Remedios para combatir las alergias

9 mayo, 2018
Para reducir las molestias ocasionadas por las alergias, ya sean a alimentos o a alguna sustancia específica, podemos aprovechar las propiedades de algunas plantas medicinales

Las estaciones del año traen muchas cambios para nuestras vidas. Desde los bikinis y los climas estables del verano hasta el resurgir de la naturaleza en primavera, sin olvidarnos del otoño y el invierno y los estornudos constantes. Para ayudarte, hoy te traemos remedios para combatir las alergias.

Seguramente te estarás preguntando a cuál tipo de remedios nos estamos refiriendo, y no, no debes temer a los fármacos que todos conocemos. De hecho, estás a punto de conocer algunas combinaciones caseras y naturales que son posibles con ingredientes económicos y de uso cotidiano.

Ahora bien, lo primero que debes saber es cómo se propagan las alergias. En primer lugar, las más comunes tienen la particularidad de originarse debido al polen y al polvo que hay en el aire y por tanto en el ambiente. Bien sean en espacios abiertos para todo público o en lugares cerrados.

También están el tipo que tiene su génesis en la infancia. Es decir, lo que debido a poca exposición hacia agentes potencialmente alérgicos sesgaron el sistema inmunitario al no prepararlo. Éste en particular ocurre cuando el niño no se le brinda la oportunidad de tocar y palpar en sus primeras etapas con objetos o cosas.

En este mismo sentido, los remedios para combatir las alergias tienen como propósito ayudarte a mejorar tanto los síntomas conocidos (flujo nasal descontrolado, ojos rojos, gargante reseca, entre otros) así también como a brindarte confianza y practicidad de cara a cualquier entorno en que te encuentres.

No obstante, unos de los más serios en cuanto a síntomas son los estornudos y la comezón de nariz y garganta. Molestias que en ocasiones son confundidas con otras enfermedades como la gripe o el malestar general. Sin embargo, muchas de las propiedades que esconden éstos ingredientes naturales son ideales para ti.

Remedios para combatir las alergias y algunos tips

Té verde

Con el té verde sucede algo muy particular. Y es que, por lo general se emplea como diurético o quemador de grasas (que también es muy recomendado) obviando que es un poderoso antihistamínico y que no deja secuelas negativas como algunos fármacos que puedes comprar en cualquier farmacia.

Esto se debe a una sustancia presente en esta sencilla infusión a base de plantas:

  • Galato de epigalocatequina o EGCG, como es usualmente es conocido en los laboratorios médicos y químicos.
  • Además, es un poderoso antiinflamatorio y analgésico que ayuda con la irritación del rostro o zona afectada.

Ingredientes

  • 2 cucharadas de té verde (30 g)
  • 1 taza de agua potable (20 mL)

Preparación

  • Calienta la taza de agua en una olla hasta que alcance el punto de ebullición.
  • Seguidamente y antes de hervir, vierte las cucharadas con té verde y remueve.
  • Apaga una vez haya alcanzado el punto de máximo calor y reserva para que enfríe antes de servir.
  • Bébelo al menos 2 veces por día mientras estés con alergias.

Ver también: ¿Qué es la alergia al sol?

Cebollas y ajos

Sí, lo sabemos. A nadie le gusta leer la combinación de las cebollas y ajos en remedios para combatir las alergias. Sin embargo, no te dejes llevar por ese impulso y conoce qué obtienes con estos maravillosos elementos orgánicos y saludables.

Tanto la cebolla como el ajo:

  • Son ricos en un compuesto denominado alicina, que se transforma en un antiinflamatorio, antibiótico y analgésico de origen natural.
  • Al comerlos con regularidad en tu dieta, previenes muchas afecciones respiratorias y fortaleces al organismo y el sistema inmunitario.
  • Para los pulmones es un aporte extraordinario y eficiente contra los radicales libres y toxinas presentes en el ambiente.

Quizá te interese: Intoxicación alimentaria: qué es y cómo reacciona nuestro cuerpo.

Aloe vera

Aloe vera para las estrías.

Quizás el más famosos de los componentes para las alergias. Sin duda alguna el aloe vera es recomendado para contrarrestar las molestias de los estornudos, congestiones nasales e irritaciones por el polvo y el moco en la garganta. Además de ser un fabuloso expectorante de origen natural.

Ingredientes

  • 3 ramas de sábila (180 g)
  • 1/2 taza de agua (125 mL)
  • 1 pizca de sal (5 g)

Preparación

  • Comienza extrayendo los cristales tiernos del interior de las ramas de sábila.
  • Resérvalos sin alteraciones con otros elementos en una bandeja y refrigera en el congelador de tu nevera por unos minutos.
  • A continuación, emplearás una licuadora y verterás el agua en ella.
  • Haz lo mismo con la pizca de sal y espera al menos 5 minutos hasta que enfríen un poco los cristales de sábila.
  • Finalmente, tritura todo en la licuadora y conviértelo en un gel casero que podrás aplicar como expectorante de uso tópico.
Te puede gustar