Delicioso requesón con miel, prepáralo con esta sencilla receta

Jesús Bordones · 29 enero, 2019
Además de tomarlo en frío y sin previa preparación, con el requesón con miel podemos elaborar una deliciosa tarta al horno con la que saciar nuestros antojos sin excedernos con las calorías.

¿Estás en búsqueda de un postre que no contenga demasiadas calorías? ¿Que no te haga sentir culpable después que lo hayas comido? ¿Que además te ayude a satisfacer los antojos? El dulce de requesón con miel es una de las mejores alternativas que tienes para que puedas hacer desde casa.

Descubre esta receta paso a paso y disfruta de un dulce muy nutritivo y saludable. ¡Sigue leyendo!

El horno adecuado

Requeson partido en trozos.
La temperatura del horno es imprescindible en la preparación del requesón.

Con respecto a las tartas de queso, esta que estás por hacer incluye dentro de la preparación cierto detalle minucioso con la temperatura del horno. Si bien no todos son iguales, no menos cierto es que es imprescindible conocer a fondo cómo funciona a ciertas temperaturas y si te servirá o no para este dulce.

Ahora bien, una vez hayas probado y solucionado los pormenores del horno, será momento de que te relajes un poco y continúes leyendo los increíbles beneficios que encuentras con este delicioso requesón con miel. Un postre con mucha consistencia pero con una sencillez impensada.

¿Hay dulces saludables?

Dentro de la realización de los postres, siempre suelen surgir mitos que en parte son propagados por los medios y otros que han pasado de generación en generación y aún se mantienen. Para ejemplificar mejor esta idea, te mostraremos uno que es muy común y que quizás hayas escuchado ya antes.

«Los dulces son malos porque tienen azúcar». Parecería bastante difícil poder encontrar alguien que escape a esto. Lo cierto es que es falso. Los jugos naturales, bocadillos, leche líquida o en polvo y el chocolate son algunos de los ingredientes que también contienen azúcar pero no por ello son percibidos como «malos». Todo depende de la cantidad que consumamos y de la calidad de nuestros alimentos.

El requesón con miel puede ser una opción sana

Si deseas preparar un exquisito requesón con miel, que no te detenga este rumor infundado. Asimismo, es ideal si estás bajo una dieta porque quieres perder algunos kilos o solo porque cuidas tu figura. Solo ten cuidado en las porciones y los acompañantes con los que decidas comer este postre de requesón con miel.

Otro imponderable que también hay que tener en cuenta es el de las grasas. Una tarta entera puede tener un peso máximo de 1 kilo y, por lo general, no es ingerida toda por un solo individuo. También debemos tener en cuenta el resto de hábitos alimentarios que, en caso de ser negativos, sí que harían diferencia.

Esperamos que emplees estos datos para tener confianza y así poder realizar con toda seguridad esta deliciosa y sencilla receta de requesón con miel. Verás que lo que estás por hacer valdrá cada minuto que emplees en la preparación.

Lee este artículo: ¿Por qué engordo si estoy a dieta?

Conoce cómo hacer un delicioso requesón con miel

Potencia el sabor de este postre con una copa de vino

Copas de vino brindando.
El vino blanco aportará un contraste de sabores para disfrutar de este postre.

El vino es un elemento que tiene unos usos increíbles. Por lo general, es visto como una bebida alcohólica que solo se consume con comidas saladas, pero nada más alejado de la realidad. Para este postre, un buen acompañante podría ser un bueno vino blanco.

¿Por qué de este tipo en particular? Muy simple: por la base con la que realizarás el postre, que está compuesta por yogur griego, huevos y nueces. En definitiva, el contraste hará que disfrutes muchísimo más este postre tan delicioso.

Receta para hacer requesón con miel

Ingredientes

  • 2 ½ tazas de requesón (450 g)
  • 1 taza de yogur griego (240 g)
  • ½ taza de azúcar (100 g)
  • 3 huevos
  • 2 cucharadas de harina de trigo (30 g)
  • 1 cucharada de miel (25 g)
  • 1 taza de nueces (150 g)

Descubre: Receta para preparar yogur griego en casa

Preparación

  • Inicia batiendo el requesón, el yogur griego y el azúcar en un bol mediano.
  • A continuación, incorpora los huevos y de a poco continúa batiendo hasta lograr que se integren bien los ingredientes.
  • Cuando lo hayas mezclado todo, añadirás la harina de trigo, ya tamizada, y harás una masa homogénea, sin grumos.
  • Guarda en la nevera por espacio de 30 minutos.
  • Precalienta el horno a 180 ºC, unos 10 minutos antes de sacar la masa de la nevera.
  • A continuación, vierte la masa en un molde y métela en el horno por 1 hora.
  • Como te aconsejamos con anterioridad, en función de tu tipo de horno, procura revisar la tarta al pasar 40 minutos. Asegúrate de que no esté lista anteriormente.
  • Para finalizar, ya lista la tarta de requesón con miel, deja que repose varios minutos.  Cuando esté tibia, llévala al refrigerador por 2 horas.
  • Pasado el tiempo, vierte la miel por encima, a modo de sirope, y decora con las nueces.