Remedios para tratar el dolor de garganta

Es muy importante que después de hacer las gárgaras con el remedio elegido no traguemos el líquido, ya que estará contaminado con las bacterias que causan el dolor de garganta

Un dolor de garganta puede tener los siguientes síntomas: irritación, picazón, y una sensación de incomodidad. Además, puede empeorar o ser mucho más intenso en el momento que comas o bebas algún tipo de alimento.

Los dolores de garganta se pueden tratar con antibióticos y una gran variedad de remedios naturalesSi no sabes a qué acudir,

a continuación te diremos a qué opciones naturales podrás optar.

Gárgaras con agua salada tibia

Uno de los remedios caseros más antiguos para un dolor de garganta es hacer gárgaras con agua caliente. Esto puede ayudar a aliviar el dolor, romper el moco y reducir la hinchazón.

Ingredientes

  • ½ cucharadita de sal (3 g)
  • 1 taza de agua tibia (250 ml)

¿Qué debes hacer?

  • Añade la sal en una taza de agua y mezcla bien. 
  • Haz buches durante unos segundos y escupe: no debe ser tragada ni reutilizada.
  • Es recomendable que lo haga una vez por hora.

Ver también: Gárgaras de agua con sal y otros remedios para aliviar el dolor de garganta

Bebida a base de limón caliente

te-jengibre-limon

Lo más probable es que haya oído hablar de esta bebida de limón antes, o alguna variación de la misma.

Ingredientes

  • El jugo de 1 limón
  • 1 cucharada de miel (25 g)
  • 1 taza de agua (250 ml)

¿Qué debes hacer?

  • Añade el jugo de limón y la miel en una taza de agua caliente, mezcla bien y consume.

Es importante no exagerar con los ingredientes y utilizarlos con moderación.

Miel

La miel sirve para una gran una cantidad de enfermedades y una garganta adolorida no es la excepción. 

Esta puede ayudar a suprimir la tos y aliviar el dolor de garganta. La miel cubre la garganta, por lo que calma temporalmente la irritación de la misma, que es la que provoca la tos.

  • Por lo general, se recomienda dos cucharaditas de miel (15 g) a la hora de acostarse para aliviar la tos nocturna y el dolor de garganta y mejorar la calidad del sueño.

Las personas que consumen miel antes de acostarse tosen con menos frecuencia y severidad, y son menos propensas a  perder el sueño en comparación de las personas que no lo hacen.

  • También se  puede agregar una cucharadita de miel (7,5 g) a las bebidas, o comer una cucharadita de ella durante el día. 

Nota: La miel nunca debe administrarse a niños menores de un año, debido al riesgo de botulismo.

Salvia

infusion-salvia

Utilizada como un remedio herbal, es muy útil para tratar una variedad de condiciones de la garganta. Esta proporciona un alivio a corto plazo. 

La salvia tiene una serie de compuestos, tales como el cineol, borneol, alcanfor y tujona, y propiedades astringentes que pueden ayudar a aliviar el dolor de garganta, reducir la hinchazón y la inflamación.

Ingredientes

  • 1 cucharadita de hojas de salvia seca (5 g) o una cucharada de hojas de salvia fresca (15 g)
  • 1 taza de agua (250 ml)

¿Qué debes hacer?

  • Lleva el agua a ebullición y añade la cucharadita de salvia seca o bien la salvia fresca.
  • Deja que infusione durante 10 o 15 minutos, cuela y bebe.
  •  Puedes agregar limón y miel si lo deseas.

Nota: Las mujeres embarazadas o lactantes deben evitar los suplementos de salvia.

Comer caramelos

Existen muchos caramelos que podemos elaborar nosotros mismos o adquirir en las farmacias.

Estos tienen la misión de aliviar los síntomas del catarro. Así, cualquier pastilla o alimento destinado a ser chupado puede paliar el dolor, especialmente aquellos que contengan ingredientes refrescantes como el eucalipto o la menta.

Los caramelos estimulan la producción de saliva, que contribuye a aliviar el dolor de la garganta al tragarse.

Te recomendamos leer: 4 recetas de caramelos caseros muy saludables

Tomar una ducha

Cómo ducharnos para lograr una máxima higiene

Lo más dañino para nuestra garganta es la sequedad del ambiente. Por eso debemos intentar humedecerla todo lo posible; por ejemplo, los humidificadores son especialmente útiles en invierno.

  • Cuando la humedad del ambiente descienda, ponte al vapor de una buena ducha con agua caliente.
  • También puedes abrir el interruptor de la misma y quedarte sentado en el cuarto del baño aspirando el calor. 

Gárgaras de limón para la garganta inflamada

Un excelente remedio casero para el dolor en la garganta es hacer gárgaras (en la mañana apenas te despiertas y cuando te vayas acostar).

Ingredientes

  • 4 tazas de agua (1 litro)
  • 1 cebolla mediana picada
  • El jugo de 3 limones
  • 1 cucharada de miel (25 g)

¿Qué debes hacer?

  • Hierve el agua el agua, agrega la cebolla y deja que infusione unos 7 minutos.
  • A continuación, cuela la infusión y agrega el jugo de los 3 limones y la miel.
  • Haz gárgaras con este té 2 veces por día. Recuerda no tragar el líquido.

Las gárgaras con agua y sal o vinagre también son muy adecuadas para ayudar a aliviar la inflamación y el dolor de garganta.

Anímate a probar estos sencillos remedios caseros y dile adiós a las grandes molestias que puede traer una garganta inflamada.

Categorías: Remedios naturales Etiquetas:
Te puede gustar