Remedios naturales para la Inflamación

Daniela Navarro 20 noviembre, 2013
¿Sabías que una alimentación adecuada puede ayudarte a combatir los procesos inflamatorios? Para obtener mejores resultados se recomienda combinarla con terapias de frío y calor y otros tratamientos tópicos

La inflamación es la reacción del sistema inmunológico a invasores extraños como las bacterias y ciertos virus, a infecciones o lesiones que aparecen en el cuerpo. El organismo puede también, reaccionar fácilmente por medio de la inflamación, a varios factores externos como el estrés. Dicha inflamación o irritación puede causar dolor, enrojecimiento en el área,  pérdida de la movilidad, calor e hinchazón de los tejidos y tensión.

Para lo anterior, existen remedios caseros que nos ayudan a contrarrestar esta molestia y aliviar nuestra salud.

Caléndula

Calendula
Foto: Amnesia Autoinducida/Flickr

La caléndula es una flor amarilla de uso medicinal, conocida por sus efectos anti-inflamatorios. Esta se usa por lo general en forma de crema y se aplica en la piel afectada, incluso para embellecer la misma. Esta hierba se utiliza en su mayoría para irritaciones, infecciones, fiebre y lo que se conoce como pie de atleta.

Para la aplicación de esta planta terapéutica, se debe poner a hervir los pétalos amarillos y se conserva el agua para usarla luego como una loción en el área afectada. En el caso de las mujeres, la caléndula es un remedio ideal para tomarlo como bebida y controlar los cólicos menstruales que nos hacen inflamar a veces. Además, sirve para la ansiedad y la depresión.

Infusión de Manzanilla

Foto: Antonio Patiño/Flickr
Foto: Antonio Patiño/Flickr

La manzanilla es otra planta medicinal que además de ayudar a aliviar molestias estomacales y contrarrestar la ansiedad, nos ayuda a aliviar la tensión logrando desinflamar el abdomen.

Se recomienda poner a hervir las hierbas, y hacer una infusión para tomársela como un té caliente 3 veces al día.

Una buena alimentación

Es necesario mantener una buena alimentación, pues existe una cantidad de productos que aportan a que el organismo se indisponga y aparezcan las molestias de este tipo.

Para esto, hay alimentos potentes que sirven de antioxidantes y alivian las inflamaciones por toxinas. Entre estos está la espinaca, los arándanos, la cebolla, las fresas, la piña y la papaya. El consumo de estos alimentos durante 8 días puede aliviar en gran medida la inflamación constante.

Se sugiere además, tomar agua mineral y evitar los altos niveles de sal, pues la sal ayuda a retener líquidos.

Aceite de Oliva y Jengibre

Beneficios-de-aceite-de-oliva-3

El aceite de oliva ayuda en gran medida a aliviar los malestares estomacales. Esto junto con la canela, el romero y los frutos secos, son claves para aliviar el dolor y tienen muchos otros beneficios para la piel, la digestión, y la salud en general.

Por otro lado, el jengibre es conocido como una especia de alto poder anti-inflamatorio. Este último, puede tomarse en forma de té caliente y lograr buenos resultados en la salud.

Frío y caliente

Una técnica para aliviar las inflamaciones, es la terapia de frío y calor. Se remoja un paño en agua fría con hielo y otro en agua caliente y se va aplicando cada uno por separado, en la zona afectada de 10 a 20 minutos.

El calor nos ayuda a disminuir la tensión, mientras que el frío reduce la inflamación de los músculos. Esto se recomienda mucho para las personas que se lesionan con frecuencia al hacer un deporte o ejercicio en exceso.

Te puede gustar