Remedios para la cefalea tensional

Las cefaleas tensionales afectan a casi el 78 % de la población adulta. La actividad social y laboral en aquellas personas que la sufren se ve reducida hasta un 60%.

Seguro que has sufrido alguna vez la llamada cefalea tensional, afecta a los dos lados de la cabeza, y no a uno solo como suele ocurrir con la migraña. A éste dolor punzante y constante se le añade una rigidez en el cuello y en el cuero cabelludo, una molestia que aparece sobre todo a mitad del día y que va tomando fuerza durante la tarde.

Es un tipo de dolor de cabeza que sufre la gran mayoría de la población, pero si se alarga durante varios días a la semana y durante tres meses seguidos, ya estaríamos ante una afección crónica que requeriría un tipo de tratamiento específico.

Ante las cefalea tensional es común que recurramos a algún analgésico, pero en ocasiones no consigue aliviarlo, de ahí que te ofrezcamos algunos remedios naturales con los que permitirte un descanso, ya que sus causas se deben básicamente a situaciones de ansiedad y estrés, que podemos controlar teniendo en cuenta sus desencadenantes.

Causas de la cefalea tensional

Son muchos los factores que originan estos molestos dolores de cabeza, pero estas podrían ser las causas fundamentales:

    • Situaciones de estrés y ansiedad.
    • Estar mucho tiempo en una posición incómoda e incorrecta para el eje del cuerpo y la cabeza, donde los músculos y los nervios se sobrecargan.
    • Tener la vista fija en algo durante mucho tiempo, o incluso tener problemas de visión y utilizar una graduación incorrecta en nuestras gafas o lentes.
    • Una mala alimentación con carencias de vitaminas y minerales (magnesio, vitamina B…).

Tipos de cefaleas tensionales

  • Tipo I: Es la que se alarga durante varios meses, teniendo una incidencia mayor por la mañana, luego cesa y aparece por la tarde. El dolor se centra en ambos lados y en la parte occipital.
  • Tipo II: Es la más habitual entre la población, se caracteriza por un dolor difuso y con una molesta sensación de presión. Tiene una duración de entre uno y tres días. Los medicamentos, por su parte, no suelen aliviarlo.

Diferencias entre migraña y cefalea tensional

La cefalea tensional se presenta más como un dolor generalizado con presión en las sienes y detrás de la cabeza, también en el cuello, en ocasiones dura horas, o poco más de media hora, se prolonga durante dos o tres días y luego desaparece.

La migraña, por su parte, tiene un dolor muy localizado, en ocasiones se presenta en un solo lado de la cabeza, la luz nos molesta, sentimos náuseas, mareos… algo que por ejemplo no aparece con las cefaleas tensionales, las cuales, a veces desaparecen con un simple masaje en el cuello.

Remedios para la cefalea tensional

Lavanda

  • Vitamina B: Nos ayuda a dar energía a esas neuronas que, por el estrés y el esfuerzo diario, trabajan en exceso. Es conveniente añadir un aporte extra de vitaminas mediante los comprimidos que suelen vender en tiendas naturales: Una cápsula al día de 250 mg durante dos semanas sería suficiente para recuperarnos, así mismo, puedes encontrar vitamina B en los hígados de vaca, en pescados azules y en los huevos.
  • Lavanda: La lavanda es perfecta para aliviar el estrés y el dolor de cabeza. Podemos tomarla en infusión, tomadas por la mañana y a media tarde puede resolver la cefalea tensional. También puedes poner aceite de lavanda en agua hirviendo e inhalar el vapor.

Lee también: 3 infusiones caseras para disfrutar en tu merienda.

  • Artemisa: Esta planta posee sustancias que ayudan a regular los neurotransmisores del cerebro, y a normalizar el flujo de sangre en él. Además tiene propiedades antiinflamatorias, lo cual la hace perfecta si la tomamos en infusión. Coge dos de estas flores, ponlas a hervir en agua y tómalas a media tarde.
  • Magnesio: El magnesio es efectivo para prevenir y aliviar el dolor de cabeza y la migraña: Es un mineral que relaja los músculos y alivia el estrés, calmando los nervios y el dolor de cabeza. Se encuentra en el arroz integral, el cacao en polvo, las semillas de calabaza, la albahaca seca, las nueces de brasil…
  • Menta: Un remedio perfecto para tratar las cefaleas. Si tomamos dos infusiones al día: mañana y media tarde, notaremos sus beneficiosos efectos. Para ello bastan dos cucharaditas de menta seca para una taza de agua bien caliente, déjala reposar unos minutos y tómala poco a poco y sin prisas.

Otros consejos

Controla tus situaciones de estrés, busca tiempo libre y establece prioridades

  • Usa una buena almohada para dormir, la posición en la que pongamos el cuello y la cabeza es muy importante.
  • Cuida tu postura al leer, al trabajar o al realizar otras actividades.
  • Acostúmbrate a estirar de vez en cuando tu cuello, espalda y los hombros para evitar sobrecargas.
  • Revisa tu visión, las cefaleas tensionales a veces están relacionadas con este problema.
  • Controla tus situaciones de estrés, tómate tu tiempo personal, descansa y establece prioridades.

Puede interesarte: ¿Por qué duermo tan mal? Ideas y posturas para descansar mejor.

Existen muchos tipos de dolores de cabeza, pero todos ellos resultan muy molestos y pueden llegar a impedirnos llevar bien el día a día y realizar ciertas actividades. Aquí te proponemos algunos consejos y remedios fáciles para que puedas tener un poco de alivio del dolor de la cefalea tensional.

Sin embargo, y como siempre solemos aconsejar, lo primero que debes hacer es acudir a tu médico si estos problemas son muy persistentes.