Rutina de ejercicios para personas con la enfermedad de Parkinson

14 Agosto, 2020
Este artículo ha sido escrito y verificado por la médica Elisa Martin Cano
El ejercicio puede ayudar a mejorar el equilibrio, la coordinación y la movilidad en general de las personas con párkinson. Te explicamos algunos ejemplos.
 

Realizar ejercicios para la enfermedad de Parkinson es parte del abordaje actual de la patología, la cual es un trastorno progresivo crónico del sistema nervioso que afecta al movimiento. Suele comenzar con un temblor fino en las manos y, a medida que avanza, los temblores aumentan, los movimientos se vuelven cada vez más lentos y se altera el equilibrio.

De hecho, la pérdida del equilibrio y de coordinación constituyen unos de los síntomas más incapacitantes. Esto se debe a que provocan que esa persona tenga un mayor riesgo de caídas. Disminuyen la autonomía y la independencia del enfermo.

Se ha visto que el ejercicio refuerza tanto el estado físico como mental de aquellos que sufren la enfermedad de Parkinson, mejorando su movilidad. Por ello, en este artículo te explicamos ejemplos de rutina de ejercicios aplicables.

Ejercicios aeróbicos para la enfermedad de Parkinson

Antes de comenzar a hablar de los ejercicios específicos que ayudan a mejorar la movilidad en la enfermedad de Parkinson, es importante señalar que los deportes aeróbicos estándar también pueden servir de ayuda.

Por ejemplo, se recomienda que los pacientes con párkinson leve realicen sesiones de bicicleta estática. Del mismo modo, hay una serie de ejercicios con pelota bastante dinámicos que también están indicados. Lo ideal es hacerlo entre dos personas.

El paciente debe estar sentado sobre una superficie o una silla. Con la mano derecha hace rebotar la pelota desde atrás hacia delante. Después, debe probar con la otra mano. Otra variante consiste en que la otra persona le lance la pelota al paciente, ya sea a ras del suelo o por el aire, y este la coja con sus manos.

 

Algunos expertos recomiendan utilizar el tapiz rodante para entrenar la marcha. Sin embargo, un estudio publicado en la revista Cochrane concluyó que supone ciertas mejorías a nivel de velocidad, pero que no hay suficiente evidencia.

Mujer realiza pesas.
El abordaje del párkinson mediante ejercicios es parte del tratamiento actual de la patología.

Quizá te interese: Día Mundial del Parkinson: primeros síntomas y cómo detectarlo

Ejercicios de desplazamiento

En la rutina de ejercicios para la enfermedad de Parkinson se deben incluir algunos que se centren en la marcha. En primer lugar, los rehabilitadores suelen probar con la marcha talón-punta, incluyendo obstáculos en el camino.

Para ello se necesita un espacio que sirva como pasillo en el cual se coloquen los obstáculos. Deben ser objetos no muy altos, de unos cinco centímetros. La idea es que el paciente tenga que levantar los pies al caminar para sobrepasarlos.

Este ejercicio puede realizarse incluso con el andador. Por otra parte, podemos utilizar ese mismo espacio para hacer desplazamientos laterales. Es un movimiento que, a medida que avanza la enfermedad, se pierde.

Del mismo modo, algunos incluyen en la rutina pasos de baile, como el tango o el vals. Al acompañar esta rutina con música, la experiencia se vuelve más amena para el paciente. Además, estos pasos exigen cierta coordinación y estabilidad, por lo que se consideran bastante completos.

 

Podría gustarte: Xadago, un medicamento para el Parkinson

Ejercicios de equilibrio

En la rutina para mejorar la movilidad en la enfermedad del Parkinson se deben incluir ejercicios que sirvan para incrementar el equilibrio. Para ello, un trabajo publicado en la revista electrónica Ciencia e Innovación Tecnológica en el Deporte recomienda ciertas posturas de yoga.

Son posturas más o menos simples que requieren concentración y búsqueda del equilibrio. Por ejemplo, una de ellas se basa en colocarse con las piernas separadas y los brazos en cruz. Se debe cruzar una pierna sobre la otra a la vez que se levanta uno de los brazos.

