Remedios naturales para el hígado inflamado

Francisco María García · 29 noviembre, 2017
Este artículo ha sido verificado y aprobado por el médico Gilberto Adaulfo Sánchez Abreu el 27 noviembre, 2018
Si el hígado inflamado responde a una condición alcohólica es imprescindible dejar el hábito para que no degenere en complicaciones que podrían incluso poner en peligro nuestra vida.

El hígado es un órgano de vital importancia. En consecuencia, cuando por alguna causa tenemos el hígado inflamado debemos tomar medidas inmediatamente para devolverle la salud. Según este estudio realizado por la Clínica Mayo, podría ser sinónimo de graves problemas.

Nuestro hígado se encuentra en la parte superior derecha del abdomen. Además, es de color rojo oscuro, similar al del vino tinto.

Este importante órgano se encarga de:

  • Regular las sustancias químicas en la sangre.
  • Producir bilis.
  • Procesar la sangre que sale del estómago y los intestinos.
  • Metabolizar los medicamentos para evitar la intoxicación del organismo.
  • Producir proteínas para el plasma sanguíneo.
  • Almacenar hierro.
  • Regular la coagulación de la sangre.
  • Depurar la bilirrubina.
  • Regular las grasas.

¿Hígado inflamado?

El hígado inflamado o hepatomegalia se produce cuando este órgano aumenta de tamaño más allá de lo normal, tal y como afirma este estudio realizado por el Hospital Central de la Cruz Roja (Madrid). Esto se puede deber a distintas causas:

  • Hepatitis. Es una infección viral en sus tipos A y B.
  • Hepatitis alcohólica. La ingesta de alcohol en grandes cantidades daña las células del hígado, tal y como afirma esta investigación llevada a cabo por el Centre hospitalier de Pau (Francia).
  • Ingesta de químicos o toxinas.
  • Infecciones bacterianas.
  • Dieta alta en grasas. La mala alimentación puede influir en el agrandamiento del hígado.

Dependiendo de la causa, se deben administrar distintos tratamientos y seguir ciertas recomendaciones de nuestro médico.

  • Si el hígado inflamado se debe a infecciones virales o bacterianas, es preciso tomar medicamentos.
  • Si la causa es el alcohol, se tendrá que suspender la ingesta de esta sustancia.

Remedios naturales para tratar el hígado inflamado

Té hepático de cardo mariano

El cardo mariano es uno de los remedios más populares para el hígado inflamado.

Es una infusión preparada con ingredientes que favorecen la desinflamación y buen funcionamiento del organismo. Así lo afirma este estudio realizado por la Universidad de Concepción (Chile).

Ingredientes

  • 1 cucharada de tintura de cardo de leche, también llamado cardo mariano (10 ml)
  • 40 gotas de tintura de arrayán (Luma apiculata)
  • 1 taza de agua (250 ml)

Preparación

  • Mezcla los tres ingredientes y divide para varias tomas, ya que debes beber un cuarto de taza cuatro veces al día.

Diente de león

Recomendable especialmente para tratar este problema ya que es un depurativo natural que ayuda a disminuir el colesterol en la sangre. También disminuye los niveles de grasa en el hígado, según asegura esta investigación realizada por el Pohang Center for Evaluation of Biomaterials (Corea).

Visita este artículo: 7 beneficios del diente de león que quizá no conocías

Té verde

El té verde puede ayudarnos a tratar el hígado inflamado, ayudando a la regeneración celular.

Los antioxidantes del té verde ayudan a la regeneración de las células del hígado y están asociados a la prevención del cáncer de este órgano, según afirma este estudio realizado por la Universidad de Milán (Italia). Sin embargo, esta misma investigación alerta de que el abuso de su consumo puede dañar, a su vez el hígado.

Es recomendable que consultemos primero con un médico, a fin de evitar problemas mayores.

Papaya

El jugo de las semillas de papaya molidas y luego coladas previene al hígado de múltiples infecciones, según afirma este estudio realizado por la Universidad de Lagos (Nigeria).

También se recomienda consumir el jugo de esta fruta con unas gotas de limón. La papaya además ayuda a mejorar notablemente la digestión.

Alcachofa

La alcachofa contribuye a eliminar toxinas y a depurar el hígado inflamado.

Aumenta la secreción de bilis y, por lo tanto, contribuye al tratamiento del hígado inflamado, según este estudio publicado en la revista médica Phytomedicine. Se puede consumir horneada, hervida o en jugo.

Limón

Ayuda a la digestión y nos aporta antioxidantes, según asegura esta investigación realizada por  la Universidad Autónoma Metropolitana de México. Asimismo, podemos aprovechar sus beneficios para el tratamiento del hígado inflamado si lo consumimos a diario.

Ingredientes

  • 1 vaso de agua (200 ml)
  • El jugo de 1 limón

Preparación

  • Añade el jugo de un limón a un vaso de agua a temperatura ambiente y consúmelo en ayunas.

Nota: A todas las infusiones para el hígado se les pueden añadir unas gotas de limón. El limón siempre es un producto beneficioso.

Pomelo

Los pomelos o toronjas son frutas que contienen antioxidantes que ayudan a la depuración del hígado. Según este estudio realizado por el Viborg County Hospital, se cree que podría mejorar la situación de pacientes con cirrosis.

¿Quieres conocer más? 5 beneficios que ofrece el pomelo para tu organismo

Regaliz

La raíz de regaliz protege las células hepáticas, ayudándonos a combatir el hígado inflamado.

Funciona como antiinflamatorio, según la información extraída de la  Asociación de Padres de Personas con Autismo de Badajoz, a su vez avalada por el Gobierno de Extremadura. El regaliz tiene propiedades antivirales, tal y como asegura este estudio de la Universidad de Beijing, por eso se cree que colabora en el tratamiento del hígado inflamado por hepatitis viral.

Sin embargo, no hay evidencias científicas que avalen esta última afirmación.

Podemos consumirlo en forma de infusión.

Ingredientes

  • 2 tazas de agua (500 ml)
  • 2 cucharadas de regaliz (20 g)
  • 1 puñado de anís estrellado
  • 1 cucharada de boldo (10 g)
  • Miel (opcional)

Preparación

  • Primero, hierve medio litro de agua y añade las dos cucharadas de regaliz y el anís estrellado.
  • Después, deja que infusione durante cinco minutos.
  • A continuación, baja el fuego e incorpora las hojas de boldo.
  • Por último, tapa y deja reposar cinco minutos.
  • Para dar un mejor sabor se puede endulzar con miel. Esta infusión se puede tomar después de las comidas.

Té de jengibre

Limpia el hígado de grasas y toxinas. Muy recomendado en casos de hígado graso, según afirma esta investigación realizada por la Universidad de Teherán (Irán).

Siempre debemos recordar que los remedios naturales son una excelente manera para ayudar en la recuperación de las enfermedades. Sin embargo, no sustituyen al tratamiento médico y deben ser avaladas por un doctor.