Remedios para los calambres en las piernas

Valeria Sabater · 2 octubre, 2019
Los calambres nocturnos suelen aparecer por culpa de la mala circulación. Para evitarlos, podemos poner una almohada bajo las piernas cuando nos acostemos. También debemos mantener una dieta equilibrada y practicar ejercicio

Los calambres en las piernas llegan de pronto con su latigazo de dolor, paralizándonos con esa contracción eléctrica que puede llegar a durar largos segundos. A todo el mundo le ha pasado alguna vez, pero hay personas a quienes les sucede con mayor frecuencia, en especial en las piernas. ¿Hay alguna forma de prevenirlos?

Causas de la aparición de los calambres en las piernas

Los calambres suceden cuando los músculos se contraen de forma brusca e involuntariamente. Pero ¿qué lo provoca? Según sitios médicos especializados, sucede sobre todo por las siguientes causas:

  • Por un desequilibrio de los electrolitos (sodio, potasio, calcio o magnesio…). Unos minerales de los que podemos sufrir una descompensación en algún momento de nuestra vida; de hecho, es muy habitual por ejemplo que las mujeres tengan un menor índice de calcio y magnesio.
  • Problemas de circulación.
  • Anomalías en la función de la glándula tiroides.
  • Problemas en la nutrición, son esos momentos en los que padecemos de algún tipo de déficit, como calcio, potasio o magnesio.
  • Diabetes, sobre todo en casos de hipoglucemia.
  • Problemas en los pies: pie plano, pie cavo, fascitis plantar.
  • Obviamente, las posturas en las que nos pongamos a la hora de hacer nuestro trabajo, las actividades cotidianas y al practicar deporte van a influir para que suframos calambres.

En cualquiera de estas circunstancias, es necesario que consultes con un médico para que te brinde un tratamiento adecuado. Ten en cuenta que, aunque los remedios naturales de los cuales hablaremos pueden ayudarte, no reemplazan las indicaciones del profesional.

Remedios para los calambres en las piernas

A continuación, te mostramos algunos remedios sencillos y sobre todo naturales que te pueden ayudar a reducir los molestos calambres.

1. Jugo de remolacha y manzana

licuadomanzanaremolacha

Este jugo saludable contiene una mezcla más que ideal de sodio, potasio y calcio, con el que restaura el déficit de estos minerales esencialesEstas propiedades pueden comprobarse observando el contenido nutricional de la manzana y especialmente el de la remolacha.

Es adecuado que lo tomes de acuerdo con las recomendaciones del profesional de la salud. Se trata de un alimento saludable, saciante y además muy delicioso. Una receta muy extendida tradicionalmente es la siguiente:

Ingredientes

  • 1 cucharadita de espirulina
  • 3 tallos de apio
  • 1 manzana
  • 1 remolacha

En cuanto al procedimiento, solo tienes que lavar y pelar la manzana, la remolacha y el apio, para después llevar a la batidora todos los ingredientes. Recuerda también disolver la espirulina con un poco de jugo antes de mezclarla con los demás ingredientes, para obtener un batido más homogéneo.

2. Jugo multifrutal ideal para empezar el día

Jugos depurativos

La vitamina C, el calcio, el potasio, el magnesio… todos estos elementos son esenciales para cubrir la necesidad que tienen los músculos para estar fuertes y sanos, y así evitar esos molestos calambres que nos llegan de improviso, no por estar practicando un ejercicio, sino por debilidad o problemas circulatorios. Las frutas de este licuado pueden ayudarnos a conseguirlos.

En ocasiones, solo con empezar a andar por la mañana para ir a comprar, o al acostarnos por la noche, sentimos ese hormigueo en las piernas que nos avisa ya de que vamos a sufrir un calambre. Así pues, es básico que refuerces tus aportes nutricionales. Toma nota de esta receta popular:

Ingredientes:

Puede que el sabor te parezca al principio un tanto extraño. Pero si le añades medio vaso de agua fresca y un poco de miel, te será mucho más sabroso. No tienes más que licuar todos los ingredientes, pelando antes el kiwi y el pepino, obteniendo también antes el jugo de la toronja.

3. Jugo medicinal y nutritivo

Jugo de tomate
Según la medicina tradicional, este jugo es adecuado para tomarlo por la noche, perfecto para prevenir esos calambres nocturnos a última hora del día. Como podemos observar en la composición de cada uno de sus ingredientes, dispone de calcio, sodio, potasio, magnesio y vitamina C, ideal para compensar cualquier déficit. Además, su sabor es muy especial y te hará sentir muy bien.

Ingredientes

Para prepararlo recuerda lavar bien todas las piezas de verdura, para después, llevarlos a la licuadora junto a medio vaso de agua. Obtén una mezcla bien homogénea y ve bebiéndola mientras cenas. Es un complemento nutritivo que te servirá de ayuda para evitar calambres.

Consejos para evitar calambres nocturnos en las piernas

masajes en las piernas

Como mencionamos antes, el tratamiento y las indicaciones del médico son la mejor manera de prevenir efectivamente los calambres. Hay algunas claves que podrían ser de ayuda en este sentido, como por ejemplo que antes de ir a dormir te dieras un baño relajante con agua caliente.

Cuando termines, efectúa un pequeño masaje de diez minutos en los músculos afectados, algo que según fuentes especializadas también alivia los dolores posteriores a los espasmos. Puedes usar aceite de romero al hacerlo, ya que estudios indican que puede colaborar en el alivio de dolores musculares y articulares.

Finalmente, recuerda que para mejorar tu circulación debes seguir siempre una dieta adecuada y hacer algo de ejercicio. Como afirma el artículo de Mayo Clinic citado al comienzo del artículo, realizar estiramientos e incluso ejercicio de baja intensidad, como unos minutos de bicicleta, antes de ir a dormir es recomendable para evitar calambres nocturnos.

  • Calambre muscular. Mayo Clinic. https://www.mayoclinic.org/es-es/diseases-conditions/muscle-cramp/symptoms-causes/syc-20350820
  • Michael Levin. Calambres musculares. MSD Manuals. https://www.msdmanuals.com/es-ar/hogar/enfermedades-cerebrales,-medulares-y-nerviosas/s%C3%ADntomas-de-los-trastornos-cerebrales,-medulares-y-nerviosos/calambres-musculares
  • Avila-Sosa, Raúl & Navarro, Addi & Vera-López, Obdulia & Dávila-Márquez, Rosa & Melgoza-Palma, Nohemí & Meza-Pluma, Ramón. (2011). Romero: una revisión de sus usos no culinarios. Ciencia y Mar. 23-36.