Rollitos de pechuga con jamón y queso

Belén Gisbert · 2 julio, 2015
Recuerda que el jamón serrano ya le aportará un toque salado a la preparación, por lo que no conviene excederse a la hora de condimentar la carne

Si deseas hacer una cena rápida, o una comida improvisada y deliciosa, esta es tu receta: rollitos de pechuga con jamón y queso. Si conoces los flamenquines cordobeses, aunque varían, tienen una similitud. En vez de llevar filetes de ternera como los flamenquines, estos rollitos los haremos de pechuga de pollo.

Los rollitos dispondrán de unos sanos filetes de pechuga que puedes escoger de entre pollo o pavo, si lo quieres más saludable todavía.

Aparte de la deliciosa pechuga, dentro llevará queso y jamón serrano. El queso es mejor en lonchas para que se adapte mejor a la forma de rollito sin romperse.

El sabor del queso es opcional: puedes poner un havarti, un cheddar, un semicurado, tipo sándwich, etc. Eso depende del gusto de cada uno, más fuerte o más suave.

El relleno es como en todo: cuanta más calidad, más buena sale la receta.

Por último, cuando esté el rollito hecho, se rebozará en huevo y pan rallado para luego freir en abundante aceite. Una vez escurridos, son una delicia.

A los niños les encanta esta receta. Su combinación de sabores es de sus preferidas y acertarás en su menú. ¡Sorpréndeles con el acompañamiento! Patatas gajo y ensalada.

Dicho todo esto, vamos a ponernos manos a la obra:

Rollitos de pechuga con queso y jamón con patatas gajo y ensalada 

rollos pollo rellenos

Ingredientes para 4 personas

  • 4 pechugas de pollo o pavo fileteadas
  • 4 filetes de queso a tu elección
  • 4 lonchas de jamón serrano
  • 1 huevo
  • 50 g de pan rallado
  • Una pizca de sal
  • Pimienta
  • Aceite para freír (si es oliva virgen extra, mejor que mejor)

Para acompañar

  • 2 patatas grandes
  • Especias varias (tomillo, orégano, pimentón, pimienta, perejil, ajo seco…)
  • Sal
  • Harina
  • Lechuga, tomate y queso fresco 

Preparación

Preparamos los rollitos

  • Abrimos las pechugas sobre la bandeja de horno o la encimera y añadimos una pizca de sal y pimienta negra.
  • Encima de cada pechuga colocaremos el queso fileteado.
  • Después, pondremos encima una loncha de jamón serrano por cada pechuga.
  • A continuación, iremos enrollando una pechuga cogiendo un extremo primero y doblando hacia el interior. Con la ayuda de los dedos, iremos enrollando hasta el final.
  • Para fijar el rollito y que no se abra o se despegue, insertaremos en medio un palillo, que atraviese toda la carne para fijar bien.
  • Repetimos todo el proceso con el resto de pechugas.
  • En un plato aparte, batiremos un huevo con la ayuda de un tenedor. Añadimos otra pizca de sal.
  • En otro plato colocaremos el pan rallado.
  • Cogemos un rollito de pechuga con queso y jamón, y lo pasamos bien por el huevo, de manera que se impregne por todos los lados. Con la ayuda de dos tenedores, lo cogemos, lo elevamos y escurrimos el exceso de huevo.
  • Después, pasaremos ese mismo rollito por el plato con el pan rallado, de manera que se cubra todo. Sacudimos ligeramente para quitar el exceso de pan rallado.
  • Reservamos en un plato.
  • Repetimos ambos procesos con el resto de rollitos.
  • Para el siguiente paso, pondremos a calentar el aceite de oliva virgen extra en una sartén. Cuando esté caliente, añadimos un rollito o dos y freímos bien. Esperamos a que se dore la parte de abajo y le damos la vuelta. Ha de dorarse por todos lados.
  • Una vez frito y dorado, sacamos de la sartén y los colocamos en un plato con papel de cocina absorbente. De este modo, se escurrirá el exceso de aceite.
  • Al servirlos, no te olvides de quitar el palillo.
patatas fritas avlxyz

Preparamos el acompañamiento: patatas gajo

  • Lava las patatas, colócalas en un plato apto para el microondas, con piel y todo. Lo metemos en el micro y calentamos durante 4 minutos.
  • Sácalas y deja enfriar.
  • Mientras tanto, coge una bolsa de plástico o de bocadillos. Introduce dentro una pizca de sal, dos cucharadas de harina y las especias que quieras, todas valen.
  • Corta las patatas con piel en cuadrados pequeños. Introduce estos cuadrados o trozos en la bolsa de plástico y agita todo enérgicamente.
  • En el mismo aceite que habíamos hecho los rollitos, freímos los trozos de patata adobados hasta que se doren. Sacamos y dejamos escurrir el aceite sobrante en un plato con papel absorbente.

Preparamos la ensalada

  • Lava la lechuga, córtala en juliana y ponla en una ensaladera.
  • Lava y corta el tomate en trozos.
  • Corta en trozos el queso fresco. Pon todo en la ensaladera.
  • Adereza con aceite de oliva virgen extra y una pizca de sal. Espolvorea orégano encima.

¡Que comida o cena más completa! Rollitos de pechuga con queso y jamón, con patatas gajo y ensalada.

Imagen destacada cortesía de Nervión al día.