Otro ejemplo es colocarse de pie, elevando la pierna derecha a la vez que el brazo izquierdo. Después se repite con los miembros contrarios. Todas estas posturas deben sincronizarse con la respiración.

Supervisión de ejercicios para el párkinson.
Supervisar los ejercicios es tarea fundamental, para que el paciente realice los movimientos correctos.

Los beneficios del ejercicio en la enfermedad de Parkinson

Una investigación realizada en Venezuela analiza de manera extensa los beneficios del ejercicio en la enfermedad de Parkinson. Este estudio concluye afirmando que una rutina adecuada es útil en cualquiera de los estadios de la patología.

 

De hecho, la mejoría física se mantiene mientras que el paciente siga ejercitándose. Además, debemos tener en cuenta el hecho de que el ejercicio no solo aporta un bienestar físico, sino que también ayuda a mantener un estado anímico más estable.

La enfermedad de Parkinson puede llegar a ser muy incapacitante y la propia pérdida de la autonomía afecta de manera notable a la autoestima de estas personas. Por eso, el ejercicio tiene un papel fundamental. Al mejorar la movilidad, también aumenta la independencia.

Es esencial que la rutina de ejercicio siempre esté supervisada y elaborada por un especialista en la materia. El tratamiento de esta enfermedad debe ser guiado por un equipo multidisciplinar que cuente con fisioterapeutas, rehabilitadores y logopedas.

 
  • PROGRAMA DE EJERCICIOS FÍSICOS TERAPÉUTICOS Y MASAJE PARA LA REHABILITACIÓN DE LA ENFERMEDAD DEL PARKINSON EN EL HOGAR | Martínez- Ledea | Revista científica especializada en Cultura Física y Deportes. (n.d.). Retrieved August 7, 2020, from https://deporvida.uho.edu.cu/index.php/deporvida/article/view/488
  • Conjunto de ejercicios que contribuyan a la rehabilitación de pacientes con la enfermedad de Parkinson que asisten a los círculos de abuelos. (Estadio inicial) | Morales Romero | PODIUM - Revista de Ciencia y Tecnología en la Cultura Física. (n.d.). Retrieved August 7, 2020, from http://podium.upr.edu.cu/index.php/podium/article/view/361/366
  • Gómez-Regueira, N., & Escobar-Velando, G. (2017, January 1). Tratamiento fisioterapéutico de las alteraciones posturales en la enfermedad de Parkinson. Revisión sistemática. Fisioterapia. Ediciones Doyma, S.L. https://doi.org/10.1016/j.ft.2016.02.002
  • Entrenamiento en cinta rodante para pacientes con enfermedad de Parkinson | Cochrane. (n.d.). Retrieved August 7, 2020, from https://www.cochrane.org/es/CD007830/MOVEMENT_entrenamiento-en-cinta-rodante-para-pacientes-con-enfermedad-de-parkinson
  • Rodríguez Hernández, Adria, and Adriana González González. "Fisioterapia y musicoterapia, como terapia complementaria ante el ejercicio físico en el Parkinson." (2019).
  • Solangel Hernández Tápanes, D., Esteban Ventura Velázquez, R., Tania Bravo Acosta, D., Martín Cordero, J., & Miriela Cabrera, D. (2006). Rehabilitación en la enfermedad de Parkinson. Archivos de medicina, ISSN-e 1698-9465, Vol. 2, No. 1, 2006 (Vol. 2). Asociación Española de Médicos Internos Residentes. Retrieved from http://www.archivosdemedicina.com
  • Ibarra de Vidal, L. del C., Monzón Rangel, Y., Araujo, H., & Salinas, P. J. (2010). Efectos del ejercicio, supervisado o no, en la calidad de vida de pacientes con enfermedad de Parkinson. MedULA: Revista de La Facultad de Medicina, ISSN-e 0798-3166, Vol. 19, No. 2, 2010, Págs. 95-101, 19(2), 95–101. Retrieved from https://dialnet.unirioja.es/servlet/articulo?codigo=4768705&info=resumen&idioma=ENG
  • Bellas Rey, Noelia. "O Parkinson: beneficios do baile sobre as alteracións motoras." (2018).