Remedios naturales para desinfectar tu lengua de manera natural

Carolina Betancourth 30 agosto, 2015
Los enjuagues bucales naturales son la mejor forma de asegurarnos de que no quedan bacterias en nuestra lengua después del cepillado. Además, previenen la halitosis y nos dejan un aliento fresco

El mal aliento es un problema de salud bucal que puede estar indicando una infección o enfermedad en los dientes, encías e incluso en el sistema digestivo.

No obstante, en menores casos puede tener su origen en la lengua, que es una parte fundamental de la boca con la que cumplimos el primer ciclo del proceso de digestión de alimentos y en la cual se acumula una gran cantidad de bacterias.

El crecimiento bacteriano en la lengua puede conllevar a tener una halitosis crónica y otras afecciones bucales que pueden disminuir la calidad de vida o provocar problemas sociales.

Por esta razón, es muy importante darle una higiene adecuada a la lengua y proporcionarle agentes desinfectantes más allá de los que ofrece el cepillado diario normal.

¿Cuál es la forma adecuada de desinfectar la lengua?

Para empezar a tener una boca y lengua más limpias y libres de bacterias vas a necesitar los siguientes elementos:

  • 1 cepillo de dientes limpio
  • Pasta dental
  • 1 raspador lingual
  • Enjuague bucal

Instrucciones

  • Coloca un poco de pasta dental en el cepillo de dientes y empieza a cepillar tu lengua de adelante hacia atrás. Enjuágate usando agua templada.
  • Toma el raspador lingual y frótalo para eliminar cualquier resto de residuo blanco. La forma correcta de hacerlo es sujetando el elemento en forma horizontal con los labios, aplicando una ligera presión sobre la lengua mientras se raspa de adelante hacia atrás.
  • Para finalizar, limpia tu boca utilizando un enjuague bucal antibacteriano, durante uno o dos minutos.

Este último producto eliminará cualquier germen microscópico que haya podido quedar tras finalizar los pasos anteriores.

Puedes conseguirlo en el mercado en diferentes presentaciones, o también puedes optar por emplear ingredientes naturales para elaborar tu propia receta en casa.

Te recomendamos leer: La lengua puede revelar tu estado emocional y tu salud

1. Enjuague de bicarbonato

Enjuague-de-bicarbonato

El bicarbonato de sodio es un aliado de la higiene bucal porque ayuda a desinfectar la boca y neutraliza los malos olores.

Ingredientes

  • 1 taza de agua (250 ml)
  • 1 cucharadita de bicarbonato de sodio (4,6 g)
  • 3 gotas de aceite esencial de menta.

Preparación

Introduce todos los ingredientes en un frasco de vidrio y agítalos para mezclarlos bien. Haz varios enjuagues en la boca y escupe el líquido.

2. Enjuague de vinagre de manzana

El vinagre de manzana tiene una acción desinfectante natural que ayuda a combatir diferentes tipos de microorganismos.

Este sencillo enjuague deja la boca limpia y elimina los malos olores que provoca la halitosis.

Ingredientes

  • 1 taza de agua (250 ml)
  • 2 cucharadas de vinagre de manzana (30 ml)

Preparación

Combina los dos ingredientes en un frasco y utiliza el líquido como enjuague después del cepillado habitual.

3. Enjuague de perejil y clavos de olor

Enjuague-de-perejil-y-clavos-de-olor

Una infusión de perejil combinada con clavos de olor puede ayudar a neutralizar el mal aliento y la proliferación de bacterias en toda la boca.

Ingredientes

  • ½ taza de agua (125 ml)
  • 1 rama de perejil
  • 3 clavos de olor enteros

Preparación

Coloca a hervir varias ramitas de perejil con 3 clavos de olor enteros y media taza de agua. Déjalo enfriar, fíltrala y utiliza el líquido.

4. Enjuague de agua oxigenada

Este enjuague bucal desinfecta la boca y tiene un efecto blanqueador que ayuda a eliminar el tono amarillento de los dientes.

Ingredientes

  • 1 parte de agua oxigenada (2% – 5%).
  • 3 partes de agua.

Preparación

Mezcla los dos ingredientes y utilízalo como último paso de la higiene bucal.

5. Enjuague bucal antiséptico

La receta de este enjuague natural combina varios ingredientes con propiedades antisépticas, antibióticas y refrescantes para facilitar la limpieza de la lengua, dientes y encías.

Ingredientes

  • 150 ml de vinagre de manzana
  • 120 ml de agua
  • 15 ml de glicerina vegetal
  • 15 g de goma de mirra en polvo (propiedades antisépticas)
  • 5 gotas de aceite esencial de canela
  • 5 gotas de aceite esencial de clavo de olor

Preparación

Incorpora todos los ingredientes en un frasco de vidrio limpio y agítalos para que queden bien mezclados. Utiliza la cantidad que sea necesaria para lavar la boca y escúpelo.

Ver también: Cómo tratar aftas y úlceras bucales de manera natural

6. Enjuague de menta

Menta

La menta tiene una acción antibacteriana y desinfectante que ayuda a detener el crecimiento de las bacterias en la boca.

Lo mejor es que su olor refrescante refresca la boca y la deja con un agradable aroma.

Ingredientes

  • 5 hojas de menta
  • ½ taza de agua (125 ml)

Preparación

Prepara una infusión con hojas de menta y media taza de agua, déjala reposar y enjuágate con el líquido resultante después de cepillar tus dientes.

Te puede gustar