhieren a las paredes de la vejiga. Además, contiene una cantidad importante de vitamina C, que fortalece el sistema inmune y ayuda a combatir la infección del tracto urinario, de acuerdo con investigaciones que confirman sus propiedades antibacterianas.

¿Qué debemos hacer?

  • Beber dos o tres vasos de jugo de granada al día para combatir la infección.

Té de ajo para combatir la infección del tracto urinario

El ajo es un alimento con propiedades antibióticas y antibacterianas comprobadas científicamente. Por esta razón, puede ayudar a combatir y evitar el crecimiento de las bacterias responsables de la infección del tracto urinario.

¿Qué debemos hacer?

  • Agregar dos dientes de ajo triturados en una taza de agua caliente.
  • Dejar reposar 5 minutos, colar y beber diariamente para combatir la infección.
  • Según la medicina tradicional, otra opción consiste en comer un ajo crudo todos los días. Sin embargo, debemos consultar al médico sobre los posibles efectos secundarios antes de consumirlo con tanta regularidad.

Leer también: Cura la infección intestinal con 3 remedios de origen natural

Jugo de sandía

Sandia para la infección del tracto urinario

Además de ser refrescante y depurativo, el jugo de sandía es muy bueno para purificar las vías urinarias y eliminar las bacterias que pueden causar infecciones. Investigaciones confirman que las semillas de sandía poseen compuestos efectivos para eliminar ciertos tipos de microorganismos nocivos.

¿Qué debemos hacer?

  • Se puede extraer jugo de sandía con un extractor o en la licuadora.
  • Si lo prefieres, puedes comer sandía en trozos.

Finalmente, recuerda que lo ideal es visitar a un médico ni bien se detecten los síntomas. Si el profesional de la salud lo aprueba, dales una oportunidad a estas alternativas, pero nunca abandones el tratamiento indicado.

  • Yuste Ara, J. R., del Pozo, J. L., & Carmona-Torre, F. (2018). Infecciones del tracto urinario. Medicine (Spain). https://doi.org/10.1016/j.med.2018.03.004
  • Andreu, A. (2005). Patogenia de las infecciones del tracto urinario. Enfermedades Infecciosas y Microbiologia Clinica. https://doi.org/10.1157/13091444
  • Esparza, G. F., Motoa, G., Robledo, C., & Villegas, M. V. (2015). Aspectos microbiológicos en el diagnóstico de infecciones del tracto urinario. Infectio. https://doi.org/10.1016/j.infect.2015.03.005