Remedios naturales contra la varicela

Okairy Zuñiga·
24 Julio, 2020
Este artículo ha sido verificado y aprobado por la farmacéutica María Vijande al
24 Abril, 2020
Los remedios naturales contra la varicela pueden ayudar a aliviar algunos síntomas. Sin embargo, antes de utilizarlos, es imprescindible consultar con el médico.
 

¿Alguna vez te has preguntado si existen remedios naturales contra la varicela, en qué consisten y si pueden brindar alivio? Si es así, no te preocupes, porque a continuación te comentaremos todas las respuestas.

Antes de ponernos con ello, primero hemos de aclarar que, en caso de varicela, lo más adecuado es seguir las indicaciones del médico. En todo caso, los remedios podrían ser un complemento, si el profesional así lo autoriza.

Los remedios pueden ayudar a calmar algunas molestias derivadas de la erupción característica de la enfermedad.

¿Qué debes saber sobre la varicela?

La varicela es una enfermedad causada por el virus de la varicela-zóster, que es un tipo de virus del herpes (herpesvirus tipo 3), según se lee en el Manual MSD. Es muy contagiosa y, por ello, es importante guardar cuarentena para evitar que se propague más. 

Es muy común en niños y jóvenes (hasta los 15 años), aunque puede presentarse también en adultos. Sin embargo, cabe destacar que la vacuna ha ayudado en gran medida a reducir el número de casos en todas las edades.

El síntoma más característico de le enfermedad es la erupción cutánea, aunque cursa con otros, tales como fiebre, dolor de cabeza, malestar general y pérdida del apetito.

Aunque los síntomas más comunes son erupciones o manchas en el torso y rostro, la varicela también puede acarrear problemas serios en bebés, adultos y embarazadas. De hecho, un estudio publicado por The Western Journal of Medicine la ha asociado con complicaciones maternas y prenatales.

 

Remedios naturales contra la varicela

Una vez que el médico ha pautado un tratamiento, se le puede preguntar qué remedios naturales se pueden utilizar para aliviar ciertos síntomas, como la picazón y el ardor. En caso de que autorice su uso, entonces se puede proceder a utilizarlos. De lo contrario, habría que evitarlos y atenerse al tratamiento que paute.

Bicarbonato de sodio
Bicarbonato de sodio es uno de los remedios naturales contra la varicela

Según el investigador Leonard M. Milstone del Departamento de Dermatología de la Universidad de Yale, el bicarbonato de sodio contiene componentes activos que reducen la piel escamada, lo que sería útil para combatir las ampollas de la varicela. 

Si quieres aprovechar las propiedades del bicarbonato puedes añadir una cantidad moderada al agua de baño, o bien puedes optar por mezclarlo para conseguir una especie de pasta. Después, aplícala sobre la piel y déjala secar.

Los expertos de Mayo Clinic comentan que este remedio ayuda a calmar la picazón y el ardor que producen las erupciones. 

El cilantro, uno de los remedios naturales contra la varicela

Según un estudio publicado por The Journal of Medicine Food, el cilantro calmó la picazón, la inflamación y el enrojecimiento en la piel de los ratones gracias a sus vitaminas y antioxidantes. No obstante, se desconoce qué tan efectivo puede ser esto en seres humanos.

 

Además, hay que tener precaución al aplicar cilantro de forma tópica y pedir una segunda opinión al dermatólogo, ya que puede dar alergia con facilidad.

La miel

Miel es uno de los remedios naturales contra la varicela

La miel, además de ser deliciosa, contiene compuestos naturales que reducen los niveles de inflamación e irritación. Además ayudaría a hidratar la piel, algo muy necesario para obtener alivio.

Aplícate un poco de miel y deja que actúe durante unos minutos. Luego, enjuágate el rostro con normalidad para calmar la irritación.

También puede interesarte: ¿Cómo utilizar la miel de manuka para el acné?

La avena, uno de los remedios naturales contra la varicela

El siguiente artículo publicado por la Asociación Española de Pediatría de Atención Primaria (AEPAP) señala a la avena como uno de los productos naturales más recetados por los especialistas, ya que calma el picor que causan las manchas producidas por la varicela. 

Por ello, te animamos a preparar una mezcla de agua y harina de avena por todo el cuerpo para aliviar la irritación.

