Remedios sencillos y naturales para proteger nuestro hígado

Elena Martínez Blasco · 30 abril, 2020
Este artículo ha sido verificado y aprobado por el médico Nelton Abdon Ramos Rojas el 20 febrero, 2020
El hígado es un órgano fundamental, aprende como cuidarlo adecuadamente para prevenir el desarrollo de enfermedades.

El hígado es el órgano más grande y uno de los más importantes que tenemos. Entre sus funciones destaca la de transformar los alimentos en energía, eliminar las toxinas y ayudar al proceso de digestión. Además, también es uno de los órganos que más se ven afectados por la mala alimentación, las emociones negativas y los malos hábitos.

Tal como explican los profesionales de MedlinePlus, existen muchos tipos de enfermedades hepáticas. Están las enfermedades causadas por virus, como la hepatitis A, la hepatitis B y la hepatitis C, también las enfermedades causadas por drogas, venenos o toxinas o por ingerir demasiado alcohol. Los ejemplos incluyen enfermedad por hígado graso y cirrosis son otra posibilidad, al igual que el cáncer de hígado. Por último, están las enfermedades hereditarias, como hemocromatosis y la enfermedad de Wilson.

Todas ellas son de gravedad, y ante cualquier síntoma es fundamental acudir a un especialista y someterse a un correcto tratamiento. Independientemente, para poder hacerles frente de un mejor modo si una de ellas se desarrollara, y sobre todo prevenir su aparición, es posible hacer uso de algunos remedios naturales.

A continuación, repasamos algunos remedios sencillos, naturales y económicos para mantenerlo saludable.

Alimentación y nutrición

Lo que no conviene a nuestro hígado

Tal como explican los expertos, los alimentos nutren o perjudican a nuestro hígado, y por ello esta será la primera medida para mantenerlo saludable. Optaremos por una alimentación ecológica, libre de aditivos (colorantes, saborizantes, etc.) lo más natural posible. Además, recomendamos evitar:

  • Alcohol
  • Fritos
  • Bebidas artificiales, energéticas, refrescos
  • Abusar de la carne roja
  • Precocinados, ultraprocesados, chucherías y bollería industrial
  • Abuso de los lácteos
  • Azúcar y endulzantes artificiales

Ver también: 6 remedios de plantas que ayudan en el tratamiento del colesterol alto

Hay que tener en cuenta que los medicamentos también pueden afectar a nuestro hígado. Conviene leer siempre detenidamente los efectos secundarios del prospecto y seguir estrictamente todas las recomendaciones del profesional que nos lo haya recetado.

Lo que beneficia a nuestro hígado

En cambio nos serán muy beneficiosos los siguientes alimentos:

  • Frutas y verduras, combínalas, encuentra formas diversas de cocinarlas, existen miles de opciones.
  • El zumo de manzana y zanahoria son buenas alternativas a los refrescos procesados. También pueden hacerse batidos de frutas y hortalizas.
  • Pomelo
  • Pescado azul
  • Cereales integrales

Además de consumir estos alimentos diariamente es muy importante que sepamos que el hígado se regenera durante la madrugada, y que por lo tanto es mejor cenar poca cantidad o bien hacerlo temprano, para que por la noche no tenga que estar digiriendo todavía la cena.

Como suplementos nutritivos nos serán muy beneficiosas las vitaminas del grupo B. Estas vitaminas bajan las transaminasas y tonifican el hígado. Podemos consumir alimentos que las contengan, como por ejemplo la levadura de cerveza, o bien tomar algún suplemento natural.

Emociones contenidas

Al hígado no sólo le afecta la alimentación. Según la Medicina Tradicional China, la ira y los nervios contenidos pueden fomentar que sea dañado. Para evitarlo deberemos aprender a gestionar nuestras emociones y realizar actividades que nos ayuden a canalizar la rabia, como por ejemplo deportivas o artísticas. Además, hay un remedio homeopático que nos puede ayudar para cuando hay rabia y enfado contenidos: Chamomilla 15CH.

No existen evidencias científicas que sustenten esta teoría aunque sí algunos estudios leves que han querido ahondar en ello.

En todo caso, recuerda acudir siempre en primer lugar a un especialista. Cuidar el hígado es fundamental para gozar de un buen estado de salud y poder llevar una vida plena.

Ver también: Mejora la salud de tu hígado con un simple remedio: el boldo

  • Melzer, O. A., Rothkopf, M. M., & Ganjhu, L. (2014). Nonalcoholic fatty liver disease. In Metabolic Medicine and Surgery. https://doi.org/10.1201/b17616
  • Guan, Y.-S., & He, Q. (2015). Plants Consumption and Liver Health. Evidence-Based Complementary and Alternative Medicine. https://doi.org/10.1155/2015/824185
  • Trefts, E., Gannon, M., & Wasserman, D. H. (2017). The liver. Current Biology. https://doi.org/10.1016/j.cub.2017.09.019