Remedios para dejar de roncar

Los ronquidos pueden tener como origen el sobrepeso, el consumo de alcohol o tabaco o la ingesta de medicamentos. En ocasiones, se pueden solucionar con algunos remedios de origen natural.

Todas las personas, en algún momento de su vida, han sufrido a causa de los ronquidos. Ya sea por estar resfriados, o bien, por tener una postura inapropiada al dormir, este síntoma ha causado incomodidad. ¿Necesitas una solución para dejar de roncar?

Aunque en la actualidad hay una amplia variedad de terapias y productos para hacerle frente a este problema, aún siguen vigentes una serie de remedios caseros que contribuyen a minimizarlos. Son preparaciones relajantes que, entre otras cosas, promueven el descanso.

¡Anímate a probarlas!

¿Por qué se producen los ronquidos?

Hay varios factores que pueden incidir en la aparición de los ronquidos. Muchos los padecen de manera esporádica y leve; otros, en cambio, lo sufren de forma crónica y recurrente. Sin embargo, es un problema muy frecuente que afecta a más de la mitad de la población.

Se dan por una vibración de los tejidos de la garganta cuando el aire fluye a través de esta mientras la persona duerme. Esto, a su vez, puede ser la consecuencia de un debilitamiento del tono muscular de la garganta. Otras causas relacionadas son:

  • Apnea obstructiva del sueño
  • Sobrepeso y obesidad
  • Consumo excesivo de alcohol y tabaco
  • Infecciones nasales y sinusales
  • Problema con la estructura de su boca, nariz o garganta
  • Ingesta de algunos medicamentos
  • Malas posturas al dormir

Ver también: La angustia de los ronquidos: Molestia y peligro para la salud

Los mejores remedios para dejar de roncar

En ocasiones es difícil encontrar un tratamiento definitivo para dejar de roncar. Los casos más severos deben ser atendidos por un médico, ya que su falta de control puede afectar la calidad de vida. Sin embargo, las formas más leves se pueden tratar con sencillos remedios caseros.

¡Toma nota!

Aceite esencial de tomillo

De acuerdo con expertos en el campo de la aromaterapia, un masaje con aceite de tomillo en los pues puede contribuir a dejar de roncar. Sus propiedades ayudan a fortalecer las vías respiratorias e inducen al descanso.

¿Cómo utilizarlo?

  • Toma un poco de aceite esencial de tomillo y masajéalo en los pies.
  • Pasados 3 o 5 minutos, cubre los pies con unos calcetines y descansa.
  • Repite su aplicación todos los días.

Menta

Los efectos purificantes de la menta pueden ayudar a limpiar los senos paranasales en caso de infecciones y congestión. Gracias a esto, resulta ser un buen complemento para hacerle frente a los ronquidos.

¿Cómo utilizarlo?

  • Vierte un poco de aceite de menta en agua hirviendo e inhala los vapores.
  • De modo opcional, usa el aceite para masajear pecho y pies.
  • Repite el tratamiento siempre que lo consideres necesario.

Lee también: 5 usos prácticos del aceite de menta que te gustará saber

Eucalipto

eucalipto para dejar de roncar

Los componentes del eucalipto pueden ayudar a disolver la mucosidad que obstruye las vías respiratorias. Por eso, es un buen remedio para la sinusitis y la congestión nasal. De hecho, algunos lo usan como remedio para el asma y la bronquitis.

¿Cómo utilizarlo?

  • Hierve algunas hojas de eucalipto en abundante agua.
  • Posteriormente, cuando llegue a ebullición, inhala los vapores.
  • Cubre tu cabeza con una toalla para aprovechar al máximo el tratamiento.
  • Repite su uso cada noche antes de acostarte, solo si tienes dificultades respiratorias por congestión.

Madera de cedro

El aceite esencial de madera de cedro, un producto que puedes adquirir en herbolarias, es un gran aliado para dejar de roncar. Sus compuestos relajan los músculos y controlan la sensación de ansiedad. Por eso, también se recomienda para entrar en un estado de relajación antes de dormir.

¿Cómo utilizarlo?

  • En primer lugar, combina el aceite de madera de cedro en partes iguales con aceite de oliva.
  • Seguidamente, frota el tratamiento en los pies, espalda y pecho.
  • Si es necesario, usa el remedio cada noche.

¿No logras dejar de roncar? Ten en cuenta que, además de probar estos remedios, debes mantener un estilo de vida saludable. Evita el sobrepeso y la obesidad, así como la práctica de malos hábitos. Asimismo, asegúrate de dormir en un entorno confortable.