Remedios para el cabello fino y quebradizo

El abuso de productos químicos es solo uno de los factores que pueden debilitar nuestro cabello. Una mala alimentación o el estrés diario también pueden influir en su estado.

Un cabello atractivo y fuerte es reflejo de una buena salud. En ocasiones, los cambios hormonales, el abuso de sustancias químicas o utilizar un secador de pelo a temperaturas muy elevadas puede dañarlo gravemente. Pero en general, la salud de nuestro cabello depende del equilibrio nutricional que tenga nuestro organismo.

Cualquier déficit vitamínico, ya sea minerales, proteinas…etc, ocasiona debilidad, fragilidad y finalmente caída del cabello. Normalmente la presencia de una anemia es una causa directa de la caída, el tener un déficit de hierro es básico para que empiece a mostrarse debilitado, sin brillo y quebradizo. Pero veamos más detalles a continuación.

Causas de la debilidad del cabello

El cabello, en general, además de estar compuesto de queratina, lo forma también un rico compuesto de minerales básicos, tales como magnesio, silicio, selenio, cobre… para mantenerlo sano hay que disponer de un correcto equilibrio de todos ellos. Pero ¿Cuáles son las causas para que, en determinadas épocas esté débil y en peor estado?

    • Cambios hormonales
    • Periodos de estrés o ansiedad.
    • Problemas con las tiroides.
    • Déficits de minerales, especialmente el hierro.
    • Efectos externos: el sol, el viento, el uso excesivo de productos químicos…

Remedios para la salud de nuestros cabello

Debes tener en cuenta que el mantener una dieta adecuada y equilibrada, se reflejará de inmediato en la salud de tu cabello, de ahí que te demos estos importantes consejos:

  • Proteínas: Indispensable que incluyas diariamente un aporte adecuado de proteínas, las puedes encontrar en los huevos, el queso y el pescado. Es indicado también que a la hora de tomar grasas, sean de origen vegetal: frutos secos y aceite de oliva, por ejemplo.
  • El ácido linoleico: esencial para gozar de un cabello brillante y sano. Lo puedes encontrar en el aceite de girasol y de soja.

zumo manzana zanahoria Will Merydith

  • Vitamina A: retinol o antixeroftálmica, es una vitamina liposoluble que interviene en la formación y mantenimiento de las células, la puedes encontrar en las zanahorias, las col, el brócoli, los melones, los albaricoques…
  • Vitamina B: Están relacionadas con el metabolismo del cuerpo, y son indispensables para mantener un cabello fuerte y sano. ¿Dónde las puedes encontrar? Sencillo, en los huevos, los lácteos fermentados, en el pescado, en la levadura de cerveza, algas, los hongos comestibles, germen de trigo y soja. Así mismo, tú médico también te puede recetar suplementos de vitamina B en cápsulas.
  • Vitamina C: antioxidante natural, básico para fortalecer nuestro cabello. Ideal por ejemplo si tomas jugos de naranja, de limón, de fresas, de mangos…

las-espinacas

  • Aporte adecuado de minerales: hierro, zinc, cobre… así pues no olvides incluir en tu dieta el consumo de frutos secos, pescados, espinacas, lentejas, berberechos, carnes magras
  • La biotina: Esencial para la salud de la piel, pelo y uñas. Si mantenemos una dieta sana y equilibrada la biotina se genera por sí sola en las bacterias de nuestro intestino, pero si no nos alimentamos correctamente su déficit puede provocar la pérdida del cabello. Para que pueda sintetizarse es esencial que tomemos cereales, huevos, alimentos que contengan levadura…
  • El ácido fólico, es un importante elemento nutricional que participa en la síntesis del ADN, es esencial para la multiplicación celular y en la formación de glóbulos rojos y glóbulos blancos y en la síntesis de diversos neuromediadores. Un déficit de ácido fólico daña de inmediato nuestro cabello. Podemos encontrarlo en las verduras, el aguacate, el zumo de naranja, el brócoli, las remolachas, la levadura de cerveza, el germen de trigo…
  • Alimentos que contengan azufre: El azufre nos ayuda en la formación de colágeno, un elemento básico que aumenta la resistencia del cabello. Puedes encontrarlo en la soja, frutos secos, semillas, carnes, huevos y cereales integrales….
  • Por último, es importante que tengas presente que una buena hidratación nos ayuda a regenerar el cabello, mejorando su elasticidad y mejorando así la salud capilar. Para lograrlo es importante que bebas entre 6 a 8 vasos de agua a lo largo del día.

Mascarilla casera para el cabello débil

mascarilla-pelo

Ingredientes:

    • Dos yemas de huevo
    • Dos cucharadas de vinagre
    • Dos cucharadas de aceite de almendras

Elaboración:

Lleva a un recipiente las yemas del huevo, el vinagre y el aceite de almendras. Remuévelo bien durante cinco minutos hasta que obtengas una mezcla homogénea y de un atractivo tono amarillo. Una vez lo tengas hecho, mójate el pelo, que esté húmedo cuando te lo apliques cuidadosamente en el cabello.

Ahora ve dándote un masaje en todo el cuello cabelludo para que la mezcla quede bien impregnada. Si tienes una gorra de plástico es ideal que te cubras con ella el cabello, para dejar actuar la mascarilla durante al menos media hora; después, deberás enjuagarte con agua tibia. Si haces esto dos veces a la semana, a largo plazo verás los resultados.

Imagen cortesía de WikiHow

Categorías: Cuidados para el cabello Etiquetas:
Te puede gustar