Remedios caseros para la “nariz tapada”

Puede deberse a un resfriado, a la sinusitis o a las alergias. Lo cierto es que tener la nariz tapada no es para nada agradable, sobre todo si no estamos acostumbrados a respirar por la boca (que además no se aconseja). En este artículo encontrarás algunos remedios caseros para destapar la nariz.

Causas de la congestión nasal o “nariz tapada”

En primer lugar, las respuestas alérgicas tapan la nariz. Puede ser que tu organismo establezca esa barrera ante el polvo, el polen, los aerosoles, el humo del cigarrillo, etc. Esta respuesta del sistema inmune hace que las membranas mucosas se inflamen.

Los cambios repentinos de temperatura también pueden causar congestión en la nariz, sobre todo si se pasa de caliente a frío (en invierno, estar en un ambiente muy bien calefaccionado y salir a la calle sin bufanda).

La rinitis no alérgica es otra de las causas. Es una inflamación de las mucosas y los conductos nasales. Secreción, obstrucción nasal. Picazón y estornudos son los síntomas. Puede volverse recurrente o no mejorar con el tiempo.

Cuando tenemos gripe o resfriado común, sin dudas terminaremos con la nariz tapada. Esto se deba a que la infección viral se aloja en el sistema respiratorio, en el tracto superior. La respuesta es la misma que ante una alergia.

Si hay infección bacteriana en los senos paranasales se puede tapar la nariz. Esto puede ocurrir principalmente por las noches y luego de un resfriado.

Un tabique desviado también puede causar congestión nasal y puede producirse en una o las dos fosas nasales.

Por último, consumir ciertos medicamentos pueden causar taponamiento en la nariz. Sobre todo, aquellos fármacos que afectan la circulación de la sangre, causando inflamación en la membrana mucosa nasal.
gripe

Tips para destapar la nariz de manera casera

  • No te “suenes” la nariz. Esto sólo empeora la situación. Nada de pañuelos. Úsalos únicamente cuando sientas que hay secreción desde tu nariz. Si te suenas fuerte y muchas veces, tus membranas nasales se inflamarán todavía más, logrando una especie de “círculo vicioso”.
  • Utiliza una solución salina con un aerosol que se puede comprar en la farmacia. Una pera de goma (se usa mucho para los bebés) con media taza de agua tibia y ¼ cucharada de sal gruesa bastará. En el baño, inclina la cabeza sobre el lavabo y rocía la solución en una de tus fosas nasales, deja que drene bien y repite tres veces al día.
  • Puedes utilizar el vapor de la ducha para aliviar la congestión nasal. La humedad y la temperatura elevada disminuirá la inflamación y podrás respirar mejor. Un baño con agua bien caliente es perfecto. Puede también hervir agua y sal en un cazo y aspirar los vapores tapando la cabeza con una toalla. Si puedes conseguirlo, no dudes en comprar un vaporizador o humidificador para los ambientes muy secos y para mejorar la respiración cuando duermes.

gripe

  • Mantenerte hidratado es vital porque el líquido hará que la mucosidad disminuya, facilitando también su expulsión. El agua adicional en tu cuerpo evitará los bloqueos nasales o los conductos irritados. Puede ser también caldo, té o infusiones.
  • Coloca una compresa tibia en la nariz. Acuéstate boca arriba y moja un paño con agua lo más caliente que puedas soportar, coloca alrededor de la nariz, también debe mojar bajo los ojos. Pero los agujeros de la nariz han de quedar libres. Cuando se enfríe, vuelve a mojarlo. Si no quieres dormir, puedes recostarte en el sillón y aprovechar para mirar televisión o leer. A la noche, no dudes en dormir boca arriba, en lo posible con más almohadas para que la cabeza esté elevada.
  • Utiliza tiras adhesivas para la nariz. Se consiguen en la farmacia y son bastante económicas. Se pueden usar en cualquier momento del día, suelen preferirse para la noche, lo que evitará que ronques o te sofoques.
  • Come alimentos picantes, como chile, o bien condimentados. Una salsa de tomate con comino te puede ayudar. Recuerda beber una buena cantidad de agua durante la comida.

gripe3

Remedios caseros para la nariz tapada

  • Mastica tres o cuatro hojas de albahaca antes de desayunar cada mañana y antes de acostarte. También puedes beber té de albahaca.
  • Consume dos cucharadas de miel regularmente para tratar el problema de la nariz tapada si suele ser muy frecuente. Disuelve en un vaso de agua tibia y bebe antes de dormir para mejores resultados.
  • El vinagre de manzana también puede ayudarte a mejorar la congestión nasal. Mezcla dos cucharadas en un vaso de agua tibia y bebe hasta 4 veces al día. No dudes en aliñar tus ensaladas con el vinagre.

vinagre de manzana

  • Disuelve una cucharadita de jengibre fresco rallado en agua tibia, añade zumo de limón y miel para que tenga mejor sabor y bebe antes de acostarte.
  • El aceite de mostaza es muy bueno para este problema. Sólo tienes que colocar una gota en cada fosa nasal. También puedes usarlo para preparar tus alimentos.
  • El aceite esencial de eucalipto no deberá faltar en tu casa si sueles tener muchos episodios de nariz tapada al año. Hierve un cazo con agua y añade 10 gotas de este aceite, inhala los vapores para resultados más que efectivos.
  • Prepara una mezcla con dos cucharadas de zumo de limón, ¼ cucharadita de pimienta negra en polvo y una pizca de sal. Aplica en las fosas nasales para aliviar la congestión.
  • Coloca una cebolla partida por la mitad (o en cuatro partes) en la mesita de noche. Su aroma llegará directamente a las fosas nasales, siendo también un excelente antibióticos natural gracias a sus propiedades antiinflamatorias.
Te puede gustar