Hojas de neem

La hoja de neem (Azadirachta indica) es un popular remedio natural. Según un estudio publicado en el 2015 por Althea Medical Journal, tiene propiedades que contribuyen a la cicatrización de las heridas. Por lo que sería una opción ideal cuando la varicela ha mejorado y las costras comienzan a caerse.

 

Tritura las hojas de esta hierba y prepara una pasta con un poco de agua. Luego, aplícala en las áreas irritadas. También, si lo prefieres, puedes disfrutar de un baño relajante con estas hojas. 

Las sales de Epsom

Sales de Epsom para la varicela

Algunas personas creen que preparar un baño con agua y ¿Cómo utilizar la miel de manuka para el acné? (sulfato de magnesio) puede ayudarte a secar las marcas que la varicela produce. 

Según el siguiente artículo publicado por la Revista Internacional de Ciencias Cosméticas, la piel se exfolia gracias al magnesio, pero los expertos aseguran que deben seguir realizando investigaciones al respecto.

Puedes remojar el cuerpo en la bañera durante al menos 20 o 30 minutos, salir y secarte la piel con suaves toques. No obstante, si te animas a probarlas, no olvides consultar antes con un dermatólogo.

Aceite esencial de sándalo

Algunos aceites esenciales pueden usarse como remedios naturales contra la varicela y sus problemas de piel.

Un estudio publicado en 2016 por Journal of Dermatological Science demostró que el aceite de sándalo, en particular, contiene propiedades antivirales y antibacterianas que contribuyen a mejorar la apariencia de la piel y reducir la inflamación. Además, te protege de las infecciones que surgen por rascarte las ampollas

 

Puedes aplicarlo directamente o mezclarlo con alguna crema que te guste.

Lee: 4 mascarillas con sándalo y cúrcuma para distintos problemas de la piel

Los remedios naturales contra la varicela no son un tratamiento

Como ya comentamos al principio, aunque algunos remedios naturales pueden contribuir con el alivio de algunas molestias puntuales, es necesario preguntarle al médico antes de usarlos. Así evitaremos sufrir reacciones indeseadas.

Una vez más, es conveniente recordar que en ningún caso los remedios naturales pueden sustituir el tratamiento pautado por el médico. Por ende, solo podrían considerarse como un complemento puntual.

 
  • Katz, VL, Kuller, JA, McMahon, MJ, Warren, MA y Wells, SR (1995). "Varicela durante el embarazo. Efectos maternos y fetales". The Western Journal of Medicine , 163 (5), 446–450. https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC1303168/
  • Mayo Clinic, en línea (24/04/2020). "Varicela- Diagnóstico y Tratamiento". https://www.mayoclinic.org/es-es/diseases-conditions/chickenpox/diagnosis-treatment/drc-20351287
  • Gunhyuk Park, Hyo Geun Kim, Soonmin Lim, Wonil Lee, Yeomoon Sim y Myung Sook Oh.Revista de alimentos medicinales.Ago 2014.862-868. http://doi.org/10.1089/jmf.2013.2910
  • Javier Díez Domingo, pediatra (2004). "Vacunación anti-varicela; impacto socio-económico en nuestro entorno". Mesa redonda CS Nazaret,Valencia. Asociación Española de Pediatría de Atención Primaria. https://www.aepap.org/biblioteca/cursos/ii-curso-anual-de-la-aepap
  • NK Chundran, IR Husen, I Rubianti (2015). "Effect of Neem leaves extract (Azadirachta Indica) on wound healing". Althea Medical Journal 2 (2), 199-203. http://pharmacokinetic.fk.unpad.ac.id/index.php/amj/article/view/535
  • Itoi-Ochi, S., Matsumura, S., Terao, M., Murota, H. y Katayama, I. (2016). El aceite de sándalo regula a la baja la inflamación de la piel a través de la activación de 11β-HSD1 en los queratinocitos. Revista de Ciencias Dermatológicas, 84 (1), e134. https://doi.org/10.1016/j.jdermsci.2016.08.401
  • Polefka, TG, Bianchini, RJ y Shapiro, S. (2012). Interacción de sales minerales con la piel: una encuesta bibliográfica. Revista Internacional de Ciencias Cosméticas, 34 (5), 416–423. https://doi.org/10.1111/j.1468-2494.2012.00731.x