Remedios naturales para combatir el lupus

Para combatir el lupus podemos aprovechar las propiedades antiinflamatorias y depurativas de algunos ingredientes naturales que nos pueden ayudar a encontrar alivio de forma rápida y sencilla

El lupus es una enfermedad autoinmunitaria que afecta a muchas partes del cuerpo, como las articulaciones, la piel, los pulmones, los riñones, el corazón, los vasos sanguíneos o el cerebro. La variedad más común es el lupus eritematoso sistémico.

En este artículo compartimos los mejores remedios y tratamientos naturales para combatir esta enfermedad desde una perspectiva diferente. La alimentación será la clave para frenar el lupus y mejorar nuestra calidad de vida, con ingredientes como la cúrcuma, el coco, el aceite de lino o el jengibre.

Sobre el lupus

El lupus puede afectar a todo el mundo, pero suele ser más común en las mujeres. Su causa se desconoce y puede llegar a ser una enfermedad grave. Sus síntomas pueden ser muy variados y, por el momento, no existe cura para esta enfermedad. No obstante, hay medicamentos para aliviar y prevenir los brotes.

Por este motivo, es fundamental realizar cambios en nuestra alimentación y estilo de vida. Esto nos puede suponer algunas mejoras sorprendentes. Además, los remedios naturales siempre están a nuestro alcance para evitar los efectos secundarios de los medicamentos.

Remedios para combatir el lupus

1. Dieta de las intolerancias

Para empezar, el primer método que deberíamos elegir para combatir el lupus es el cambio de nuestra dieta. Las personas que padecen esta enfermedad tienen muchas probabilidades que sufrir una intolerancia alimentaria que desconocen (gluten, lactosa, etc.).

De este modo, el consumo habitual de ese alimento perjudicial va agravando su salud.

Podemos realizarnos un test de intolerancias alimentarias fiable o bien optar por una dieta muy básica a la cual le iremos añadiendo de nuevo todos los alimentos de manera progresiva. Así podremos averiguar qué es lo que agrava nuestros síntomas.

  • En primer lugar, reduciremos nuestra alimentación a frutas y verduras durante una semana.
  • A continuación, cada dos días añadiremos un nuevo alimento, de más suave a más susceptible de ser perjudicial: arroz, guisantes, huevo, setas, algas, frutos secos, etc.
  • En el momento que sintamos más dolor, quitaremos el último alimento. Más adelante, podremos volver a incorporarlo para confirmar o descartar la intolerancia.
intolerancia al gluten en casos de lupus

2. Zanahoria, apio y aceite de lino

Estos tres alimentos medicinales son muy beneficiosos para nuestra salud. En este caso, pueden ser muy útiles para combatir el lupus gracias a sus virtudes antiinflamatorias y depurativas. Además, son alimentos ricos en vitaminas, minerales y ácidos grasos esenciales.

  • Por la mañana, en ayunas, tomaremos un vaso de jugo de zanahoria y apio. Le añadiremos una cucharada de aceite de semillas de lino (15 ml). Media hora después, ya podremos desayunar como cada día.

Lo tomaremos por lo menos durante 15 días seguidos y repetiremos según los resultados que obtengamos.

3. Ajo y limón

El ajo y el limón son dos superalimentos curativos que combinan a la perfección para combatir el lupus y muchas otras afecciones. Ambos suman sus beneficios antibióticos, antiinflamatorios y depurativos, además de mejorar la circulación.

Ingredientes

  • De 1 a 5 dientes de ajo (iremos aumentando y reduciendo la cantidad)
  • Jugo de un limón

Preparación y toma

  • Machacaremos los dientes de ajo y los mezclaremos con el jugo de limón.
  • Lo tomaremos durante 21 días y descansaremos 10 o 15 días.
  • Repetiremos y observaremos los efectos positivos sobre nuestra salud.

4. Leche de coco y cúrcuma

Esta bebida medicinal, además de ser deliciosa, aporta muchos beneficios a nuestra salud. Gracias a su contenido en vitaminas, minerales y ácidos grasos esenciales, la leche de coco y cúrcuma es antioxidante, antiinflamatoria y analgésica.

Este remedio podemos tomarlo en cualquier momento para notar una gran mejoría con rapidez.

Ingredientes

  • 1 vaso de leche de coco (200 ml)
  • 1 cucharadita de cúrcuma en polvo (5 g)
  • Miel de abeja o estevia al gusto

Preparación

  • Si no podemos comprar leche de coco, podemos hacerla en casa batiendo la pulpa de la fruta durante 1 minuto.
  • Calentaremos la leche, añadiremos la cúrcuma y mezclaremos bien.
  • Endulzaremos al gusto.
leche de coco y cúrcuma para el lupus

5. Limonada con jengibre

Por último, el limón y el jengibre nos ofrecen también un remedio sencillo, económico y apetecible para combatir el lupus. Podemos elaborar una bebida con estos dos ingredientes para beneficiarnos de sus efectos antiinflamatorios y desintoxicantes.

Ingredientes

  • 1 limón
  • 1 trozo de jengibre fresco (30 g)
  • 4 tazas de agua (1 litro)

Preparación

  • Pelaremos el limón y batiremos la pulpa junto con el jengibre y el agua.
  • Colaremos y reservaremos la bebida.
  • Podemos tomarla fría o caliente.
  • Para potenciar sus propiedades la beberemos en ayunas y fuera de las comidas.